Islas

101 / 292

101 / 292

Long Island

Sus 190 kilómetros le dan el nombre, que literalmente significa isla larga. Va desde el puerto de Nueva York a la pequeña localidad de Montauk y alberga los distritos de Brooklyn y Queens. Playas, museos y barrios hipsters en una isla que es todo un universo neoyorquino. 

Foto: NYCGO

102 / 292

State Island

En esta isla se ubica uno de los cinco distritos que forman Nueva York. Si quieres playa, es uno de los lugares a los que deberás ir. El viaje hasta State Islan es un espectáculo panorámico que parte de South Ferry en Lower Manhattan, recorre el puerto de Nueva York y pasa por la isla de la Libertad. El punto más alto de Nueva York es la colina Todt, en Staten Island. 

Foto: NYCGO

103 / 292

Randall's Island

Isla de Randall está enlaza por una pequeña porción de tierra con Isla de Ward. Ambas forman parte administrativamente de Manhattan. La isla de Randall es un pequeño refugio para la práctica del atletismo. En época de verano, el parque suele albergar diferentes conciertos y festivales.

Foto: NYCGO

104 / 292

City Island

Una pequeña isla para sentirse fuera de Nueva York. Muy cerca de la costa del Bronx, City island es un lugar perfecto para encontrar delicias gastronómicas en sus pintorescos restaurantes de mariscos. Todo ello, en un ambiente que emula el encanto de los pueblos pesqueros de Nueva Inglaterra.

Foto: NYCGO

105 / 292

Islas Salomón

El calentamiento global provocado por la actividad humana hace que cada año aumente el nivel de los océanos. Un hecho que tiene consecuencias como las del 2016, cuando cinco islas al norte del archipiélago de las Islas Salomón, en el Pacífício, desaparecieron bajos las aguas. Los habitantes de este paraíso ya están buscando un nuevo lugar donde vivir dado el imparable avance del océano.

Foto: Gtres

106 / 292

Pico Cão Grande

El pico Cão Grande es una de las formaciones geológicas más emblemáticas de la isla de Santo Tomé, la mayor isla de la República Democrática de Santo Tomé y Príncipe, un país formado por varias islas situadas en el golfo de Guinea, al oeste de África. La especie Naja peroescobari habita en zonas cercanas.

Foto: Luis Ceríaco

107 / 292

Plantanción de palmeras

La plantación de palmeras supone una gran preocupación en lo que se refiere a la deforestación de la isla. En las zonas cercanas habita la especie Naja peroescobari.

Foto: Luis Ceríaco

108 / 292

Descubrimiento de la isla

Un monumento indica el lugar en el que desembarcaron los navegantes portugueses Pêro Escobar (Pedro Escobar) y João de Santarém cuando descubrieron la isla de Santo Tomé en 1471.

Foto: Luis Ceríaco

109 / 292

León Dormido, San Cristóbal

Primer premio en la categoría: Paisajes

Esta inusual imagen del León Dormido, una formación rocosa de origen volcánico también conocida como Kicker Rock , fue tomada de la playa de Cerro Brujo en la isla de San Cristóbal alzándose con el primer premio en la categoría Paisaje. El León Dormido es uno de los hitos geográficos más espectaculares de las islas y con sus dos torres de aproximadamente 140 metros de altura empequeñece a cualquier barco que navegue en sus inmediaciones. 

Foto: Eric Williams / Galapagos Conservation Trust 2017

110 / 292

Mosquera Sunshine

Segundo premio en la categoría: Paisajes

Esta imagen tomada durante una apacible mañana en el islote de Mosquera, cerca de la isla de Santa Cruz, se hizo con el segundo premio de la categoría Paisajes. Con el telón de dondeo del océano Pacífico, en ella podemos apreciar a una pequeña colonia de zapayas o abuetes negros -Grapsus grapsus- sobre las rocas volcánicas de las playas del islote.

