Un agricultor francés mantuvo en secreto este hallazgo: un cráneo de mastodonte pirenaico

El agricultor lo encontró casualmente en su propiedad, al sur de Francia, y lo mantuvo en secreto, "preocupado de que su finca fuera invadida por hordas de paleontólogos aficionados"

1 / 3
gomphoterium1. Hallado en una propiedad agrícola

1 / 3

Hallado en una propiedad agrícola

Excavación del cráneo de Gomphotherium en una propiedad agrícola cerca de L'Isle-en-Dodon, en el sur de Francia.

Foto: Muséum de Toulouse

gomphoterium2. Cráneo del Mioceno

2 / 3

Cráneo del Mioceno

El fósil ha sido ofrecido al Museo de Historia Natural de Toulouse, donde está siendo limpiado y preparado en el laboratorio.

Foto: Muséum de Toulouse

gomphoterium3. Colmillos de 'Gomphoterium'

3 / 3

Colmillos de 'Gomphoterium'

El Gomphotherium poseía una trompa más corta que la de los elefantes actuales y cuatro colmillos, con los que podían cavar o recoger la vegetación acuática.

Foto: Muséum de Toulouse

gomphoterium3

Un agricultor francés mantuvo en secreto este hallazgo: un cráneo de mastodonte pirenaico

Como ocurrió hace poco en Macedonia, donde un hombre que trabajaba en el campo descubrió accidentalmente los huesos fosilizados de un elefante prehistórico anterior al mamut, en esta ocasión ha sido en Francia donde un agricultor encontró casualmente un cráneo de un portentoso elefante prehistórico. De hecho, el hallazgo ocurrió en 2014 en la propiedad del agricultor, cerca de L'Isle-en-Dodon, en el sur de Francia, pero el hombre lo mantuvo en secreto, "preocupado de que su finca fuera invadida por hordas de paleontólogos aficionados", según informaba la semana pasada la Agence France-Presse.

Excavan en Macedonia los huesos de un elefante anterior al mamut

Más información

Los huesos de un elefante anterior al mamut

5

Fotografías

El agricultor francés finalmente comunicó el hallazgo al Museo de Historia Natural de Toulouse, que en septiembre de 2017 realizó unas excavaciones en las colinas de Cominges, en la gran cadena pirenaica del sur de Francia, con el propósito de extraer el cráneo del enorme animal: un Gomphotherium del Mioceno, según explica el Museo de Toulouse a este medio. Y con ello se ha resuelto un enigma que ha durado 160 años... En 1857 se descubrieron cuatro molares de impresionante tamaño y simplicidad que pertenecían a una especie característica de mastodonte, pero desde entonces, y a pesar de las numerosas excavaciones, no aparecieron nuevos restos de esta formidable especie ya extinta.

En 1857 se descubrieron cuatro molares de esta especie y nada más

El fósil de Gomphotherium recientemente extraído corresponde a esta especie enigmática: se trata del primer cráneo que se ha descubierto del mastodonte pirenaico, que poseía una trompa más corta que la de los elefantes actuales y cuatro colmillos, con los que podían cavar o recoger la vegetación acuática. El fósil ha sido ofrecido al Museo de Historia Natural de Toulouse, donde está siendo limpiado y preparado en el laboratorio. A continuación, y bajo la supervisión de Pascal Tassy, se intentará resolver el misterio sobre la relación entre esta especie y la línea de descendencia del Gomphotherium.

Compártelo

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?