5 rutas en coche por las regiones más bellas de Europa

Organiza una ruta a tu ritmo y disfruta de los mejores paisajes y ciudades

1 / 5

1 / 5

Toscana, Italia

Toscana, Italia

Un viaje al Renacimiento a través de paisajes de ensueño, en el que hay que detenerse en perfectos pueblecitos de piedra y dejarse llevar por la belleza y la calidez de esta tierra. Partimos de Florencia a través de la región vinícola del Chianti con sus inmensos viñedos moteados de castillos medievales, para llegar a Siena, en cuya inmensa plaza tiene lugar cada verano la fiesta del Palio. Nos espera la ciudad de las torres, San Gimignano, y tras ésta, Volterra con su interesante museo etrusco y, finalmente, Pisa, donde además de admirar el conjunto catedralicio con su famosa torre, hay que perderse por sus callejuelas y pasear por la orilla del Arno, disfrutando de todo lo que nos ofrece la Toscana.

Foto: GTRES

2 / 5

Valle del Loira

Valle del Loira

Son 200 kilómetros los que separan la ciudad de Orleans de la de Saumur, a lo largo de los cuales se alinean los castillos más suntuosos y espectaculares que uno pueda imaginar. A la belleza, hay que añadir la trascendencia que estas grandes construcciones y sus habitantes tuvieron en la historia de Europa. En este tramo del Loira se hallan algunos de los castillos más emblemáticos de la zona, empezando por el de Ussé, cerca queda el de Vilandry, con sus impresionantes jardines, el siguiente es una de las joyas de la ruta, el de Chenonceau, conocido como el Castillo de las Damas porqué en sus estancias vivieron seis destacadas mujeres, entre las cuales figura Catalina de Mecidis. Siguiendo el curso del gran Loira se llega a Amboise y queda para el final de la ruta, antes de llegar a Orleans, quizás el castillo más imponente de todos, el de Chambord, la gran obra de Francisco I, en cuya construcción participó Leonardo da Vinci.

Foto: GTRES

3 / 5

Salkskamergutt. Salzskammergutt

Salzskammergutt

Salzburgo es maravillosa en cualquier época del año, pero es en invierno y en vigilias de Navidad cuando se convierte en una ciudad de cuento, más delicada y musical que nunca. Además de un cuidado casco antiguo repleto de palacios y una imponente fortaleza que lo protege, Salzburgo, la ciudad de Mozart, está rodeada de magníficos paisajes alpinos que se pueden recorrer a través de la ruta que proponemos. La primera parada tras dejar atrás Salzburgo es Hallein, importante ciudad en la Edad Media gracias al comercio de la sal; tomamos un desvío para visitar uno de los pueblos más fotografiado de Austria, Hallstatt, cuya importancia en la historia de la Humanidad es tanta que incluso un periodo de la Edad de Hierro lleva su nombre. Siguiente parada, St Johann im Pongau, con sus pueblos alpinos y paisajes bellísimos y siguiendo el curso del río Salzach nos plantamos a las puertas del impresionate Parque Nacional Hohe Tauern, puro Alpes, aunque el final de nuestra ruta es el lagos de Zell am See y la agradable población homónima que descansa en sus orillas.

Foto: GTRES

4 / 5

Condado de Galway

Condado de Galway

Un par de horas de avión y te plantas en Dublín, coche de alquiler y carretera hacia Galway, la gran ciudad de la costa oeste, famosa, entre otros motivos, por ser el escenario donde transcurre la historia de Las Cenizas de Ángela (Frank McCourt, 1996). Por una carretera rectísima cruzamos el país de este a oeste y una vez allí las posibilidades paisajísticas se multiplican hasta el infinito: al sur los impresionantes acantilados de Moher, enfrente, en el oceáno, las auténticas islas Aran, y, al norte, se extiende la misteriosa y no menos bella región de Connemara con sus llanuras brumosas, donde se conservan las más ancestrales tradiciones gaélicas.

Foto: GTRES

5 / 5

Ruta de Navidad por Alemania

Ruta de Navidad por Alemania

La Navidad se vive muy intensamente en las ciudades alemanas y la última ruta propuesta traza un recorrido por algunos de los mercadillos más históricos y famosos, que a finales de noviembre, con la llegada del Adviento, llenan calles y plazas de color, música, dulces, vino caliente especiado y mucho ambiente. Unos 700 kilómetros separan las ciudades de Frankfort y Múnich, con paradas en bellísimas y tradicionales poblaciones como Rüdesheim, Heidelberg, Gengenbach (en la imagen), Friburgo, Baden-Baden, Triberg, Fussen y Rottemburg. La tradición de montar de los mercados navideños nació en Alemania en el siglo XV, concretamente en Dresde donde se sigue celebrando el mercadillo considerado el más antiguo del mundo.

Foto: GTRES

Organiza una ruta a tu ritmo y disfruta de los mejores paisajes y ciudades

Más información

16 curiosidades de la mítica Ruta 66 de EE.UU.

16 curiosidades de la mítica Ruta 66 de EE.UU.

Seguro que un viaje sin horarios te apetece en cualquier escapada, puente o incluso como un plan de vacaciones propio. En estos días apetece una escapada por libre. Las rutas que proponemos abarcan unos 200 kilómetros y trazan itinerarios que son un compendio de paisaje, cultura y vida urbana. Desde la seductora Toscana con sus campos de viñedos y sus ciudades medievales, pasando por los impresionantes castillos del Loira –ambas rutas deparan las mejores sorpresas gastronómicas–, los dramáticos paisajes de la costa oeste irlandesa, la imagen invernal de los Alpes austriacos conjugada con ciudades como Salzburgo y Hallstatt, para terminar con el mejor ambiente navideño en el lugar donde nació la tradición de los mercadillos de Adviento, Alemania, que tiene ya todo a punto para encender las luces y abrir los puestos.