Foto: Charlotte Brett / Galapagos Conservation Trust 2017

111 / 292

Siempre Angelito VI

Tercer Premio

El Siempre Angelito VI es un barco varado en la costa de la isla de San Cristóbal. El fotógrafo quedó fascinado por el papel que el tiempo ha tenido en su belleza. Esta imagen también ganó el primer premio en la categoría El Hombre en el Archipiélago.

Foto: Andrés Eduardo Paredes Buenaño / Galápagos Conservation Trust 2017

112 / 292

Interstellar Travel

Mención de honor en la categoría: People and Space

En un intento de recrear la sensación de viajar por el espacio, este fotógrafo escapó de las luces de la ciudad y se aventuró en la isla de la Reunión, situada frente a la costa de Madagascar. Vestido con un traje espacial, a los pies de la Vía Láctea Sur y las nubes de Magallanes,  el fotógrafo parece un auténtico viajero estelar.

Isla de Reunión, Francia, 3 de septiembre de 2016
Nikon D4S camera, 14-24 mm lens at 14 mm f/2.8, ISO 500, 30-second exposure

Foto: Fu Dingyan / Insight Astronomy Photographer of the Year 2017

113 / 292

Cuevas de Artà (Mallorca)

Se encuentran ubicadas en la costa del término de Capdepera, en el Cap Vermell. La visita de las Cuevas de Artà se inicia cuando entramos directos en el gran "Vestíbulo", un espacio con estalactitas y estalagmitas de impresionantes dimensiones y formas. La más espectacular es una estalagmita de 22 metros de altura, una de las más grandes de Europa, situada en la “Sala de la Reina”. En la estancia conocida como “El Infierno” se ofrece un espectáculo de luz y sonido que hará la delicia de los mayores y de los más pequeños de la familia. Hacia el final del trayecto de estas cuevas podremos disfrutar de unas de las vistas de Mallorca más espectaculares sobre la Bahía de Canyamel. 

Foto: Walking Formentera

114 / 292

Cuevas dels Hams (Mallorca)

Estas cuevas localizadas en Porto Cristo son famosas en todo el mundo por sus singulares formaciones arborescentes. las cuevas fueron descubiertas en 1905 siendo las primeras que se abrieron al público en España, en 1910.  El recorrido de las cuevas del Hams comienza descendiendo a la Cueva Redonda, en la que se disfruta de un extenso jardín botánico. La Cueva Azul sirve de sala de proyecciones para un documental sobre la historia de Mallorca y de las cuevas. El siguiente espacio que se visita es la Cueva Clásica, compuesta por 12 galerías y por un lago subterráneo con pequeños crustáceos prehistóricos.

Foto: Agencia de Turismo de Islas Baleares

115 / 292

Cuevas del Drach (Mallorca)

En el municipio de Manacor, cerca de Porto Cristo, encontramos un conjunto de cuatro grandes cuevas conectadas entre sí que están consideradas como las más populares de Mallorca. Las Cuevas del Drach se extienden hasta una profundidad de 25 metros y en ellas existe un gran lago subterráneo (el Llac Martel de unos 115 metros de longitud)  catalogado como uno de los mayores del mundo. Este lago lo podremos cruzar en barca al finalizar los conciertos de música clásica que se ofrecen diariamente en directo con las visitas guiadas a las Cuevas del Drach.

Foto: Walking Formentera

116 / 292

Cuevas de Campanet (Mallorca)

Estas impresionantes cuevas se encuentran al pie de la Serra de Tramuntana. La visita a las Cuevas de Campanet sorprende por al encontrarnos con una ornamentación natural de gran belleza. Tanto por su indudable valor científico como por su interés lúdico, son muy apreciadas dentro del patrimonio natural de Mallorca. Cerca se encuentra Ses Fonts Ufanes, que tras periodos de lluvias puede llegar a evacuar caudales de hasta 30 metros cúbicos por segundo, constituyendo un espectáculo impresionante.

