Conservación

Hongos afinadores

vilonin

vilonin

violin2

¿Cómo reproducir el sonido de un Stradivarius? Según unos científicos suizos, con la ayuda de unos hongos. Los violines funcionan de la siguiente manera: cuando el arco frota las cuerdas, el sonido se transmite a través del puente al cuerpo del instrumento, a la caja de resonancia. Se dice que los violines Stradivarius, del siglo xviii, son los que suenan mejor. Según el patólogo Francis Schwarze (arriba), aplicar dos hongos arborícolas, Physisporinus vitreus y Xylaria longipes, a un violín de menor calidad podría ayudar a que este suene como uno de aquellos preciados instrumentos.

Los hongos reducen las paredes celulares de la madera de pícea –la única que se emplea para fabricar la tapa superior del violín– y de arce, de manera que el sonido tiene más espacio para reverberar. Una mayor ligereza se traduce en tonos más intensos y en mayor sonoridad. Pero los hongos no afectan únicamente al volumen, sino que también duplican la función amortiguadora de la madera, eliminando los sonidos demasiado agudos e irritantes. Schwarze asegura que además pueden mejorar otros instrumentos, como el salterio y la guitarra. —Johnna Rizzo

Foto: S. Yokoyama / Gtres

Compártelo

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?