Geografía

1 / 37

1 / 37

El georama de Guérin

Interior del Georama de Guérin. El dibujo, aparecido en L'Ilustration en 1846, muestra la sección de la esfera con la plataforma, la escalera y las paredes interiores pintadas.

FOTO: DEA / Getty Images

2 / 37

La residencia del georama

En la imagen, dibujo que recrea la residencia en los Campos Elíseos de París que albergaba el georama de Guérin aparecido en el semanario L'Illustration

FOTO: DEA / Getty Images

3 / 37

Julio Verne, Ciencia y ficción

Julio Verne encontró, a través de sus Viajes Extraordinarios, la manera de combinar el entretenimiento con la difusión de los conocimientos de su época. Lector obsesivo de revistas científicas y geográficas, él sostenía que cada dato contenido en sus obras «ha sido examinado al detalle y es rigurosamente exacto». En la imagen, aparece en una foto de 1880 coloreada.

FOTO: AKG / Album

4 / 37

Ediciones de lujo

El editor de Julio Verne cuidaba con mimo la estética de los Viajes Extraordinarios para adaptarla a los gustos del público. Así surgió la idea de las portadas diseñadas mediante la técnica del cartonaje, encuadernando los libros con una cubierta de cartón forrada de tela ricamente decorada. La imagen pertenece a una portada original de la novela Víctor Sevardac (1877).

FOTO: Leemage / Prisma Archivo

5 / 37

Adaptaciones teatrales

Muchos de los Viajes Extraordinarios de Julio Verne fueron adaptados al teatro con gran éxito y reportaron beneficios extraordinarios al autor. La caricatura aparecida en el semanario L'Eclipse en 1874 se hace eco del estreno de la adaptación teatral de La vuelta al mundo en 80 días.

FOTO: Bridgeman / ACI

6 / 37

Lugares lejanos y exóticos

A través de los libros de Verne, los lectores europeos se trasladaban a lugares lejanos y exóticos del resto de continentes. En la imagen, el templo de Kali en Calcuta, ciudad a la que llegó Phileas Fogg en La vuelta al mundo en 80 días tras atravesar la India desde Bombay.

FOTO: John Warburton-Lee / Alamy / ACI

7 / 37

Un hombre poco viajero

Al contrario que los personajes de sus libros, Julio Verne apenas salió de Francia. Recorrió la costa atlántica y mediterránea con alguno de sus tres barcos y sus viajes pueden contarse con los dedos de una mano: visitó Escocia, Inglaterra y Escandinavia, e hizo un crucero a Nueva York, donde visitó las cataratas del Niágara (sobre estas líneas en un óleo del siglo XIX) que lo impresionaron. Años más tarde afirmaba no poder "hablar de ello sin emoción".

FOTO: Bridgeman / ACI

8 / 37

Un héroe perdido en África

Las aventuras del doctor Livingstone, quizá el explorador más famoso de todos los tiempos, son legendarias. Las aventuras en África del doctor Livingstone son legendarias. No obstante, fue considerado héroe nacional por los británicos. Entre sus logros están sus exploraciones por las regiones centrales de África que le llevaron a descubrir las cataratas Victoria. Tras algunas desventuras y la muerte de su mujer por disentería, David Livingstone, desapareció por un largo tiempo, por lo que el periódico New York Herald, organizó una exitosa y popular expedición en su búsqueda.

Foto: CC

9 / 37

Un viaje revelador

Cuando tenía 22 años, Charles Darwin, embarcó en el Beagle para iniciar una vuelta al mundo que duró cinco años, y cuyo principal resultado fue una teoría revolucionaria: el origen de las especies y la teoría de la evolución. De aquel viaje, publicó en 1839, el libro Diario y Observaciones (también conocido como Diario de Investigaciones). Algunos de los lugares que visitó y estudió fueron las Islas Canarias, Río de Janeiro, la Patagonia, los Andes, las Islas Galápagos, Nueva Zelanda, hasta llegar de nuevo a Inglaterra. 

Foto: Gtres

10 / 37

El geógrafo moderno

Si hay algún viajero que ejemplifique bien la idea de que "el viaje es conocimiento", ese es el barón Alexander von Humboldt (1769-1859), al menos con permiso de Charles Darwin. En la pintura (Metropolitan Museum of Art, Nueva York) se le puede ver a los pies del volcán Chimborazo, en Ecuador, el punto más lejano del centro de la Tierra, o lo que es lo mismo, el punto más cercano al Sol sin dejar la Tierra. El naturalista alemán exploró todo América del Sur, parte de Asia Central y Europa. 

