Descubierto en Suecia el caso más antiguo de plaga en humanos, del Neolítico Medio

"Nuestros resultados son coherentes con la existencia de una plaga pandémica prehistórica que probablemente contribuyó en la decadencia de las poblaciones neolíticas de Europa", concluyen los autores de un estudio publicado en 'Cell'

1 / 3
tumbasuecia1. Restos hallados en una tumba de corredor, en Suecia

1 / 3

Restos hallados en una tumba de corredor, en Suecia

Foto: Karl-Göran Sjögren

tumbasuecia2. Esqueletos desarticulados de unos 80 individuos

2 / 3

Esqueletos desarticulados de unos 80 individuos

Foto: Karl-Göran Sjögren

tumbasuecia3. Infección por la bacteria 'Yersinia pestis'

3 / 3

Infección por la bacteria 'Yersinia pestis'

Foto: Karl-Göran Sjögren

tumbasuecia2

Descubierto en Suecia el caso más antiguo de plaga en humanos, del Neolítico Medio

Restos del ADN de la bacteria Yersinia pestis, la causante de diversas pandemias a lo largo de la historia, entre ellas la Plaga de Justiniano en el siglo VI y la Peste Negra en el siglo XIV, han sido descubiertos en esqueletos de agricultores del Neolítico Medio que vivieron cerca de la actual Falköping, en Suecia, hace unos 4.900 años, según reveló hace una semana la Universidad de Gotemburgo en un comunicado. "Hemos encontrado los esqueletos, principalmente desarticulados, de unos 80 individuos en una tumba de corredor en Frälsegården, en Gökhem: individuos de ambos sexos y de todas las edades que subsistieron a base de vegetales, cereales y animales domesticados como cerdos, vacas, ovejas y cabras", comenta Karl-Göran Sjögren, coautor del estudio publicado en Cell, a National Geographic España.

Los investigadores han descubierto, mediante técnicas avanzadas de ADN, el caso más antiguo de esta plaga en humanos, "un hallazgo totalmente inesperado, pues anteriormente los hallazgos más antiguos fueron realizados en sitios muy alejados de Escandinavia", admite. En febrero de 2018 se conoció otra noticia relacionada con la antigua Suecia: cráneos desarticulados y con estacas atravesadas en un contexto arqueológico del Mesolítico, de unos 8.000-7.500 años de antigüedad.

El hallazgo realizado cerca de Falköping estaría relacionado con la primera pandemia de la historia, que se extendió desde Europa hasta Asia a través de las nuevas rutas comerciales que se crearon en la época. "Ahora creemos que la primera plaga pudo haberse originado en la cultura de Cucuteni-Tripilia al norte del mar Negro, unos pocos cientos de años antes [hace unos 5.700-5.000 años] del hallazgo en Falköping, y entonces se expandió tanto al oeste como al este, cambiando a lo largo del camino", afirma Sjögren.

"La rueda y la tracción animal probablemente contribuyeron en la propagación de la enfermedad, por ejemplo los carros tirados por bueyes, aunque el contacto entre individuos no tuvo porque ser necesariamente comercial o de larga distancia; otras formas de contacto humano también debieron de ser igualmente importantes, por ejemplo el intercambio y la circulación de bienes a corta distancia", señala. "Nuestros resultados son coherentes con la existencia de una plaga pandémica prehistórica que probablemente contribuyó en la decadencia de las poblaciones neolíticas de Europa", concluyen los autores del estudio.

Cráneos desarticulados y con estacas: violencia en el Mesolítico de Suecia

Más información

Indicios de violencia extrema en un antiguo lago de Suecia

7

Fotografías

Compártelo

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?