Portugal

1 / 148
Cabo Sines, Alentejo (Portugal)

1 / 148

Cabo Sines, Alentejo (Portugal)

A pie, en bicicleta, a caballo, bordeando marismas y salvando caprichosas formaciones de roca, se disfruta de esta costa atlántica a la que el fuerte viento atrae a surfistas y amantes de las playas solitarias. Aunque toda esta costa del sur de Portugal está sembrada de pequeñas calas de arena fina arropadas por las rocas, las de playa Grande y playa de la Isla de Pessegueiro son las más espectaculares por sus aguas transparentes y los grandes acantilados que las rodean.

Foto: AgeFotostock

Santuario de Nossa Senhora da Nazaré

2 / 148

Santuario de Nossa Senhora da Nazaré

Es en el conjunto monumental formado por la pequeña Ermita de la Memoria y la Iglesia de Nossa Senhora da Nazaré que encontramos el origen de la villa, que se remonta a 1182. En el interior de la iglesia llama la atención los bellos azulejos del siglo XVIII que cubren la nave. Las pinturas de la sacristía describen la leyenda de cómo D. Fuas Roupinho salvó la vida por milagro de la Virgen.

Foto: AgeFotostock

nazare-portugal. Nazaré, marinera y surfera

3 / 148

Nazaré, marinera y surfera

Nazaré es la capital del surf extremo. Esta típica villa marinera de la Región Centro de Portugal se hizo famosa en noviembre de 2011, cuando las imágenes del hawaiano Garret McNamara surfeando una ola gigante aparecieron en los medios de todo el mundo.

Foto: AgeFotostock

Nazare-fuerte-san-miguel. Nazaré y el secreto de las olas gigantes

4 / 148

Nazaré y el secreto de las olas gigantes

Desde el Fuerte de San Miguel se observa la fuerza que el Atlántico alcanza en esta zona del litoral. El fenómeno de las olas gigantes se debe al Cañón de Nazaré, un valle submarino de una profundidad de unos 5.000 metros y una extensión de 230 km. Su  forma de embudo, estrechándose en la Playa do Norte, es la que provoca las enormes olas que han alcanzado alturas de 30 metros ideales para el surf más extremo.

Foto: AgeFotostock

vistas-nazare. Las playas de Nazaré

5 / 148

Las playas de Nazaré

Desde el mirador de Suberco, en el barrio de Sítio, se tiene unas vistas espectaculares de Nazaré y de la ciudad baja. Esta parte de la ciudad da a una espléndida playa de arena con forma de media luna. Como el día y la noche, esta otra playa de Nazaré se diferencia de playa do Norte porque es totalmente calma y apta para una jornada relajada de baño. Ambas, merecerían estar entre las mejores playas de Europa.

Foto: AgeFotostock

nazare-mujeres-secando. Nazaré, surf y tradiciones

6 / 148

Nazaré, surf y tradiciones

A pesar de todo, Nazaré sigue conservando sus tradiciones, como el secado de pescado. Aún se puede ver a las mujeres en su trabajo tradicional de secado del pescado. De hecho, el Museo del Pescado Seco de Nazaré es un museo vivo que busca preservar esta tradición ancestral.

Foto: AgeFotostock

Porto-Moniz-Madeira. Porto Moniz (Portugal)

7 / 148

Porto Moniz (Portugal)

Las aguas bravas rodean Maderia; pero en Moniz encontramos el puerto más seguro de la isla. Estas formaciones volcánicas posibilitaron un lugar de baño espléndido, uno de los más bellos de Portugal. Porto Moniz es una de las ciudades más antigua de la isla de Madeira. Se encuentra al noroeste y a  sus encantos propios, hay que sumar sus piscinas naturales, con todo tipo de infraestructuras y servicios, y el Bosque de Laurisilva, Patrimonio Natural de la Humanidad por la UNESCO.

Foto: AgeFotostock

Playa dos Galapinhos Setúbal (Portugal)

8 / 148

Playa dos Galapinhos Setúbal (Portugal)

No hace falta alejarse demasiado de Lisboa para ir a dar con una de las mejores playas de Europa. Rodeada de la espléndida vegetación del Parque Natural de la Sierra Arrábida, la de Galapinhos es una playa de aguas cristalinas que parece una postal. Es un arenal tranquilo y pequeño que por su fondo marino se ha convertido también en uno de los destinos favoritos para los amantes del submarinismo. 

