En busca de los restos de Leonardo da Vinci

Una excavación de 1863 creyó haber encontrado los restos del artista, perdidos desde hacía años. Un proyecto actual que busca el ADN de Da Vinci podría corroborar la identidad de esos despojos, pero queda mucho trabajo por hacer.

1 / 1

1 / 1

La tumba de Leonardo

La capilla de Saint- Hubert, en el castillo de Amboise, adonde se trasladaron los restos atribuidos a Leonardo, recuperados en 1874 de la capilla de Saint-Florentin.

01 La muerte de Leonardo Da Vinci

En busca de los restos de Leonardo da Vinci

Los restos mortales de Leonardo da Vinci fueron depositados, por voluntad del propio artista, en la iglesia del palacio de Saint-Florentin de Amboise. Debido a los sucesivos conflictos de religión que vivió Francia durante la segunda mitad del siglo XVI, el templo quedó en mal estado. A principios del siglo XIX, la iglesia se encontraba en ruinas, el nuevo propietario del edificio tras la Revolución francesa, un senador, hizo derruir las partes en peor estado y la localización del enterramiento se perdió por completo.

¿Cuánto sabes sobre Leonardo da Vinci?

Más información

¿Cuánto sabes sobre Leonardo da Vinci?

En 1863, unas excavaciones sacaron a la luz un esqueleto que, sobre la base de una lápida incompleta y diversas monedas francesas e italianas contemporáneas al reinado de Francisco I, se pensó que era el de Da Vinci. Los huesos fueron trasladados a una nueva tumba en la capilla de Saint-Hubert, en el castillo de Amboise. Desde entonces, turistas y curiosos han acudido al emplazamiento que se considera la morada definitiva de los restos del artista hasta que una investigación con métodos modernos y fiables pueda establecer la identidad de tales restos. Esta investigación debería de tener en cuenta los resultados del Leonardo Project, un grupo internacional de expertos cuya meta es la identificación del ADN de Leonardo da Vinci gracias a la localización de sus descendientes, más allá de eventuales "reliquias" que se le puedan atribuir.

El ADN de Leonardo

El objetivo del Proyecto de ADN Leonardo da Vinci es comparar los perfiles de ADN de la tumba con los de sus familiares conocidos para determinar de manera concluyente si los restos encontrados en el castillo de Amboise pertenecen realmente al genio renacentista. Para ello, un equipo recogerá muestras de los papeles en busca de huellas dactilares y de ADN presentes en los restos de polvo, mientras que otro grupo utilizará un georradar para localizar la tumba de su padre y de otros familiares.

Además de comprobar la autoría de los restos de da Vinci, la iniciativa persigue también analizar las muestras obtenidas de colecciones públicas y privadas de otras obras de arte del Renacimiento, investigando, por ejemplo, la flora microbiana presente en los lienzos envejecidos. Asimismo, a través de la secuenciación completa del genoma, los investigadores buscan arrojar nueva luz sobre el extraordinario talento de da Vinci y obtener datos de su fisonomía, lo cual permite crear imágenes tridimensionales del genio renacentista.

Compártelo

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?