 

Foto: Walking Formentera

117 / 292

Cueva de Can Marçà (Ibiza)

Es la cueva más espectacular de Ibiza. Se localiza en un enclave de gran belleza al norte de la isla. Se calcula que tiene más de 100.000 años de antigüedad. La cueva fue descubierta por grupos de contrabandistas que la usaron como escondite para sus mercancías. A partir de la década de los 80, es uno de los destinos turísticos más importantes de Ibiza. Si visitas la Cueva de Can Marçà, desde el paseo que conduce a la entrada hay unas vistas sobre los acantilados espectaculares. 

Foto: Walking Formentera

118 / 292

Playa de Formentor (Mallorca)

Esta ensenada, también conocida como Cala Pi de la Posada, se encuentra a 20 kilómetros de Alcúdia. Es conocida por su hotel, donde se hospedaron actores como John Wayne y escritores como Octavio Paz. Es una de las playas más extensas de Mallorca, con casi un kilómetro en la que los montes sirven de abrigo a los vientos. En sus aguas cristalinas llegan a reflejarse los pinos y encinas. Su belleza la convierte en una playa con una alta densidad de ocupación, por lo que en los meses de verano lo mejor será llegar pronto.

Foto: Gtres

119 / 292

Playa de Es Trenc (Mallorca)

Una de las pocas playas vírgenes que quedan en Mallorca. Esta maravilla de arena blanca y fina y aguas turquesas la encontramos cerca de la localidad de Campos, aunque bien podría pasar por una playa del Caribe. Lo único que la delata son los pinos que la rodean. Este arenal se divide en dos: Ses Covetes, donde se practica el nudismo, y Ses Salines, junto a una salina donde se extrae flor de sal.

Foto: Gtres

120 / 292

Cala Varques (Mallorca)

Cala Varques es una pequeña cala de unos 70 metros de longitud es uno de esos rincones perdidos que aún se pueden encontrar en Mallorca. Acercarse a esta cala próxima a Manacor es casi hacer un viaje en el tiempo a la Mallorca de mediados del siglo pasado, pues permanece libre de presiones urbanísticas. Esta joya está dentro del Área Natural de Especial Interés de las Calas de Manacor. Su acceso solo es posible desde mar o bien caminando por un camino rural. Al llegar nos aguarda un paisaje bellísimo de aguas cristalinas, arenas blancas y un frondoso pinar, donde pasar un agradable día de baño.

Foto: Olaf Tausch / CC

121 / 292

Playa de Cavalleria (Menorca)

Una de las playas más bellas y tranquilas del norte de Menorca. Con algo más de medio kilómetro de longitud se trata de un arenal virgen típico de esta zona de la isla, con arena gruesa y rojiza y entre acantilados. Destaca su extenso sistema de duna. Los lugareños advierten: Playa de Cavallería está muy expuesta a la tramontana por lo que recomiendan escoger otras playas en caso de que sople el viento.

Foto: Javier Álvaro

122 / 292

Playa del Torrent de Pareis (Mallorca)

El Torrente de Pareis (Torrent de Pareis) es un torrente que cruza la Sierra de Tramontana y llega hasta el mar Mediterráneo. Es la excursión reina para los amantes del senderismo que llegan hasta Mallorca. El trayecto es espectacular, y el premio está al llegar a la desembocadura donde se forma una pequeña cala (Sa Calobra) entre dos impresionantes acantilados de más de doscientos metros. Su acceso se realiza a pie a través de un túnel.

Foto: AP

123 / 292

Cala Presili (Menorca)

Cala Presilli, o también conocida como Capifort, es una playa virgen poco frecuentada que se encuentra al norte de Menorca, en los límites de la zona protegida de la Albufera des Grau. Es la primera de las playas que se alcanzan desde el Faro de Favàritx, siguiendo el Camí de Cavalls, el camino que bordea la costa de Menorca. Sus aguas, protegidas por espigones naturales, son muy calmas. A diferencia de otras playas de la zona, ésta disfruta de arena fina y blanca.

Foto: Fundación Destino Menorca

124 / 292

Cala Pregonda (Menorca)

Es una de las playas más características de Menorca. Su singularidad está en los islotes que la salpican y que la protegen de las olas y de los vientos del norte. Su arena rojiza contrasta con el color turquesa del mar. La zona está protegida dentro de las Áreas Naturales de Especial Interés de la isla. El entorno se mantiene casi salvaje y no hay servicios de ningún tipo. 

