Buenas razones por las que viajar a Filipinas

Es uno de los países más amables de Asia

1 / 9

1 / 9

Chocolate Hills

Chocolate Hills

Las llamadas "Colinas de Chocolate", por su parecido a una caja de bombones, son uno de los principales atractivos de la provincia de Bohol. Se componen de 1.268 montañas cuyo color varía dependiendo de la época del año. Durante las estaciones húmedas adquieren un color verdoso, mientras que en las secas se vuelven totalmente marrones.

RamirBorja

2 / 9

Vigan

Vigan

Es la ciudad colonial española mejor conservada de Asia. Fue fundada en el siglo XVI, en el norte de Luzón, en Ilocos Sur. En ese momento los españoles le pusieron de nombre villa Fernandina Vigan por el nacimiento del hijo de Felipe II. Actualmente su arquitectura es una mezcla de las influencias de otras regiones de Filipinas, China y Europa. 

3 / 9

El Nido

El Nido

Conocido como el paraíso de Filipinas, Alex Garland se inspiró en el Nido para escribir su novela La playa, llevada posteriormente al cine. Está situada al norte de la isla de Palawan y se caracteriza por contar con numerosos atolones prácticamente vírgenes. Desde aquí salen los barcos que navegan hasta el archipiélago de Bacuit, donde se encuentran algunas de las islas, playas y lagos más espectaculares del mundo: islas Snake, Small Lagoon, Big Lagoon, Secret Lagoon, Entulala, Hidden Beach, Star Beach, etc.

4 / 9

Cuevas Sumaging. Cuevas de Sumaging y tumbas milenarias

Cuevas de Sumaging y tumbas milenarias

En la isla de Luzón, en el pueblo de Sagada, se encuentran las cuevas de Sumaging, unas galerías subterráneas cuya entrada está repleta de antiguos ataúdes. Estos pertenecen a los Igorot, la tribu que habitaba estas tierras. De hecho, en el interior de la cueva es sencillo encontrar algún cráneo o huesos de sus antepasados. Para acceder a ella es imprescindible ir acompañado de uno de los guías de la oficina de turismo, quienes se ocuparán de conducir a los viajeros por las diferentes cámaras, ayudarles a bajar por las rocas y alumbrarles el camino. Algunas partes de la misma contienen lagos subterráneos y en ellas habitan muchas especies distintas de murciélagos.

 

5 / 9

Isla Corón

Isla Corón

Al norte de la provincia de Palawan, en el mar de Sulu, se encuentra esta isla llena de tesoros para los submarinistas. Bajo sus aguas yacen restos de algunos navíos japoneses hundidos en la Segunda Guerra Mundial. Sus aguas cristalinas y los arrecifes que rodean la isla lo convierten en un enclave único para practicar el snorkel.

IRRI Images

6 / 9

Río Puerto Princesa. Río subterráneo de Puerto Princesa

Río subterráneo de Puerto Princesa

En la misma isla de Palawán se encuentra Puerto Princesa y su famoso río subterráneo navegable. Con algo más de ocho kilómetros, este es el río subterráneo más largo del mundo. En él se encuentran algunas formaciones rocosas con formas de personas o de animales que se van descubriendo con ayuda de linternas. Durante el recorrido se pueden ver algunos de los murciélagos que habitan en ella.

Paul Chin

7 / 9

Banaue

Banaue

Las terrazas de arroz de Banaue, Patrimonio de la Humanidad, se encuentra en la isla de Luzón y fueron construidas por los Ifugao, la tribu que habita en estas montañas. Desde su aldea, Batad, se obtienen increíbles vistas de todas ellas y la mejor época para verlas es después de las lluvias, cuando adquieren un intenso color verde.

8 / 9

Volcan Taal

Volcan Taal

Este volcán es realmente curioso pues dentro de su cráter cuenta con otro lago y con otra isla volcánica, conocida como Vulcan Point. Es uno de los volcanes más pequeños del mundo. El Taal se encuentra dentro del Anillo de Fuego del Pacífico, una zona con abundantes volcanes en la costa oeste de la isla de Luzón, a unos 50 kilómetros de Manila. En total, desde 1572, se han contabilizado 33 erupciones, la última en 1977.

9 / 9

Intramuros

Intramuros

En la urbe fortificada construida por Miguel López de Legazpi en 1571 había colegios, palacios, hospitales, etc. y fue el centro de las filipinas españolas hasta que pasó a manos de Estados Unidos en 1898. Durante la Segunda Guerra Mundial fue bombardeada por los mismos americanos tras haber sido ocupada por Japón. Todavía hoy conserva algunas de las murallas que le han dado el nombre, así como algunas de las casas, patios o iglesias de hace cientos de años.  

P199

21 de enero de 2016

Los últimos de Filipinas: la defensa de Baler

Más información

Los últimos de Filipinas: la defensa de Baler

Filipinas está formado por más de 7.100 islas. Conocerlas todas posiblemente nos llevaría más de media vida, por lo que la mayoría de los turistas se concentran en la zona de Luzón, al norte del país; en Manila, su capital; y en algunas islas del sur conocidas por sus impresionantes playas y maravillas naturales. Solo con ver una imagen del país, bastará para hacer las maletas y vivir unas excepcionales vacaciones. No obstante, esta antigua colonia española, descubierta por Fernando de Magallanes en 1521, tiene muchas cosas que ofrecer al viajero para hacernos sentir como en casa. Entendernos con su gente no resultará especialmente complicado pues aunque ellos tienen su propio idioma, el tagalo, algunas de sus palabras son muy parecidas a las nuestras. De ahí a que sus iglesias, denominadas Ni Cristo, logren sacar una carcajada al viajero hispano.

Otro de sus grandes tesoros es su fauna y flora. Filipinas cuenta con una naturaleza muy rica donde, además de sorprendernos con maravillas como las populares Chocolate Hills, las terrazas de arroz o las numerosas cuevas y cascadas, también lo hará con los animales que habitan en ellas. Por ejemplo, con el famoso tarsero filipino, uno de los primates más pequeños del mundo. También lo hará el lemur volador característico del país, el ciervo-ratón filipino, el tamaro de Mindoro o el sambar manchado de Filipinas del que únicamente quedan 2.500 ejemplares. En su fondo marino, además, los amantes del submarinismo pueden disfrutar del tiburón zorro, un clásico de Malapascua; el tiburón ballena o el martillo. Además, en Mindoro está el arrecife de Apo, el segundo arrecife de coral contiguo más largo del mundo.

Expediciones españolas en la mar del Sur: la conquista del Pacífico

Más información

Expediciones españolas en la mar del Sur: la conquista del Pacífico

La gastronomía filipina es otro de los puntos a su favor. Su cocina cuenta con influencias hispanas, americanas y asiáticas y en las zonas costeras podemos encontrar marisco a muy buen precio. Sus platos, que han logrado tener identidad propia, no dejan de sorprender por su ingeniosa mezcla de alimentos. En nuestra galería de fotos os dejamos algunas de las maravillas de este amable país, aunque no son las únicas.