La relación entre la contaminación y tu corazón

Las muertes por ataque cardíaco y accidente cerebrovascular relacionadas con la contaminación del aire podrían superar los 160.000 casos para 2030 en el Reino Unido

Madrid, España

Madrid, España

Foto: iStock

Madrid, España

Las muertes por enfermedades cardíacas y circulatorias atribuidas a la contaminación del aire por partículas podrían superar las 160.000 en la próxima década en el Reino Unido a menos que el nuevo gobierno tome medidas audaces. Esto equivale a más de 40 muertes por enfermedades cardíacas y circulatorias relacionadas con la contaminación del aire cada día. Son los datos que defienden un estudio promovido por la organización benéfica britanica Beat heartbreak forever.

Según la organización, la contaminación del aire presenta una gran emergencia de salud pública que debe ser abordada con urgencia y pide que las directrices de la Organización Mundial de la Salud -OMS- sobre partículas (PM) se adopten en la legislación del Reino Unido y se cumplan para 2030.

La contaminación del aire que respiramos provoca millones de muertes

Más información

153 millones de muertes por contaminación

Se estima que hasta 11.000 muertes por enfermedades cardíacas y circulatorias son atribuibles a la contaminación del aire por partículas en el Reino Unido cada año. "La investigación que hemos financiado ha demostrado que los altos niveles de contaminación del aire pueden tener un efecto nocivo sobre la salud, incluso empeorando las condiciones cardíacas existentes y aumentando el riesgo de un ataque cardíaco o un derrame cerebral. Se trata de una emergencia de salud pública" explica Jacob West, Director Ejecutivo de Innovación de la organización: “Todos los días, millones de nosotros en todo el país inhalamos partículas tóxicas que ingresan a nuestra sangre y se acumulan en nuestros órganos, lo que aumenta el riesgo de ataques cardíacos y accidentes cerebrovasculares", añade.

"No se equivoquen: nuestro aire tóxico es una emergencia de salud pública, y no hemos hecho lo suficiente para enfrentar esta amenaza. Necesitamos asegurarnos de que las directrices de calidad del aire más estrictas y basadas en la salud sean aprobadas por ley para proteger la salud de la nación con carácter de urgencia. Los que toman las decisiones en todo el país se lo deben a las generaciones futuras" añade.

La contaminación del aire podría dañar el cerebro

Más información

La contaminación podría dañar el cerebro

Actualmente, el Reino Unido se suscribe a los límites de la UE para partículas finas -PM2.- que es el contaminante con los vínculos más establecidos para los daños a la salud. Sin embargo, los límites establecidos por la OMS son más estrictos que los de la UE. "Instamos al nuevo Gobierno a que adopte las directrices de la OMS en la Ley de Medio Ambiente, con el requisito de que estos límites se cumplan para 2030. Estamos pidiendo a las personas que escriban a sus parlamentarios, instándolos a apoyar la inclusión de los límites de la guía de contaminación del aire de la OMS en el proyecto de ley" continúa explicando West.

Por su parte el doctor Mark Miller, un investigador financiado por la Fundación Británica del Corazón y especializado en contaminación del aire, explica que: "nuestra investigación ha encontrado que la contaminación del aire daña nuestros vasos sanguíneos, aumenta nuestro riesgo de coágulos, ataques cardíacos y derrames cerebrales" "Si bien no existe un nivel seguro de exposición a la contaminación del aire, adoptar pautas más estrictas hará mucho para proteger nuestra salud, permitiendo a las personas vivir vidas más saludables durante más tiempo" sentencia el doctor.

Compártelo