Foto: Fundación Destino Menorca

125 / 292

Isla de Tabarca (Alicante)

Antiguo refugio de piratas berberiscos, la Isla de Tabarca es la única que está habitada en la Comunidad Valenciana. Se encuentra frente a la ciudad de Alicante y cerca del cabo de Santa Pola. Las aguas de este pequeño archipiélago están declaradas Reserva Marina del Mediterráneo. En verano llegan muchos visitantes a pasar el día desde otras localidades turísticas para disfrutar tanto de algunas de las más bellas playas de la isla como del puerto, donde se puede degustar el tradicional caldero tabarquino.

Foto: Turismo de la Comunidad Valenciana

126 / 292

Playa del Inglés, Valle Gran Rey (La Gomera)

Esta playa en las Islas Canarias es una leyenda para los hippies de los sesenta. Desde entonces, Valle Gran Rey está en el mapa de los últimos refugios de este movimiento cultural. No será la típica playa de arenas blancas; pero no le hace falta cuando lo que entrega es algo mejor: la sensación de libertad. Si quiere practicar el nudismo, este es tu lugar en La Gomera. Solo hay que tener cuidado con las corrientes y el fuerte oleaje que suele ser habitual en la zona.

Foto: Turismo Canarias

127 / 292

La Calera, Valle Gran Rey (La Gomera)

Entre los acantilados, peñascos y plataneras de Valle Gran Rey se ubica la playa de La Calera, la de mayor tamaño del municipio. Se trata de un arenal de arena negra y bolos con un kilómetro de longitud, en un entorno semiurbano. Por lo calmo de su mar es una muy buena opción para pasar un día de playa con niños. No te vayas sin ver la puesta de sol, porque es una de las más bellas que se pueden disfrutar en las Islas Canarias, o eso dicen los del lugar. 

Foto: Turismo Canarias

128 / 292

Playa de Papagayo, Yaiza (Lanzarote)

Esta es la joya de Lanzarote. El ocre del paisaje y la arena dorada contrasta con el esmeralda transparente de sus aguas. Situada en el sur de la isla, tiene forma de bahía por lo que está resguardada del viento y disfruta de aguas calmas ideales para chapuzones en familia. En verano suele estar muy frecuentada, pero sus dimensiones hacen que el espacio no se quede pequeño. Durante el baño se pueden disfrutar de vistas al islote de Lobos y la vecina Fuerteventura

Foto: Turismo Canarias

129 / 292

Playa de Nogales, Puntallana (La Palma)

Para muchos la playa más bella de La Palma y una imprescindible en la lista de mejores playas de España. Playa de Nogales se encuentra en el municipio montañoso de Puntallana. En el contexto de un paisaje rural con montañas, senderos, verde y mar, es ideal para pasar un día alejados del mundo. Se accede a ella tras descender un acantilado durante unos quince minutos. Debido a las intensas corrientes los bañistas deben tener especial precaución. En cambio, para los amantes del surf, es una de las mejores playas de Islas Canarias para coger olas. 

Foto: Turismo Canarias

130 / 292

Playa de Benijo, Taganana (Tenerife)

En el norte de la isla se encuentra uno de los arenales más bellos de Tenerife y una de las playas más bellas de España. Playa de Benijo es de origen volcánico, siendo su arena negra el principal motivo  de sorpresa para el viajero. Se trata de una playa salvaje alejada de núcleos urbanos, por lo que no tiene equipamiento y su acceso se realiza tras caminar unos quince minutos por senderos y escaleras. A cambio se puede disfrutar de atardeceres antológicos como el de la imagen. Pura naturaleza, sin trampa ni cartón que la convierte en una de las playas más espectaculares de España.

