Un imponente altar maya que revela cómo fue la expansión inicial del reino Kaanul

El nuevo altar hallado al norte de Guatemala representa a Chak Took Ich'aak, un gobernante de La Corona a mediados del siglo VI que fue promovido al trono de la ciudad de El Perú-Waka

1 / 4
lacorona4. Gobernante maya

1 / 4

Gobernante maya

El altar de roca caliza, de 1,46 metros de largo y 1,20 metros de ancho, está tallado formando un relieve profundo que muestra la imagen del rey Chak Took Ich'aak sentado de perfil y mirando hacia la izquierda.

Foto: David Stuart / Proyecto Regional Arqueológico La Corona

lacorona1. Altar enterrado

2 / 4

Altar enterrado

La zona del hallazgo, en el sitio arqueológico La Corona, en el departamento de Petén y al norte de Guatemala.

Foto: Proyecto Regional Arqueológico La Corona

lacorona2. Momento del hallazgo

3 / 4

Momento del hallazgo

Marcello Canuto, el codirector del Proyecto Regional Arqueológico La Corona, durante el descubrimiento del altar.

Foto: Proyecto Regional Arqueológico La Corona

lacorona3. Invocando a los dioses ancestrales

4 / 4

Invocando a los dioses ancestrales

El gobernante sostiene un cetro con la imagen de una serpiente de dos cabezas, de las cuales surgen dos caras humanas que han sido identificadas como dioses patrones de La Corona.

Foto: Proyecto Regional Arqueológico La Corona

lacorona3

Un imponente altar maya que revela cómo fue la expansión inicial del reino Kaanul

Un altar de la cultura maya precolombina, del siglo VI d.C., hallado en junio de 2017 en el sitio arqueológico La Corona, en el departamento de Petén al norte de Guatemala, es el más antiguo hallado hasta la fecha en este sitio y, además, revela la identidad de un gobernante previamente desconocido de La Corona: Chak Took Ich'aak, quien fue un personaje clave al propiciar la expansión de la dinastía Kaanul en la región, según informó el Proyecto Regional Arqueológico La Corona en un comunicado que difundió la semana pasada.

Descubren una estela y dos paneles mayas

Más información

Descubren una estela y dos paneles mayas

3

Fotografías

Tikal y Kaanul, las dos poderosas dinastías mayas, lucharon en esa época por el control de las tierras mayas. "Durante una gran parte del periodo Clásico [siglos III-X d.C.], los reyes Kaanul dominaron casi todo el territorio de las tierras bajas mayas. Este altar contiene información sobre su primera estrategia expansiva en el siglo VI d.C., mostrando que el sitio La Corona jugó un papel importante en ese proceso", destaca Tomás Barrientos, director del Centro de Investigaciones Arqueológicas y Antropológicas de la Universidad del Valle de Guatemala y codirector del proyecto.

"Las estrategias geopolíticas de los Kaanul fueron variadas, desde conquistas militares hasta matrimonios entre familias; unas estrategias muy exitosas que culminaron con el dominio total de la región. El papel de Chak Took Ich'aak parece que fue decisivo para integrar a la importante ciudad de El Perú-Waka, lo que permitió el acceso al río San Pedro, desde donde seguramente controlaron el flanco occidental hacia Tikal", explica Barrientos a National Geographic España. "La estrategia geopolítica del reino Kaanul tuvo como resultado la conquista de su principal rival, la ciudad de Tikal, en el año 562 d.C.", añade. La hegemonía Kaanul finalizó en el 744 d.C.

Las estrategias geopolíticas de los Kaanul: conquistas militares y matrimonios entre familias

El altar de roca caliza, de 1,46 metros de largo y 1,20 metros de ancho, está tallado formando un relieve profundo que muestra la imagen de un rey sentado de perfil y mirando hacia la izquierda. Sostiene un cetro con la imagen de una serpiente de dos cabezas, de las cuales surgen dos caras humanas que han sido identificadas como dioses patrones de La Corona. "En tiempos prehispánicos, cada ciudad maya contaba con sus propios dioses ancestrales, y este altar muestra a un gobernante de La Corona conjurándolos", indica David Stuart, director del Mesoamerica Center de la Universidad de Texas en Austin.

La imagen está acompañada de una columna de jeroglíficos que reflejan el final de un periodo correspondiente al 12 de mayo del 544 d.C. "Es muy relevante que, 20 años después de invocar a los dioses ancestrales de La Corona, el mismo rey Chak Took Ich'aak y su hijo aparecen como soberanos de la cercana y más grande ciudad de El Perú-Waka, después de que Kaanul la hubiera dominado", afirma Marcello Canuto, director del Middle American Research Institute de la Universidad de Tulane y codirector del proyecto arqueológico. "Su presencia como gobernante de ambos sitios indica que fue a través de él que el reino Kaanul ejerció su dominio en esta zona", agrega Stuart.

Ruta por los principales templos mayas de México

Más información

Templos mayas de México

7

Fotografías

Compártelo

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?