Picasso

1 / 30
Manos a la obra

1 / 30

Manos a la obra

Picasso pintando el Guernica en su estudio de Rue des Grands Augustins.

Foto: Ministerio de Cultura y Deporte de España / Centro Documental de la Memoria Histórica / Dora Maar

Estados de ejecución del Guernica

2 / 30

Estados de ejecución del Guernica

El Guernica de Picasso durante sus estadios previos.

Foto: Ministerio de Cultura y Deporte de España / Centro Documental de la Memoria Histórica / Dora Maar

La primera imagen del Guernica

3 / 30

La primera imagen del Guernica

Apenas unas líneas marcaron el principio de esta fabulosa obra de arte que representa el sufrimiento y el dolor y que supone un alegato directo contra las guerras. El 1 de mayo Picasso realizó los primeros bocetos y el 4 de junio la terminó. Poco más de un mes para crear una obra maestra. 

Dora Maar. Reportaje sobre la evolución del Guernica. Taller de Picasso en Grands Agustins, París 1937

Foto: Dora Maar / Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía

Un Guernica muy primigeneo

4 / 30

Un Guernica muy primigeneo

Lo primero que sorprende del Guernica es su extraordinario tamaño. Los 3,49 metros de altura por los 7,77 metros de ancho lo convierten en uno de los cuadros más grandes pintados por el artista malagueño. Un auténtico gigante que magnifica más aun si cabe la obra. 

Dora Maar. Reportaje sobre la evolución del Guernica. Taller de Picasso en Grands Agustins, París 1937

Foto: Dora Maar / Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía

DORA-MAAR-Picasso-trabajando-en-el-Guernica-(2). El curioso estilo de Picasso

5 / 30

El curioso estilo de Picasso

Existen muy pocas fotografías que muestren cómo desarrolló Picasso el Guernica. En esta curiosa imagen le vemos pintar a dos manos, aunque el instrumento que sostiene con la mano izquierda no se distingue.

Dora Maar. Reportaje sobre la evolución del Guernica. Taller de Picasso en Grands Agustins, París 1937

Foto: Dora Maar / Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía

AutorretratoPicasso. Autorretrato de Picasso

6 / 30

Autorretrato de Picasso

Picasso nunca dejó de reinventar su estilo, y nada quedaba fuera de su alcance. Firmó miles de cuadros, esculturas, piezas de cerámica, acuarelas y grabados. «Decía no tener secretos en su obra
–apunta Diana Widmaier Picasso, nieta del artista–. Era como su diario». Picasso pintó este autorretrato a los 90 años de edad.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

GuernicaPicasso. Guernica

7 / 30

Guernica

En el museo Reina Sofía de Madrid, unos escolares visitan el emblemático Guernica, que representa la muerte y la angustia tras el bombardeo de la población vasca en 1937. Aunque el motivo concreto es la guerra civil española, la imagen simboliza el sufrimiento universal, más allá de épocas y lugares.

 

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

MujerencuclillasPicasso. Mujer en cuclillas

8 / 30

Mujer en cuclillas

El arte de Picasso se entretejía con su vida personal y sus relaciones amorosas. Hallaba musas en sus hijos, sus amantes y sus esposas, como Jacqueline Roque, retratada en este cuadro. En la casa de subastas Christie’s de Nueva York, los técnicos transportan Mujer en cuclillas (Jacqueline) desde una exposición privada hasta la galería.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

MuseuPicassoParis. Museo Picasso de París

9 / 30

Museo Picasso de París

La genialidad se nutre del trabajo. Picasso fue uno de los artistas más fecundos de la historia. El elegante Museo Picasso de París, en el barrio del Marais, alberga la colección pública de Picassos
más nutrida del mundo. En la foto, una visitante francesa estudia el retrato de una de las amantes del pintor, Marie-Thérèse Walter.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

creatividadPicasso. La mente de un artista

10 / 30

La mente de un artista

Los neurocientíficos calibran el impacto del arte sobre el cerebro. En la Universidad de Houston, Texas, José Contreras-Vidal usa técnicas de imagen para registrar las ondas cerebrales de un pintor, una bailarina y un músico. Las imágenes proyectadas muestran la actividad cerebral de cada artista. Quizás algún día la neurociencia desentrañe la biología de la creatividad.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

zuckermanpicasso. Fomento del arte moderno

11 / 30

Fomento del arte moderno

La reputación de Picasso se vio favorecida por el apoyo de influyentes mecenas, tales como Gertrude y Leo Stein. Hoy los coleccionistas Mera y Don Rubell son punta de lanza en el fomento del talento moderno; la artista Allison Zuckerman es su último patrocinio. Zuckerman, que inserta elementos de estilo picassiano, empezó colgando sus obras en Instagram y pronto protagonizó una exposición en solitario en la Rubell Family Collection de Miami.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