Foto: AgeFotostock

GettyImages-556674425. Playa de Benagil (Portugal)

9 / 148

Playa de Benagil (Portugal)

Sin duda, se trata de uno de los rincones más bellos del sur de Portugal. Estos acantilados de Benagil, en la costa del Algarve, esconden un tesoro en forma de gruta circular con una breve playa a la que solo se llega a nado o a remo. Esta playa se ubica junto a Benagil, la aldea de pescadores que le da nombre.

Foto: Getty images | Westend61

Portugal, Mejor Destino del Mundo  . Portugal

10 / 148

Portugal

La hospitalidad portuguesa está fuera de toda duda. Tal vez sea porque los portugueses han emigrado y han viajado por diferentes culturas desde antiguo que el país siempre sabe dar la bienvenida. Considerados afables, abiertos y sinceros, los portugueses hacen que los turistas siempre quieran volver. Si a esto añadimos su oferta natural con joyas como la costa del Algarve y ciudades vibrantes y culturales como Porto y Lisboa, tenemos como resultado unos de los países favoritos de los viajeros internacionales.

Foto: Gtres

Rabelos Oporto. Rabelos en los muelles de Oporto

11 / 148

Rabelos en los muelles de Oporto

Estas barcas tradicionales se utilizaban para transportar las barricas de vino hasta Vilanova de Gaia.

 

Michael Abid / AGE Fotostock

Alto Douro Oporto. Región vinícola del Alto Douro

12 / 148

Región vinícola del Alto Douro

Laderas tapizadas de viñas y pequeñas aldeas pueblan el tramo alto del Duero portugués. 

 

Olimpio Fantuz / fototeca 9x12

Alto Douro Vinhateiro. Tierra de vinos

13 / 148

Tierra de vinos

La región del Alto Douro Vinhateiro, declarada Patrimonio de la Humanidad, fue la primera Denominación de Origen del mundo, de 1756. La visita a la Casa do Douro y el Museo do Douro, en Peso da Régua, permite conocer la historia y la tradición vinícola de la zona. En época de vendimia, en Celeirós celebran la «gran lagarada», una gran fiesta dedicada al vino.

 

 

AWL Images

Faro de Felgueiras Oporto. Faro de Felgueiras

14 / 148

Faro de Felgueiras

Elevado sobre un espigón que se adentra en el mar, señala la desembocadura del Duero en el Atlántico.

 

Rui Marques / AGE Fotostock

La Ribeira Oporto. La Ribeira

15 / 148

La Ribeira

Terrazas de bares y restaurantes llenan de animación este barrio de Oporto, de origen medieval y situado a orillas del Duero.

 

ESB Professional / Shutterstock

Iglesia do Carmo

16 / 148

Iglesia do Carmo

El tranvía que cruza Oporto pasa frente a esta iglesia barroca, de 1762. La gran fachada lateral está cubierta por un gran mural de azulejos.

Clearlens / Shutterstock

Cafe Majestic Oporto. Cafe Majestic

17 / 148

Cafe Majestic

El ambiente Belle Époque de los años 1920 envuelve al viajero que se sienta a una de las mesas del Café Majestic, en la Rua de Santa Catarina. Por su situación en la calle más comercial de Oporto, fue un punto de encuentro y tertulias diarias de políticos, escritores y artistas portugueses. En 1994 reabrió sus puertas.

 

Shutterstock

San Ildefonso Oporto. Iglesia de San Ildefonso

18 / 148

Iglesia de San Ildefonso

Esta iglesia barroca del centro de Oporto destaca por su fachada de 11.000 azulejos, obra de Jorge Colaço, igual que los de la estación de São Bento. 

 

Hans-Georg Eiben / Fototeca 9x12

Estacion Oporto-sao bento. Estación de São Bento

19 / 148

Estación de São Bento

Más de 20.000 azulejos decoran los muros del enorme vestíbulo de la estación de trenes de Porto-São Bento. Son episodios destacados de la historia de Portugal ilustrados a mano en 1905. De estilo modernista, el edificio es obra de José Marques da Silva, quien también diseñó el Teatro Nacional de Oporto.