Foto: Turismo Canarias

131 / 292

Charco Azul, La Frontera (El Hierro)

No solo de playas vive el baño veraniego. En El Hierro, también se puede disfrutar de las características piscinas naturales que se encuentran en muchos lugares del archipiélago canario. Pero la del Charco Azul, en el municipio de La Frontera, es tal vez la más representativa. La perfección solo puede llegar de la mano de la naturaleza, aunque estas piscinas se han adaptado para un disfrute más seguro y relajado. El contraste que crea la lava al contacto de las aguas turquesas acompaña los baños placenteros. ¡Una verdadera joya! 

Foto: Turismo Canarias

132 / 292

Archipiélago de Zadar

Más de 300 islas se extienden frente a la costa donde se sitúa la ciudad de Zadar. Solo una docena están habitadas, cuentan con hoteles, unas cuantas poblaciones de pescadores y campos de olivos que destacan entre las matas de enebro y retama en flor. Un servicio de transbordadores comunica a diario el puerto de Zadar con las islas mayores de Premuda, Olib, Molat, Uglian, Pasman y Dugi Otok. Esta última posee atractivas playas en su costa oriental, protegidas por pequeñas bahías. El sur de la isla forma parte del Parque Nacional Kornati. Premuda, la más aislada, guarda calas de gran belleza, rodeadas de pinares. Las playas de Olib son de arena, a diferencia de la mayoría de calas de la Costa DálmataLos paseos por los pueblos o en coche por el interior descubren iglesias, monasterios y casas de entre los siglos XIII y XV, de piedra blanca y reluciente bajo el sol. La escasa oferta hotelera de las islas queda compensada por las posibilidades de alojarse en casas particulares.

Foto: Age Fotostock

133 / 292

La Catedral de Canarias

Cuentan las crónicas que el joven Galdós pasaba cada día por delante de la Catedral, durante la construcción de la cúpula de la torre sur, para ir a sus clases en el Colegio de San Agustín. La Catedral Basílica de Santa Ana, junto a la Plaza Mayor de Santa Ana, en el barrio de Vegueta, es el monumento más representativo de la ciudad antigua. 

Foto: LPAvisit

134 / 292

Casa Museo de Galdós

La actual Casa-Museo Pérez Galdós se instaló en la vivienda de típica arquitectura canaria de finales del XVIII donde nació Benito Pérez Galdós, en 1843. Vivió en esa casa, en el corazón del barrio de Triana, hasta que con 19 años partió a Madrid. El museo recrea los ambientes familiares en los que se desarrollaron los primeros años del autor. Más información para su visita en la página del museo.

Foto: LPAvisit

135 / 292

Iglesia de San Francisco

En la Iglesia de San Francisco se bautizó a Benito Pérez Galdós. La parroquia de san Francisco de Asís se ubica en la alameda de Colón de Las Palmas de Gran Canaria. De la construcción actual destaca la portada de piedra, de estilo barroco. En una entrevista, dijo el autor que nunca confundiría el son de las campanas de esta iglesia.

Foto: LPAvisit | Quique Curbelo

136 / 292

Barrio de Vegueta

Este barrio es el núcleo fundacional de la capital de Gran Canaria. El barrio de casa coloniales es el espacio de algunos de los monumentos más importantes de las Islas Canarias, como el complejo de la Casa Museo de Colón, la Catedral de Canarias, o Casas Consistoriales de Las Palmas de Gran Canaria. El barrio de Vegueta fue declarado Conjunto Histórico Artístico Nacional el 5 de abril de 1973.

Foto: LPAvisit | Quique Curbelo

137 / 292

Casas Consistoriales

En la Plaza Mayor de Santa Ana, se encuentra el icónico edificio de las Casas Consistoriales de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria. En su interior, en recuerdo de Benito Pérez Galdós, se encuentra el busto de la imagen, que se colocó por acuerdo en 1883 en el Salón Dorado. El salón de sesiones fue testigo de diferentes actos de reconocimiento hacia el autor, como cuando Galdós accedió a la Real Academia Española, o su propuesta como candidato al Nobel de literatura

Foto: LPAvisit

138 / 292

Castillo de If (Marsella, Francia)

Desde la costa, en la bahía de Marsella, Francia, se contempla esta prisión mítica, conocida en todo el mundo por la pluma de Alexandre Dumas, que se basó en ella para escribir El conde de Monte Cristo, en 1844. El Castillo de If es el lugar en el que encierran al héroe de la novela, Edmond Dantès. Para conocer la historia de esta cárcel de estado, que estuvo funcionando desde 1580 a 1871, y cuya ubicación estratégica le permitía proteger a su vez a la ciudad de posibles invasiones, solo hay que embarcar en alguno de los ferry que parten de Vieux Port. Ha sido reabierta recientemente el 12 de junio de 2017.