 

Foto: CC

11 / 37

La vida errante por elección

Hester Stanhope nació en 1776 y dejó la vida victoriana por el desierto, que convirtió en su único hogar. Invirtió la pensión que recibió como herencia para darse el único lujo que realmente le apetecía: viajar. Su vida estuvo llena de aventuras. Tras un naufragio en Rodas en 1812 en el que casi pierde la vida, huyó a Siria y el Líbano junto a un joven amante que conoció en Malta. Viajaron juntos por Grecia, Egipto, Palmira y Jerusalén antes de separarse. Las tribus nómadas de Siria la conocían y era aclamada casi como una reina allá donde llegaba. El mismo Alí Bey quiso conocerla. Pero lo cierto es que sus amigos y siervos la fueron abandonando poco a poco, perdió su fortuna y su delicada salud mental y murió sola y en la miseria; pero donde eligió en vida, en el desierto, frente a las murallas de Palmira. Antes le dio tiempo de dejar un libro, Viaje a Oriente.

Foto: CC

12 / 37

Simbad el marino

Zheng He (1371 - 1433) fue el más grande de los viajeros chinos. Sus viajes, hasta siete expediciones en barco, le llevaron a navegar por el Sudeste Asiático, Indonesia, Ceilán, la India, el golfo Pérsico, la península Arábiga y el este de África. Algunos lo identifican con el legendario Simbad el marino. En descripciones de la época describieron sus ojos "tintineantes como la luz en un río rápido". Seguro que, además, esos ojos vieron auténticas maravillas, como la jirafa que llegó en una de sus flotas como presente desde Bengala para el emperador chino.

Foto: CC

13 / 37

El encuentro con un nuevo mundo

Sus cuatro viajes a América cambiaron el mundo para siempre. En realidad, tal como es sabido, Cristóbal Colón buscaba el lejano oriente con una ruta alternativa que evitara los problemas que habían encarecido el comercio entre Europa y las regiones orientales. Su idea era que el extremo oriental estaba mucho más cerca de lo que en realidad decían los cosmógrafos de la época. Debido a tal error, durante su navegación se encontró con algo inesperado: América, o las Indias, como se denominó el continente hasta  la publicación del Planisferio de Martín Waldseemüller, en 1507.

Foto: CC

14 / 37

Buscando un paso

Entre los grandes mitos de la navegación, encontramos a Fernando de Magallanes (1480-1521). El portugués fue protagonista de grandes gestas en la época, como el descubrimiento del "estrecho de Todos los Santos" (hoy en día estrecho de Magallanes) que les permitió rodear el continente americano al unir los océanos Atlántico y Pacífico. El escorbuto no pudo con él; pero un enfrentamiento con indígenas acabó con su vida, quedando muy cerca de un gran logro: ser el primero en dar la vuelta al mundo, la proeza correspondió a Juan Sebastián Elcano.

Foto: CC

15 / 37

El señor del Pacífico

James Cook (1728-1779) es uno de los grandes exploradores del Océano Pacífico. Abandonó la granja de sus padres para convertirse en un gran capitán para la Armada Real británica. Después de sus tres viajes, entre 1768 y 1779, se acabaron los espacios vacíos y la indefinición de Oceanía en los mapas. Sus viajes sirvieron para determinar la posición exacta y muchas características, tanto antropológicas como botánicas, de Australia, Nueva Zelanda e innumerables islas del Pacífico. 

Foto: CC

16 / 37

EL viajero espía

Para ser un gran viajero hace falta también ser un gran aventurero. Y Domingo Francisco Jorge Badía y Leblich, lo sabía. Sólo así puede un catalán pasar a la historia como Alí Bey. Su carrera es de novela: arabista, viajero, militar, y espía. Sus aventuras lo llevaron a Marruecos, Argelia, Libia y otras regiones del Imperio otomano como Egipto, Arabia, Siria, Turquía y Grecia. Un viaje por el mundo árabe con el que visitó regiones en las que nunca antes había estado un occidental. De ello escribió un libro que se hizo famoso en toda Europa: Viajes de Alí Bey.

Foto: CC

17 / 37

El lugar donde nace el Nilo

John Speke, junto a Richard Francis Burton, ambos oficiales del ejército británico, son representantes de la casta de exploradores de la segunda mitad del siglo XIX que hicieron de África el espacio de innumerables aventuras. La búsqueda de las fuentes del río Nilo, que se resistían a toda expedición, constituyó la asombrosa historia de estos dos hombres

Foto: CC

18 / 37

Una carrera helada

Las exploraciones en la Antártida dieron con una nueva edad heroica de las exploraciones. El británico Robert Falcon Scott y el noruego  Roald Amundsen protagonizaron la carrera por conquistar el Polo Sur. Scott fue un explorador y oficial de la Marina Real Británica que dirigió dos expediciones a la Antártida. El 17 de enero de 1912 alcanzó el Polo Sur junto a cinco hombres que le acompañaron; pero lo hicieron unos días después que su otro competidor, el noruego Amundsen. Scott y sus hombres nunca volvieron: murieron desfallecidos y de extremo frío en su retorno. En Inglaterra fueron considerados héroes nacionales. En la imagen se observa el barco de la británica Expedición Terra Nova.

