Los parques nacionales de España

El país cuenta con hasta 15 parques nacionales, algunos de ellos Reserva de la Biosfera o Patrimonio de la Humanidad.

1 / 16

1 / 16

Mapa de los Parques Nacionales de España. Mapa de los parques nacionales de España

Mapa de los parques nacionales de España

España cuenta con 15 parques nacionales repartidos por la península ibérica, las islas Canarias y Baleares. Fue uno de los primeros países europeos en crear estos espacios protegidos para preservar la naturaleza y el ecosistema de los mismos. El más grande de todos los parques nacionales es el de sierra Nevada, con más de 86.000 hectáreas; el más pequeño, sin embargo, es Tablas de Daimiel, con poco más de 1.900 hectáreas. 

2 / 16

Picos de Europa. Picos de Europa. Asturias, Cantabria y Castilla y León

Picos de Europa. Asturias, Cantabria y Castilla y León

El veterano de los parques españoles abarca los tres macizos de los Picos de Europa y las cabeceras de los ríos Cares, Sella y Deva. Situados en un territorio de 64.600 hectáreas, en él se asientan doce pueblos de León, seis de Asturias y dos de Cantabria. Con cimas que alcanzan los 2.500 metros de altitud, entre ellos se hallan diferentes lagos glaciares de aguas cristalinas, profundas simas y altos riscos en los que habitan el rebeco, y tupidos bosques con corzos, lobos y osos.

3 / 16

Aigües Tortes i Estany de Sant Maurici. Aigüestortes i Estany de Sant Maurici, Cataluña

Aigüestortes i Estany de Sant Maurici, Cataluña

No fue hasta 1955 cuando esta zona del Pirineo catalán fue considerada parque nacional. Su nombre procede de los numerosos cursos de agua y manantiales que surcan su relieve abrupto. Con más de doscientos lagos, y paisajes tan maravillosos como los riscos de Els Encantats, este parque nacional es un destino imprescindible para quienes quieren disfrutar de la naturaleza en estado puro.

4 / 16

Doñana. Doñana, Andalucía

Doñana, Andalucía

Situado en la provincia de Huelva, este parque natural se caracteriza por estar formado por marismas, dunas, alcornoques y bosques de pinos. Tiene una extraordinaria importancia como lugar de paso, cría e invernada de miles de aves europeas y africanas. En Doñana viven especies únicas y en peligro de extinción como el águila imperial ibérica y el lince ibérico.

5 / 16

Ordesa. Ordesa y Monte Perdido, Aragón

Ordesa y Monte Perdido, Aragón

Con 3.355 metros, el macizo de Monte Perdido domina este territorio pirenaico. En él se encuentran las cimas de las Tres Sorores, desde donde derivan los valles de Ordesa, Pineta, Añisclo y Escuaín. Se constituyó en 1918, y hoy en día es parque más visitado de toda España con un millón de visitantes al año. Su riqueza ha hecho que fuera declarado Reserva de la Biosfera y Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. 

6 / 16

Cabrera. Archipiélago de Cabrera, Islas Baleares

Archipiélago de Cabrera, Islas Baleares

Su principal característica es su aislamiento, pues solo se puede acceder en barco desde Mallorca. Esto ha provocado que haya mantenido inalterado su entorno esencialmente mediterráneo y sus fondos marinos. Es un punto esencial en las rutas migratorias de más de 150 aves que recalan en este conjunto de islotes rocosos, moteados por matorrales y unas aguas increíblemente cristalinas.

7 / 16

Parque nacional de Garajonay, La Gomera. Garajonay, La Gomera

Garajonay, La Gomera

Este parque, que toma el nombre del alto del Garajonay, es uno de los más jóvenes de las islas Canarias. Su extensión apenas tiene 4.000 hectáreas, llegando a ocupar un 10% de la Gomera. Declarado como parque nacional en 1981, cinco años más tarde pasó a ser Patrimonio de la Humanidad por la Unesco. Su principal característica es que casi toda su extensión está cubierta de monteverde canario, cuenta con más de 20 especies arbóreas formando distintos tipos de bosque, así como más de 1.000 invertebrados, reptiles y aves. 

Diego Delso

8 / 16

Parque Nacional de Timanfaya, Lanzarote. Timanfaya, Lanzarote

Timanfaya, Lanzarote

Es el segundo parque nacional más visitado de las islas Canarias, y el único del país eminentemente geológico con actividad volcánica. En total, Timanfaya cuenta con 25 volcanes, algunos de ellos aún con actividad. Los más famosos son las Montañas del fuego, Montaña rajada o la Caldera del corazoncillo. Las erupciones ocurridas durante los años 1730, 1736 y 1824 le otorgaron numerosas estructuras geomorfológicas de gran valor que le han coronado como la joya de Lanzarote. En total, se han encontrado unas 180 especies vegetales. 

9 / 16

Parque Nacional Caldera de Taburient, La Palma. Caldera de Taburiente, La Palma

Caldera de Taburiente, La Palma

Este parque de origen volcánico se ubica justo en el centro de la Caldera de Taburiente, una formación geológica con más de dos millones de años. Su principal característica son las numerosas fuentes que brotan del paisaje formando riachuelos y cascadas como el salto de la Desfondada, de 150 metros. Entre su flora destaca el pino canario, laurisilva, faya, brezo, sauce canario o helechos. Respecto a su fauna abundan los insectos, reptiles, anfibios, aves y mamíferos como cabras, conejos y murciélagos. 