Foto: CMN

139 / 292

Na Pali

Estos acantilados en Kauai se consideran los más bellos del archipiélago. Para recorrerlos a pie, desembarcar o acampar en la zona se requiere un permiso especial.

Foto: Cameron Brooks

140 / 292

Big Island

Las ballenas yubartas se reproducen cada invierno en el canal que separa Maui de Kahoolawe, pero también es fácil verlas al norte de Big Island.

Foto: Catalin Mitrache / Age Fotostock

141 / 292

Mauna Kea

Atardecer en la cima del volcán Mauna Kea ("montaña blanca"). Al fondo, el Mauna Loa.

Foto: Philip Rosenberg / Age Fotostock

142 / 292

El océano como fuente de inspiración y vida

Como las islas de Hawái se alzan directamente desde el lecho del océano, el archipiélago carece de plataforma continental, la tarima sumergida que sustenta los grandes bancos de pesca. Pero los arrecifes de coral y los minerales que afloran de los volcanes proporcionan a las islas entornos idóneos para admirar los peces de arrecife, las cuatro especies de tortugas, la foca monje de Hawái o los delfines. La costa de Kona (Big Island) atrae a las mantarrayas gracias a la riqueza en plancton de sus aguas. El Kumulipo, cántico hawaiano de la creación, cuenta que la vida surge del mar, y no alude al archipiélago como un grupo de islas, sino como "un mar de islas".  Por esa razón el dicho Malama i ke kai ("ocúpese de proteger el océano") es mucho más que un lema en Hawái.

Foto: Age Fotostock

143 / 292

Orillas ardientes

La lava del Kiluaea (Big Island) se desliza suavemente hasta el mar, donde se enfría en medio de una blanca humareda.

Foto: Age Fotostock

144 / 292

Haleakala

Una ruta asfaltada asciende hasta la cumbre del Haleakala (3.055 metros), en la isla de Maui. Su enorme caldera alberga numerosos conos volcánicos.

Foto: Clive Hollingshead / Age Fotostock

145 / 292

Playas negras

Al norte de la aldea de Hana, en Maui, las pequeñas calas de Pailoa y Keawaiki deleitan a los bañistas con su arena negra y su vida subacuática.

Foto: Chris Martin / Age Fotostock

146 / 292

Cráter Puu Oo

En la costa sudeste de Big Island se puede contemplar cada día el flujo de la lava enroscándose sobre sí misma, como gruesas sogas al rojo vivo.

Foto: Roberto Ivan Cano

147 / 292

Waimoku Falls

Un sendero de 3 kilómetros que remonta el arroyo Pipiway desde Kipahulu, en la costa sudoriental, permite acceder a estas caudalosas cataratas en la isla de Maui.

Foto: Michele Falzone / AWL Images

148 / 292

Napili Bay

Esta playa entre dos salientes rocosos es una de las más bellas de Maui. Las tortugas y las focas monje hawaianas frecuentan sus aguas.

Foto: Tom Green / Age Fotostock

149 / 292

Cuna del surf

El arte polinesio del surf nació en Hawái. La gran profundidad del lecho oceánico junto a la barricada de arrecifes propicia que se formen olas que avanzan con un giro continuo en vez de estallar de golpe. 

Foto: Kifra Lens

150 / 292

A vista de pájaro

Un tour en helicóptero en Kauai permite admirar paisajes de indescriptible belleza, como la cornisa de Na Pali desde el interior (en la foto), el Waimea Canyon o las cascadas del monte Waialeale.

Foto: Christopher Gallello / Age Fotostock