Foto: CC

19 / 37

Las Montañas de la Luna

Mencionadas por Ptolomeo como la fuente del Nilo, estas legendarias montañas que aquí se ubican se encuentran en realidad considerablemente más al sur.

Foto: Oronoz / Album

20 / 37

África

Fundado en la década de 1480, el Castillo de São Jorge da Mina, que aún hoy se encuentra en Ghana, desempeñó un papel importante en la trata transatlántica de esclavos.

Foto: Oronoz / Album

21 / 37

Las islas del Caribe

Las "Antillas del Rey de Castilla". Una bandera de Castilla ondea anclada cerca de Santo Domingo, capital de la moderna República Dominicana.

Foto: Oronoz / Album

22 / 37

La Línea Tordesillas

La línea de demarcación se estableció en 1494 en Tordesillas, España, a través del tratado de nombre homónimo. Delimitó en el Nuevo Mundo, respectivamente de oeste a este, las fronteras entre la Monarquía Hispánica y el Reino de Portugal.

Foto: Oronoz / Albu

23 / 37

La línea de costa brasileña

Descubierta por el explorador portugués Pedro Álvares Cabral en 1500, puede apreciarse representada en el mapa por loros y la selva tropical.

 

Foto: Oronoz / Album

24 / 37

El Planisferio de Cantino

Elaborado en 1502, el Planisferio de Cantino presentó nuevos datos sobre el Nuevo Mundo a tiempo que incorporó algunos rasgos clave de la cosmovisión medieval. Jerusalén aparece en el centro mismo del mundo. Lugares legendarios, como el Reino Cristiano Africano gobernado por el Preste Juan o las Montañas de la Luna, se representan junto a lugares confirmados.

Foto: Oronoz / Album

25 / 37

Ciudad de Granada

Autor: O´Shea, Henry.

Mapa de la ciudad de Granada publicado en 1892 en Londres "Guide to Spain and Portugal including the Balearic Islands"

Foto: British Library

26 / 37

Palestina y el monte Sinaí, 1866

Autor: Stanley, Arthur Penrhyn

Mapa físico de Palestina y el monte Sinaí publicado en Londres en 1866.

Foto: British Library

27 / 37

La talla humana en España

Autor: Olóriz y Aguilera, Federico.

Mapa de las medidas de la población española publicado en los "Discursos leídos en la Real Academia de Medicina para la recepción pública" el día 24 de Mayo de 1896.

Foto: British Library

28 / 37

Estados Unidos

Autor: E. Reclus

Mapa del cultivo de algodón en Estados Unidos en 1880, "The Earth and its InhabitantsThe European section of the Universal Geography"

Foto: British Library

29 / 37

España, 1888

Autor: Field, Henry Martyn

Mapa político de la península Ibérica publicado en 1888 en Londres en la obra "Old and New Spain".

Foto: British Library

30 / 37

Istmo de Panamá

Autor: Hopkins, Evan

Mapa del Itsmo de Panamá publicado en Londres en 1851 en la obra "On the connexion of Geology with Terrestrial Magnetism"

Foto: British Library

31 / 37

Tenerife y Madeira

Autor: von Adalbert Prinz V. 
Mapa botánico de las islas de Tenerife y Madeira publicado en 1847 en el monográfico alemán "Aus meinem Tagebuche"

Foto: British Library

32 / 37

Mapa mineral del Estado de Georgia, EEUU

Autor: Henderson, J. T. - Commissioner of Agriculture for Georgia

Mapa publicado en 1885 en Atlanta en el monográfico "The Commonwealth of Georgia. The country; the people; the productions..."

Foto: British Library

33 / 37

París, Francia

Plano de la Ciudad de París publicado en 1896 en Viena, en el monográfico "Die Erde. Eine allgemeine Erd- und Länderkunde, etc"

Foto: British Library

34 / 37

"Saunterings in Florence"

Autor: Grifi, Elvira

Plano de la ciudad de Florencia publicado en 1896 en la misma ciudad en el monográfico "Saunterings in Florence. A new artistic and practical hand-book for English and American tourists. With one hundred illustrations and maps"​
 

Foto: British Library

35 / 37

"China in Decay: a handbook to the Far Eastern question..."

Autor: krausse, Alexis S.
Mapa de China, Japón y Corea publicado en Londres en 1898 en el monográfico "China in Decay: a handbook to the Far Eastern question ... With six maps and twenty-one illustrations"

Foto: British Library

36 / 37

"The Imperial Gazetteer of India"

Autor: Hunter, William Wilson. 
Mapa de la India publicado en Londres en 1885 en la segunda edición de "The Gazetteer of India"

Foto: British Library

37 / 37

Isla de Tenerife capturada por el Prova-V

ESA/Belspo