 

 

Shutterstock

Plaza de la Libertad Oporto. Plaza de la Libertad

20 / 148

Plaza de la Libertad

La estatua del rey Pedro IV preside esta céntrica plaza de Oporto.

 

Saiko3p / Shutterstock

Libreria Lello. Librería Lello

21 / 148

Librería Lello

Este establecimiento de 1906 es un espacio ideal para dejar volar la imaginación. Sus escaleras de fantasía recuerdan las del colegio de Harry Potter. La escritora J.K.Rowling pasó unos años en Oporto y probablemente se inspirara en este edificio neogótico para inventar la escuela de Hogwarts. Se halla en la Rua das Carmelitas, 144.

Stefano Politi Markovina / AWL Images

Playa de Miramar. Playas del Atlántico

22 / 148

Playas del Atlántico

La solitaria Capilla del Senhor da Pedra, en el extremo norte de la playa de Miramar, acoge una romería en junio. Se encuentra a poca distancia de Oporto.

 

Lucie Debelkova / Fototeca 9x12

Trás-os-Montes Artista Draw  Foto Rute Ferraz e Fundação EDPs web. Grafitis rurales en Portugal

23 / 148

Grafitis rurales en Portugal

El proyecto Arte Pública, de la Fundación Eléctrica de Portugal (EDP), busca revitalizar aldeas recónditas de Portugal con intervenciones artísticas como la de la imagen, en Trás-os-Montes y con el artista Draw en plena acción.

Foto: Rute Ferraz | Fundación EDP

Artista Menau no Algarve Foto Fundação EDP. Artistas portugueses protagonizan intervenciones en zonas rurales de Portugal

24 / 148

Artistas portugueses protagonizan intervenciones en zonas rurales de Portugal

De aldea en aldea, artistas portugueses van configurando un maravilloso mapa artístico que llena de color zonas rurales de Portugal. En la imagen, el artista Menau en su intervención en la zona del Algarve, el fantástico litoral portugués

 

Foto: Fundación EDP

Artista ORPHÃO em OUGUELA (Campo Maior, Alentejo) Foto Fundação EDP. Un proyecto sociocultural innovador

25 / 148

Un proyecto sociocultural innovador

Los artistas portugueses invitados trabajan en colaboración con los habitantes de las poblaciones locales. Se motiva así la participación en reuniones de la comunidad para discutir y decidir las obras que pasarán a ocupar el espacio público, como es el caso del grafiti de la imagen, obra de Orphao, en Ouguela (Campo Maior, Alentejo).

Foto: Fundación EDP

Intervenção do artista Draw, no posto de transformação da EDP Distribuiçãom em Vales, Trás-os-Montes Fotografia  Ricardo CasteloJPG. Un viaje a la caza de grafitis

26 / 148

Un viaje a la caza de grafitis

Fachadas de edificios, paredes, transformadores, depósitos de agua, antiguas centrales eléctricas, un cementerio, son los espacios públicos escogidos para ser intervenidos en estas zonas rurales de Portugal. En la imagen, visita a la obra de Draw, en la aldea de Vales, Trás-os-Montes.

 

Foto: Ricardo CasteloJPG

Obra do Artista Samina (Vila Nova da Marmeleira, Ribatejo) Foto de Paulo Alexandrino e Fundação EDP. Revitalizar aldeas recónditas del país

27 / 148

Revitalizar aldeas recónditas del país

Si antes estos lugares se evitaban, ahora forman parte de un maravilloso mapa de grafitis. De cada región, la Fundación EDP edita una publicación que sirve a modo de guía para los viajeros que quieran ir al encuentro de las más sorprendentes obras del Portugal más rural. En la imagen, obra del artista Samina, en Vila Nova da Marmeleira, Ribatejo.

Foto: Paulo Alexandrino | Fundação EDP

Artistas Tétis, Hazul e Frederico Draw, Alfândega da Fé (Trás os Montes, 2016) Foto Rute Ferraz e Fundação EDP  web. Mayor contacto con el arte

28 / 148

Mayor contacto con el arte

La Fundación EDP contribuye a motivar en las comunidades rurales un mayor contacto con el arte. El programa está ya presente en 5 regiones: Algarve (proyecto WATT?), Alto Alentejo (proyecto Mayor.Art), Ribatejo (proyecto UniArt), Medio Tajo (proyecto ARTEJO) y Trás-os-Montes (proyecto Voltaje). En la imagen, intervención de Tétis, Hazul e Frederico Draw en Alfândega da Fé (Trás os Montes).