Picassofalsos. Objeto de falsificaciones

12 / 30

Objeto de falsificaciones

En la localidad china de Dafen, cerca de Shenzhen, Yaoliang Liu pinta varios Picassos falsos al día, como este retrato de Dora Maar, la fotógrafa y pintora que mantuvo una tormentosa relación con el artista en la década de 1930. La Picasso Administration, entidad con sede en París que gestiona los derechos de autor del artista, denuncia este tipo de negocio. La creación y venta de falsificaciones es ilegal en virtud de la legislación francesa en materia de propiedad intelectual.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

OlivierWidmaierPicasso. Un amplio legado

13 / 30

Un amplio legado

El legado del genio proyecta una alargada sombra sobre sus descendientes. Olivier Widmaier Picasso no llegó a conocer a su abuelo, pero ha escrito dos libros sobre el artista «para aclarar rumores, leyendas y verdades», dice. Jurista de formación, Olivier propició la firma de un acuerdo con la empresa francesa de automoción Citroën para dar el nombre del pintor a un modelo de automóvil. O vives con Picasso y por Picasso o vives sin él, afirma.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

Picasotauromaquia. Pasión por los toros

14 / 30

Pasión por los toros

El amor de Picasso por la tauromaquia nació durante su infancia, en sus visitas a la plaza de toros de la Malagueta, en Málaga, donde hoy los jóvenes continúan adiestrándose y toreando. Los picadores y los toros constituyen un leitmotiv en su obra, como también lo es la figura mitológica del Minotauro, mitad hombre, mitad toro.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

retratoGilotPicasso. Una marca internacional

15 / 30

Una marca internacional

Durante sus primeros años como pintor en París, Picasso era pobre de solemnidad; murió siendo multimillonario. Cuarenta y cinco años después de su muerte, la obra de Picasso es una marca internacional. Wang Zhongjun, productor de cine y magnate chino, compró este retrato de Françoise Gilot por 29,9 millones de dólares en 2015. El pasado otoño Wang abrió el Museo de Arte Song, cerca de Beijing, donde pinta inspirado a veces por el arte del genio malagueño.

Foto: Paolo Woods y Gabriele Galimberti

“Femme au beret et a la robe quadrillee”, Pablo Picasso,1937

16 / 30

“Femme au beret et a la robe quadrillee”, Pablo Picasso,1937

Foto: AP / Frank Augstein

picasso la-celestina-Paris-1904-blue-period2. La Celestina, París

17 / 30

La Celestina, París

Una obra fundamental de su periodo azul, donde se manifiesta cierto pesimismo. Es una época donde Pablo Picasso refleja la soledad, la vejez, la pobreza, como esta celestina, inspirada en la tradición literaria española. Para ver este cuadro hay que ir hasta el Museo Picasso de París, ubicado en Hôtel Salé, colección formada gracias a dos daciones de los herederos del artista. 

Foto: Musée Picasso Paris

La-habitacion-azul-Washington. La habitación azul, Washington

18 / 30

La habitación azul, Washington

Esta obra la pintó Pablo Picasso en 1901 y presenta algunas claves importantes para entender su obra, como sus influencias de Toulouse-Lautrec, Van Gogh o Degas. Para ver esta pintura al aceite del período azul del artista hay que viajar a la capital de los Estados Unidos, a la Colección Phillips de Washington

Foto: Colección Phillips

Mujer que llora, en Melbourne. Mujer que llora, Melbourne

19 / 30

Mujer que llora, Melbourne

Este cuadro de una paleta llamativa de verdes forma parte de una larga serie de mujeres llorando que Pablo Picasso pintó en 1937. El motivo común de todas ellas es esta imagen perturbadora que expresa un gran dolor y que deriva de la figura del extremo izquierdo del mural del Guernica. Para ver este símbolo contra las guerras modernas hay que viajar a Galería Nacional de Victoria, en Melbourne. Este museo de Australia dedica la segunda planta al genial malagueño.

Foto: Galería Nacional Victoria

Dora maar, Berlín

20 / 30

Dora maar, Berlín

Dora Maar fue una de las musas de Pablo Picasso. La conoció en 1936 y le dedicó un gran número de retratos. Ella fue quien documentó gráficamente la creación del "Guernica". Este retrato cubista se puede ver en el museo Berggruen, una colección de arte moderno que pertenece a la Galería Nacional de Berlín, en la famosa isla de los museos, y donde se exponen, además de a Pablo Picasso, a artistas como Paul Klee y Henri Matisse.

Foto: Colección Berggruen

El estudio, en Londres

21 / 30

El estudio, en Londres

Una pintura importante de la década de 1950. El cuadro representa el estudio que Pablo Picasso usó en Cannes, una gran villa del siglo XIX al pie de la montaña Sainte Victoire, con unas vistas que pintó en una larga serie. Pero en este cuadro, el protagonismo lo tiene el propio estudio. La obra está expuesta en la Tate Modern, en Londres.

