5 interesantes pueblos tribales de Etiopía

Nos acercamos a Etiopía para conocer esta variedad étnica fuera de lo común

1 / 10

1 / 10

GettyImages-156265813. Hamer

Hamer

Suelen llevar una gran cantidad de decoración en el cuerpo, desde marcas en la piel hasta diferentes adornos como pulseras, collares, etc.: tanto las mujeres como los hombres. Ellas lucen peinados muy elaborados, que moldean con barro y mantequilla y las solteras llevan descubierta la frente. 

2 / 10

FCR-426509. Hamer

Hamer

Durante la ceremonia en que un joven debe saltar sobre las vacas, las chicas se hacen azotar la espalda con varas para mostrar su valor y aumentar la dote.

3 / 10

DRX5BA. Mursi

Mursi

Habitan en chozas y eluden el río Omo por temor a la mosca tsé-tsé. La Jalaba es un consejo de hombres sabios que toman las decisiones importantes de la tribu y tienen la creencia de que todo lo que les rodea está vivo, estableciendo una relación muy respetuosa con el entorno. 

4 / 10

AXI-2179509. Mursi

Mursi

En público las mujeres llevan grandes discos en el labio inferior, algo que incrementa su belleza para los futuros pretendientes. La dote incluye ganado y un arma de fuego.

5 / 10

GettyImages-156265822. Borana

Borana

Es un pueblo seminómada, aunque en los últimos tiempos cada vez están optando más por la agricultura. En la actualidad hay 200.000 personas aproximadamente que se identifican como Boranas. 

6 / 10

BHR88B. Borana

Borana

Cavan pozos profundos y extraen bloques de sal mezclados con barro del lecho del lago en el cráter Chew Bet. Sobre un 90% de los borana son musulmanes y casi el 10% restante cristianos.

7 / 10

XI7-1257830. Surma

Surma

Como los Mursi, las mujeres usan discos labiales y se practica la lucha de bastones –dunga– que enfrenta a hombres de distintas aldeas y les permite escoger una esposa. 

8 / 10

AXI-2426557. Surma

Surma

Son una etnia seminómada cuya pintura corporal es muy elaborada, se calcula que la integran unos 45.000 miembros. Por lo general practican el pastoreo y la agricultura, y en ocasiones también la caza. 

9 / 10

GettyImages-181900071. Karo

Karo

Decoran sus cuerpos con pinturas y escarificaciones, a las que añaden flores y ornamentos vegetales muy característicos de este grupo étnico. La decoración corporal representa su posición social o algún logro alcanzado, y a menudo sirve para resaltar su belleza.

10 / 10

AWL ETH2182. Karo

Karo

Los apenas mil individuos que quedan viven en pequeñas aldeas a lo largo del río Omo, que despliega sus caprichosos meandros en la llanura etíope. Tienen un pasado común con los Hamer, con quienes comparten una misma lengua. 

Nos acercamos a Etiopía para conocer esta variedad étnica fuera de lo común

Más información

Etiopía, el país del Nilo Azul

Etiopía, el país del Nilo Azul

El cristianismo llegó a esta región en el siglo IV y el ambiente que se encuentra el viajero en los primeros años del siglo XXI difiere poco del que se describe en el Nuevo Testamento.

Si en el norte de Etiopía afloran las raíces de la tradición cristiana, el sur está estrechamente ligado a los orígenes de la humanidad. Los cráneos más antiguos de Homo sapiens hallados en el mundo tienen 195.000 años y proceden del curso inferior del río Omo, donde habitaban homínidos hace ya 4 millones de años.

La quincena de tribus que pueblan hoy esa zona viven inmersas en un universo simbólico donde cualquier objeto, ornamento o cicatriz está repleto de significado. La diversidad étnica es el gran aliciente de los viajes que tienen como destino el río Omo. Algunas ceremonias pueden presenciarse, como el rito por el que un joven hamer debe saltar desnudo cuatro veces sobre los lomos de una serie de vacas sin caer ni descender para ser considerado adulto. Pero otras –la "dunga", violenta lucha de bastones que practican los surma y los mursi– están vedadas actualmente al visitante por motivos de seguridad.

Fotografías: Awl images; Fototeca 9x12, Age Fotostock; Aci; Getty images.