Foto: Rute Ferraz | Fundación EDP

Lisboa. Lisboa, la ciudad de Fernando Pessoa

29 / 148

Lisboa, la ciudad de Fernando Pessoa

Decir Lisboa, como mínimo, es decir fado, tranvías, y, también, Fernando Pessoa. La figura del poeta universal ha quedado ligada a la ciudad como la de pocos escritores. Lisboa, una de las ciudades más literarias del mundo, cuida de la memoria del creador de los heterónimos, enterrado en el maravilloso claustro del Monasterio de los Jerónimos.

Foto: José Alejandro Adamuz

El Alcornoque Sibador, Portugal. El Alcornoque Silbador, Portugal

30 / 148

El Alcornoque Silbador, Portugal

Especie: Quercus suber
Edad: 234 años

El Silbador debe su nombre al sonido de innumerables pájaros que yacen en sus ramas. Plantado en 1783 en Águas de Moura, este alcornoque ya ha sido descorchado más de veinte veces. Además de la contribución a la industria del corcho, tiene una gran relevancia para los servicios ecosistémicos y la lucha contra el cambio climático. Con 234 años, el Silbador ha sido clasificado como "Árbol de interés público" desde 1988 y está registrado en el Libro Guinness de los Récords: "el alcornoque más grande del mundo".

Foto: Árbol Europeo del año 2018

Viana-do-castelo . Viana do Castelo (Portugal)

31 / 148

Viana do Castelo (Portugal)

Es la ciudad atlántica situada más al norte de Portugal, en la desembocadura del río Lima. Localizada a unos 30 minutos de Oporto y a sólo 40 minutos de Vigo (Galicia, España), es una zona de paisajes bellísimos y patrimonio cultural. Además, cumple con unas características propicias para la práctica del surf con olas prácticamente todo el año. Este deporte llegó a la zona a finales de 1987, pero se ha desarrollado una industria muy competitiva en poco tiempo en playas como la de Cabedelo, Rodanho, Afife, Vila Praia de Âncora y Moledo. 

Foto: WSCN

Ericeira . Ericeira (Portugal)

32 / 148

Ericeira (Portugal)

Con sus aguas claras y ricas en yodo, Ericeira es un destino turístico costero de los más importantes de Portugal. La ciudad, además, está a sólo 35 kilómetros del norte de Lisboa y ofrece un ambiente perfecto para el surf. Playas de gran calidad como Praia da Foz do Lizandro, Praia de São Lourenço, Praia de São Sebastião o Praia da Ribeira d'Ilhas, atraen cada año a amantes del surf y otras prácticas deportivas que tengan que ver con olas y viento. La costa de Ericeira está formada por característicos acantilados rocosos junto con calas íntimas. El surf llegó a Ericeira bien entrada la década de los 70 y, desde entonces, ha sido la capital del surf portugués. 

Foto: WSCN

Portugal, Mejor Destino del Mundo

33 / 148

Portugal, Mejor Destino del Mundo

Portugal ha sabido salir de la crisis económica con una nueva cara. Tanto es así que es la primera vez que un país de Europa se lleva el galardón al mejor destino del mundo. El Algarve con su belleza litoral, Oporto y su romanticismo a orillas del río Duero, o la fascinante Lisboa, son algunos de sus enclaves destacados.

Foto: Gtres

Madeira, Mejor Destino de isla del Mundo. Madeira, Mejor Isla del Mundo como Destino Turístico

34 / 148

Madeira, Mejor Isla del Mundo como Destino Turístico

Los “World Travel Awards” reconocen desde el 2015 al archipiélago de Madeira como el mejor destino entre las islas para viajar. Sus acantilados, sus bellos paisajes del litoral, la gastronomía y su cultura han colocado a Madeira por encima de Cerdeña, Sicilia, Mauricio o las Seychelles.

Foto: Gtres

57-1024px-Jordi-Chias-Pujol. Circulo de vida

35 / 148

Circulo de vida

Fotografía finalista en la categoría: Submarina

Este enjambre de peces de cinco metros de diámetro cambiaba constantemente de forma y movimiento. La estrategia defensiva de la caballa parecía estar funcionando, ya que durante la hora que Jordi siguió al banco  no se produjo el ataque por parte de ningún depredador. Cuando la enorme pelota de pescado se hundió, el fotógrafo captó la imagen con una perspectiva "aérea" en la que una graciosa coreografía desmentía la tensión a fuego lento.

