Kiev se apaga

Kiev, Ucrania. Enero de 2022.

Kiev, Ucrania. Enero de 2022.

Foto: Cordon Press

Esta imagen muestra las brillantes luces de la ciudad de Kiev vistas desde el espacio en enero de 2022, un mes antes de la invasión rusa de Ucrania. Más abajo, las imágenes tomadas por los satélites delatan cómo la guerra en Ucrania ha cambiado la forma en que el país se ve desde el espacio por la noche: la luz cómo medida de los estragos del conflicto.

Kiev, Ucrania. Marzo de 2022.

Kiev, Ucrania. Marzo de 2022.

Foto: Cordon Press

Las luces se atenuaron en marzo cuando los soldados rusos avanzaron hacia la capital ucraniana y regresaron parcialmente en mayo, después de que las tropas de Vladimir Putin se retiraran del área. Las imágenes utilizan las capacidades de detección nocturna de los satélites de la NOAA y la NASA, con los que científicos del Centro de Vuelo Espacial Goddard de la NASA y la Asociación de Universidades para la Investigación Espacial (USRA) han observado los cambios en el uso de la luz en Ucrania desde enero.

Kiev, Ucrania.  Mayo de 2022.

Kiev, Ucrania. Mayo de 2022.

Foto: Cordon Press

Después de una reducción significativa de las luces en marzo, la energía se restauró lentamente y la actividad humana pareció recuperarse en varias partes del país. "Por lo general, es difícil obtener datos sobre las áreas de conflicto, lo que hace que las imágenes de los satélites sean tremendamente valiosas", explica Eleanor Stokes, científica de la USRA y codirectora del Proyecto Black Marble. "Estas imágenes nos muestran una dimensión de cómo se han distribuido los impactos del conflicto dentro de Ucrania", añade. "A corto plazo, por ejemplo, los datos son útiles para las agencias de ayuda humanitaria porque brindan estimaciones de dónde y de cuántas personas han perdido el acceso a los servicios básicos, algo que incide en la pérdida de vidas".

Las imágenes del asedio de Rusia a la capital de Ucrania, Kiev

Más información

Las imágenes del asedio ruso a Kiev