Turismo sostenible y responsable

Hace 50 años, el senador estadounidense Gaylord Nelson decidió rendir homenaje cada 22 de abril el hilo que nos une, nuestro planeta. El mayor propulsor económico y el que más lo perjudica es el turismo. De hecho, un 8% de los gases que causan el efecto invernadero provienen de este sector. Billetes de avión baratos, plásticos ilimitados, acampadas contaminantes y perjudiciales, festivales, gastos innecesarios de agua, hoteles en primera línea de playa… Así hemos ido hilando la bovina durante años.

El número de llegadas de turistas registrado a nivel global se ha incrementado en los últimos años. La última subida fue de un 9,7% entre 2017 y 2019. La Organización Mundial del Turismo (OMT) estima que en 2018 hubo 1.400 millones de turistas internacionales en todo el mundo, es decir, un 6% más que en el año anterior. El país que más turistas internacionales recibe es Francia, con 89,4 millones, seguido de España, con 82,7 millones, y Estados Unidos, con 79,6 millones.

Si por cada persona que viaja se desechan al día, como mínimo, una bolsa de plástico, una botella, un bastoncillo de algodón, una pajita, un par de guantes de plástico, un par de cubiertos y platos, un envase de yogur… imagina qué creamos. ¿No se te ocurre? Una isla, pero de plástico. O 7, como tenemos ahora mismo, creadas por más de 8 millones de toneladas de desechos.

Es el momento de cambiar. Es ahora o nunca. Podemos viajar de otra forma, o de aquí a diez años no tendremos dónde viajar porque no habrá planeta. Existen dos tipos de turismo favorable: el sostenible y el responsable. El responsable es la base del sostenible, puesto que promueve la responsabilidad con la comunidad local, con los animales y con el medio ambiente. Sin embargo, el turismo sostenible es esencial, da un paso más allá equilibrando y armonizando tres segmentos; los recursos naturales, las relaciones sociales y la economía.

Como dijo Einstein; «La mente es como un paracaídas, si no la abres, no funciona». Así que minimiza tus residuos, gestiona el agua que gastas, apoya los negocios locales, ayuda al reciclaje, frena el desarrollo de hoteles y complejos turísticos, respeta la naturaleza de la zona y elige bien el transporte. Ahora te toca a ti. Te toca responsabilizarte, concienciarte, abrir los ojos y la mente. No hay excusas, solo soluciones y salidas.

Clara Villa Bulnes. IES Albero. Alcalá de Guadaira (Sevilla).

....


Este es uno de los trabajos ganadores o finalistas del I Concurso de redacción periodística para jóvenes de National Geographic España y RBA Libros, dedicado al Día de la Tierra. Aquí podéis consultar la lista completa de los trabajos premiados y seleccionados por el jurado.

Compártelo