Al nadar en una escuela apretada y coordinada, la caballa confunde a sus depredadores -rayas, barracudas europeas y peces azules más grandes. 

Foto: Jordi Chias Pujol / Wildlife Photographer of the Year 2017

Fundación mítica de LIsboa

36 / 148

Fundación mítica de LIsboa

La capital de Portugal fue fundada por los fenicios. Aunque no según la leyenda, que convierte Lisboa en griega. Según la mitología griega, Ulises fundó la ciudad tras su vuelta de la guerra de Troya. De hecho, los griegos conocían Lisboa como Olissipo. La leyenda cuenta que cuando Ulises partió de nuevo, Orphiussa, que estaba enamorada del héroe, enfureció de tal forma que furiosa sacudió la tierra formando las siete colinas de la ciudad.

Foto: Gtres

Captura de pantalla 2017-08-30 a la(s) 1.43.44 PM. Desde la punta este hasta el extremo oeste

37 / 148

Desde la punta este hasta el extremo oeste

Con 300 kilómetros de longitud, el sendero de largo recorrido GR 13, más conocido como Vía Algarviana, surca de este a oeste el Algarve.

XI7-1776959. La Ruta de los Contrabandistas

38 / 148

La Ruta de los Contrabandistas

El río Guadiana ha significado mucho más que una frontera geográfica y política para los habitantes del Algarve. También ha sido una oportunidad de negocio para los contrabandistas de ambas riberas, que se jugaban la mercancía y la vida cruzando las aguas en barca o a nado. Hay dos circuitos señalizados de 6 kilómetros por las cercanías del pueblo de Alcoutim: uno por el barranco de Brejo y paralelo al GR 13; el otro pasa junto a puestos de guardia asomados al río y tiene salida y llegada en el mirador de Pontal. 

GettyImages-520601765. La ruta del agua en la comarca de Loule

39 / 148

La ruta del agua en la comarca de Loule

A lo largo de los siglos los algarvianos se las han ingeniado para extraer y aprovechar al máximo el agua. Fuentes, canales, pozos, balnearios y diversas estructuras hidráulicas fueron construidas y reconstruidas por artesanos de la piedra y agricultores. Muchas han resistido el paso del tiempo y en la actualidad forman parte de un itinerario temático por la comarca de Loule. 

La Ruta del Agua por Loule abarca 130 kilómetros, está pensada para realizarse en coche y puede completarse en un día. La primera parada es, sin duda, la ciudad de Loule y su mercado cubierto, de inspiración árabe. Los sábados los puestos de venta ocupan las calles de alrededor y ofrecen una variopinta muestra de productos, desde frutas y verduras hasta ropa y objetos de uso cotidiano. 

GettyImages-645471478. Geología a la vista

40 / 148

Geología a la vista

Quien quiera descubrir qué sostiene el fértil y pedregoso suelo del Algarve, la Ruta de la Geología se lo pone fácil. En el municipio de Monchique, el sendero de la Marmolete –de 6,3 kilómetros, en coche, bicicleta o a pie– y el de Foia –15,3 kilómetros, en bicicleta o a pie– circulan junto a formaciones rocosas, canteras y construcciones que ilustran la singularidad geológica de la zona. 

Estos itinerarios temáticos por la sierra de Monchique tienen como aliciente complementario la flora y la fauna. Sobre este territorio cubierto de aulaga, brezo blanco, alcornoque y castaños es habitual ver el vuelo del águila de Bonelli o perdicera, una especie protegida en toda la Península.

GettyImages-140514214. En bici por los bosques de Monchique

41 / 148

En bici por los bosques de Monchique

La denominada Ruta de los Árboles Monumentales permite, a su vez, dividirse en varios itinerarios de distinto interés y duración. Todos comienzan en la plaza São Sebastião de Monchique, rodeada de restaurantes tradicionales. Estas son las dos rutas más interesantes: El circuito de la Picota, de 27 kilómetros, se recomienda a ciclistas y excursionistas con experiencia, aunque también puede realizarse en coche por un carretera alternativa. El principal atractivo del recorrido son los bosques de alcornoques y robles, y las vistas desde la cumbre del Picota (790 m). El circuito de Foia, de 17 kilómetros, también ofrece vistas espléndidas, además de la floración de los rododendros en junio y julio y bosques de alcornoques. Esta última ruta puede realizarse a pie y en bicicleta.