Foto: Tate Modern

el-guernica 86054344. El Guernica, en Madrid

22 / 30

El Guernica, en Madrid

Una de las obras cumbre de Pablo Picasso. Este mural, que pintó en 1937, mide 3,50 metros de alto por 7,80 metros de largo y tiene una estructura de tríptico. El "Guernica" está pintado en blanco, negro y grises. Para verlo hay que ir al Museo Reina Sofía, uno de los museos imprescindibles de Madrid.

Foto: Gtres

Naturaleza muerta con gallo y cuchillo. Naturaleza muerta con gallo y cuchillo, Málaga

23 / 30

Naturaleza muerta con gallo y cuchillo, Málaga

El impacto de la guerra en la obra de Pablo Picasso es evidente. Como por ejemplo, en esta naturaleza muerta de 1947, que tiene mucho de sacrificio en un altar. Un óleo sobre contrachapado que se puede ver en el Museo Picasso de Málaga, la ciudad natal del genial artista.

Foto: Museo Picasso Málaga

Autorretrato. Autorretrato de 1907, Praga

24 / 30

Autorretrato de 1907, Praga

Entre los retratos de Pablo Picasso, encontramos la serie de autorretratos, que nos permiten seguir los diferentes momentos de su carrera en paralelo a la evolución de su imagen. Este que pertenece a la Galería Nacional de Praga, capital de la República Checa, es de 1907. Lo pintó a los 26 años, en una etapa anterior al cubismo.

Foto: Galería Nacional de Praga

Arlequin-1917-Picasso. Arlequín, Barcelona

25 / 30

Arlequín, Barcelona

El artista pintó este óleo en Barcelona, entre junio y noviembre de 1917, con motivo de la presentación en el Gran Teatro del Liceo de la ciudad del ballet Parade con la compañía de los Ballets Rusos de Serge de Diaghilev. El personaje del arlequín es una figura muy representada en toda la obra de Pablo Picasso. Para disfrutar de este cuadro hay que viajar a Barcelona, al Museo Picasso, referencia en el estudio de los años de formación del artista.

Foto: Museo Picasso de Barcelona

las-señoritas-de-avignon-Picasso. Las señoritas de Avignon, Nueva York

26 / 30

Las señoritas de Avignon, Nueva York

Las señoritas de Avignon, o mejor, Las señoritas de la calle de Avinyó porque se pintó en Barcelona, marca el inicio de su carrera hacia el cubismo. Con este óleo de 1907, Pablo Picasso rompe con el Realismo y se enfrenta a comentarios despectivos, al no valorarse su nuevo trabajo. Pero el tiempo da y quita la razón. En este caso, se la dio al genial artista. El cuadro se puede contemplar en el MoMA, el Museo de Arte Moderno de Nueva York.

Foto: MoMA

INF-00377384. Museo picasso

27 / 30

Museo picasso

Expone la colección más completa de la etapa de formación y juventud de Picasso. Una de sus joyas es la serie Las Meninas, de la época azul. El museo ocupa un palacete medieval de la calle Montcada, a poca distancia de la magnífica iglesia de Santa Maria del Mar.

Foto: Age Fotostock

el guernica. Un mural en blanco y negro

28 / 30

Un mural en blanco y negro

El mural que pintó en 1937 Pablo Picasso mide 3,50 m de alto por 7,80 m de largo. Es un óleo sobre lienzo con estructura de tríptico pintado en blanco, negro y grises. Su estilo es cubista y en él aparecen una serie de figuras como símbolos. El cuadro fue un encargo del Gobierno de la Segunda República Española para ser expuesto en el pabellón español durante la Exposición Internacional de 1937 en París.

Foto: Gtres

Picasso en su taller

29 / 30

Picasso en su taller

Pablo Ruíz Picasso es uno de los artistas clave del S.XX hasta el punto de no entenderse las vanguardias de la época sin estudiar su obra. Pero no es solo un referente artístico, también lo es en cuanto a su compromiso político. Muy sensible a los peligros de la modernidad y atento a los riesgos políticos, supo usar su arte como herramienta de denuncia. Suya es la frase: “No, la pintura no está hecha para decorar las habitaciones. Es un instrumento de guerra ofensivo y defensivo contra el enemigo”.

Foto: Gtres

Museo Picasso, Barcelona

30 / 30

Museo Picasso, Barcelona

Es uno de los principales puntos de interés de la Ciudad Condal. Más de 4.000 obras del pintor malagueño que se encuentran en el palacio Aguilar, de estilo gótico y situado en la calle Montcada dentro del antiguo barrio de El Born. Fue abierto en 1963 por el amigo y secretario Jaime Sabartés, y la mayoría de las obras fueron donadas por el mismo Picasso. Entre sus pinturas se pueden encontrar Arlequín, Ciencia y claridad o la serie de Las Meninas, además de una amplia colección de grabados.  

Juan Ávila

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?