"Pasé 14 días en la Isla María y un día y tuve la suerte de ver pasar a un diablo de Tasmania -Sarcophilus harrisii- corriendo", cuenta el fotógrafo Tom Svensson, autor de esta imagen. "Pude observarlo entre los arbustos y el sol brillaba directamente sobre él. Fue una sensación increíble ver a uno durante el día".

Fotografía ganadora del segundo premio en la categoría: Threatened Species del concurso Australian Geographic Nature Photographer of the Year,organizado por el Museo de Australia del Sur