Benagil, Portugal

42 / 148

Benagil, Portugal

La región del Algarve, en Portugal, es famosa por albergar algunas de las playas mas bellas de la costa atlántica en la península Ibérica. Y precisamente allí está la playa de Benagil, enclave donde confluyen el bosque mediterráneo con las aguas del océano Atlántico. Un pequeño emplazamiento de arenas marrones y abierto al mar entre cuyos acantilados circundantes el visitante puede aventurarse en la exploración de las múltiples cuevas formadas por la erosión del mar.

Foto: Gtres

GettyImages-556674425. Rincones secretos del Algarve

43 / 148

Rincones secretos del Algarve

Los acantilados de la playa de Benagil, en pleno del Algarve portugués, esconden una gruta circular con una breve playa a la que solo se llega a nado o a remo.

Foto: Westend61 / Getty images

shutterstock 303304448. Costa de Lagos

44 / 148

Costa de Lagos

El mar y el viento han esculpido un paisaje litoral fantástico en la Ponta da Piedade, a poca distancia de la ciudad de Lagos. En el camino que lleva hasta ella, de 40 kilómetros, se enhebra una encantadora colección de pueblos donde las viviendas de los pescadores parecen jugar con las rocas y el mar.

Foto: M.V. Photography / Shutterstock

POvH3003. Ría Formosa

45 / 148

Ría Formosa

Largas franjas de arena separadas de tierra firme por lagunas distinguen el paisaje de este parque natural, que se prolonga a lo largo de 60 kilómetros por la costa algarviana. En la fotografía, la playa de Cancela Velha y el golf de Quinta da Ria.

Foto: Gonzalo Azumendi

H44-10867764. Castro Marim

46 / 148

Castro Marim

Esta población próxima al curso del Guadiana y la frontera con España conserva un castillo del siglo XIV y un agradable casco antiguo. Desde lo alto de la fortaleza se contempla la desembocadura del Guadiana, los verdes cultivos, la blancura de salinas y los cielos siempre azules del Algarve.

Foto: Kreder Katja / Age fotostock

SIM-749821. Carvoeiro, uno de los pueblos más bonitos del Algarve

47 / 148

Carvoeiro, uno de los pueblos más bonitos del Algarve

Es uno de los pueblos de pescadores que mejor conservan el carácter marinero de la costa del Algarve y que se encuentra en el camino que lleva hasta la ciudad de Lagos.

Foto: Luca Da Ros / Fototeca 9x12

ALM-ACW637. Ritmo relajado

48 / 148

Ritmo relajado

Desde el Cabo San Vicente, la ruta de regreso hacia el este por el interior descubre un mundo rural apenas alterado. Las localidades de esta parte del Algarve se mantienen alejadas del bullicio de las poblaciones de la costa.

Foto: STOCKFOLIO 517 / Age fotostock

ALM-AC923F. Sinfonía de azulejos

49 / 148

Sinfonía de azulejos

El al-zuleique árabe del siglo XV designaba la pequeña pieza de barro vidriado con que se decoraban suelos y paredes. Su uso se extendió en el siglo XVIII por las iglesias, palacios y jardines de las principales ciudades de Europa, aunque fue Portugal el país que lo adoptó como seña de identidad. La muestra más bella del Algarve se encuentra en el pueblo de Almancil, a 13 kilómetros de la ciudad de Faro: la iglesia de São Lourenço (junto a estas líneas), un conjunto de 1730, cuyo interior está totalmente revestido de azulejos que narran escenas de la vida del santo y que son obra del artista Policarpo de Oliveira Bernades.  

Foto: Age Fotostock

shutterstock 280678679. Playa Marinha del Algarve

50 / 148

Playa Marinha del Algarve

Los acantilados que delimitan esta cala próxima a Carvoeiro anuncian las murallas rocosas del cabo San Vicente, el extremo sudoccidental de la Península Ibérica.

Foto: Pawel Kazmierczak / Shutterstock

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?