Akenatón

1 / 15
art akhenaten final3 rev V1-2. Arte de Ajnatón

1 / 15

Arte de Ajnatón

La nueva visión de Akenatón trastocó el arte establecido hacía siglos y supuso una rápida transición hacia escenas de la vida familiar y poses menos rígidas en entornos naturales. Las mujeres asumieron un papel más prominente.

Ilustración: NGM

Effendi MM8344 R169 FR005. Busto de Akenatón

2 / 15

Busto de Akenatón

Conservado en el Museo Egipcio de Berlín, (Neues Museum), este busto de Akenatón muestra las cicatrices de tiempos turbulentos, pretéritos y presentes. Destrozado por los sucesores del rey en el siglo XVI a.C., también sufrió daños al ser trasladado durante la Segunda Guerra Mundial.

Foto: Rena Effendi

Effendi MM8344 R139 FR004. Reconstrucción de un muro de talatats

3 / 15

Reconstrucción de un muro de talatats

Los templos y palacios de Akenatón se erigieron con los llamados talatats, bloques más ligeros que podía acarrear un solo obrero y que permitieron construir con rapidez. También facilitaron la demolición de la ciudad de Akenatón a sus sucesores. En el museo de Luxor, la reconstrucción de un muro de talatats muestra al rey, cortesanos y sacerdotes bañados por los rayos del sol.

Foto: Rena Effendi

Effendi MM8344 R98 FR09. Fuente de inspiración

4 / 15

Fuente de inspiración

Akenatón sigue siendo fuente de inspiración para el arte monumental, como esta escultura de la Universidad de Menia .

Rena Effendi

Effendi MM8344 R137 FR12. Pieza de arenisca

5 / 15

Pieza de arenisca

Hallada bajo un templo de Karnak, parece que esta pieza de arenisca fue enterrada por orden del propio rey, quien cambiaba una y otra vez el estilo con el que quería ser retratado, desechando versiones previas. Tres milenios después, su rostro sigue siendo un icono; en Menia, un artista decora su casa con esculturas de Akenatón y Nefertiti (esta última inspirada en una noble llamada Tuya).

Rena Effendi

Effendi MM8344 R19 FR08. Reconstrucción del Gran Templo de Atón

6 / 15

Reconstrucción del Gran Templo de Atón

Un equipo de arqueólogos reconstruye los fundamentos del Gran Templo de Atón, cuya ausencia de techo permitía a los devotos sentir la omnipresencia del dios del Sol. Los sucesores de Akhenatón desmantelaron parte de los edificios construidos durante su reinado.

Foto: Rena Effendi

Sedeinga

7 / 15

Sedeinga

Facsímil de las dos partes del panel, en el que aparece representado el dios Amón y su nombre en un cartucho. 

© V. FRANCIGNY

Sedeinga

8 / 15

Sedeinga

Parte superior del panel con la imagen y el nombre de Amón, que fue profanado durante el reinado de Akhenatón y después restaurado. 

© V. FRANCIGNY

Sedeinga

9 / 15

Sedeinga

Vista aérea de los vestigios del templo de Tiyi, la gran esposa real. El templo aún no ha sido excavado, pero ya hay un proyecto para emprender una excavación.

© B.-N. CHAGNY / SEDEINGA MISSION

Sedeinga

10 / 15

Sedeinga

Vista aérea del sitio arqueológico de Sedeinga, al norte de Sudán, en la antigua Nubia. 

© B.-N. CHAGNY / SEDEINGA MISSION

amarna5. La tumba real de Amarna

11 / 15

La tumba real de Amarna

Descubierta en 1893, Akhenatón evitó decorarla con escenas del viaje de Re por el inframundo, que contradecían el culto a Atón.

KENNETH GARRETT / NGS

amarna6. Los reyes en familia

12 / 15

Los reyes en familia

Esta estela de Amarna muestra a Akhenatón y Nefertiti jugando de un modo distendido con sus hijas. Museo Egipcio, Berlín.

BPK / SCALA, FIRENZE

amarna4. El palacio del Norte

13 / 15

El palacio del Norte

Entre los restos de Amarna que empezaron a excavarse a finales del siglo XIX se cuentan los del Palacio del Norte, en la imagen.

KENNETH GARRETT

amarna2. Una vaca pasea entre los marjales

14 / 15

Una vaca pasea entre los marjales

Fragmento de azulejo de Amarna. Museo del Louvre.

WERNER FORMAN / GTRES

amarna7. El naturalismo del arte de Amarna

15 / 15

El naturalismo del arte de Amarna

Unos ánades levantan el vuelo en los marjales del Nilo, representados por plantas de papiro y lotos. Pavimento del palacio de Maru Atón. Museo Egipcio, El Cairo.

DEA / AGE FOTOSTOCK

¿Deseas dejar de recibir las noticias más destacadas de National Geographic España?