Michael Apel

10 / 16

Cabañeros, Castilla La Mancha

Cabañeros, Castilla La Mancha

Situado en los montes de Toledo, este parque nacional es conocido por su gran biodiversidad. En él habitan especies como rapaces o cigüeñas negras, ambas en peligro de extinción. El Parque Nacional de Cabañeros cuenta con una extensión de 16.000 hectáreas y ocupa una zona que históricamente siempre estuvo despoblada. No fue declarado como parque hasta el año 1988, ya que en un primer momento se barajó la posibilidad de crear en él un campo de tiro. El rechazo de los vecinos y de los ecologistas hicieron cambiar de opinión al gobierno. 

Virginia Torralba

11 / 16

Guadarrama, Madrid. Sierra de Guadarrama, Madrid y Segovia

Sierra de Guadarrama, Madrid y Segovia

Este macizo montañoso fue el último en ser declarado parque nacional en 2013. Se sitúa en el sistema central ibérico, separando en dos la meseta castellana, las cuencas hidrográficas del Duero y Tajo, y las provincias de Madrid y Segovia. Su pico más alto es el Pañalada, con más de 2.400 metros de altitud. Otras cumbres conocidas son el Reajo alto, Siete picos, la sierra de los Porrones o la Peña del oso. Su vegetación se compone principalmente de grandes extensiones de pinares, mientras que en su fauna destacan los jabalíes, zorros, liebres o aves rapaces. La sierra de Guadarrama es nombrada en la literatura española por autores como Pio Baroja, Arcipreste de Hita, Antonio Machado y José Ortega y Gasset, entre otros. 

12 / 16

Sierra Nevada, Andalucía

Sierra Nevada, Andalucía

Entre las provincias de Granada y Almería, con más de 86.000 hectáreas, se encuentra el parque nacional más grande de España: Sierra Nevada. Sus vastas extensiones cuentan con más de 2.000 especies vegetales, 60 endémicas. También goza de una fauna muy variada de mamíferos, reptiles, aves o anfibios, aunque el animal más característico es la cabra montés. Uno de los principales atractivos del parque son las pistas de esquí, el jardín botánico de la Cortijuela, el Centro botánico de Hoya de Pedraza y el de la universidad, donde se estudian las especies endémicas del lugar. 

Thomas Then

13 / 16

tablas daimiel. Tablas de Daimiel, Castilla La Mancha

Tablas de Daimiel, Castilla La Mancha

Este humedal prácticamente único en Europa es uno de los últimos representantes de las tablas fluviales ocasionadas por el desbordamiento de los ríos cuando no tienen apenas pendiente, en este caso del Guadiana y Cigüela. Su principal característica es la cubierta vegetal, donde habitan numerosas especies subacuáticas, la cantidad de aves migratorias que pasan por el parque, así como la presencia de algunos mamíferos como el turón, la nutria o el zorro, entre otros. Las Tablas de Daimiel fueron declaradas parque nacional en 1973, permitiendo así la supervivencia de la avifauna que inverna, crea allí sus nidos o vive en estos humedales de Ciudad Real. 

14 / 16

Monfragüe, Extremadura

Monfragüe, Extremadura

Paraíso para los amantes de la ornitología, en el parque habitan más de 300 parejas de buitre negro, unas 12 de águila imperial, 30 de cigüeña negra, 35 de alimoche y mil de buitre leonado. Monfragüe se encuentra en el centro de la provincia de Cáceres, su eje vertebrador es el río Tajo a su paso por suaves montañas rodeadas de extensas dehesas.

Foto: Parque de Monfragüe

15 / 16

El Teide, Tenerife

El Teide, Tenerife

Formado por un conjunto de coladas y conos volcánicos de caprichosas siluetas y armoniosos colores que van del ocre al el negro, el Teide es el pico más alto de España. Desde sus 3.718 metros se obtienen unas impresionantes vistas de uno de los paisajes volcánicos más bonitos del mundo. En su interior también alberga una extraordinaria biodiversidad con especies de invertebrados y vegetales endémicos.

16 / 16

Islas Atlánticas, Galicia

Islas Atlánticas, Galicia

Este gran parque nacional marino está formado por el archipiélago que emerge frente a las costas de Vigo. Altos acantilados conviven con playas de ensueño en esta reserva creada en 2002, cuyo mayor tesoro son sus fondos marinos llenos de pecios que albergan más de 200 especies de algas entre las que se refugian y crían gran cantidad de peces y moluscos. El parque comprende las islas Cíes, la de Ons y Cortegada y el archipiélago del Sálvora.

Foto: Parque Nacional Illas Atlánticas

31 de julio de 2015

España fue uno de los primeros países de Europa en crear parques nacionales con el fin de preservar los espacios naturales. El primero de ellos fue la montaña de Covadonga, en 1918, hoy perteneciente al Parque Nacional Picos de Europa. Al asturiano le siguió el de Ordesa y Monte Perdido, creado en el mismo año. El resto no fueron incluidos hasta treinta años después, siendo la sierra de Guadarrama el último en incorporarse en 2013.

Actualmente, el país ya cuenta con 15 parques nacionales, algunos declarados como Reserva de la Biosfera o Patrimonio de la Humanidad. 10 de ellos se encuentran ubicados en la península ibérica, 4 en el archipiélago y 1 en las islas Baleares. El más grande de todos cuenta con más de 86.000 hectáreas y corresponde a sierra Nevada, en Andalucía; el más pequeño, en cambio, son las Tablas de Daimiel, Castilla La Mancha, con 1.900 hectáreas.  Las diferencias geográficas, climatológicas, las especies de animales que viven en ellos y el entorno que los rodea hace que cada uno de los parques naturales de España sea diferente y único.