Ecología

A ellas, el verano las trae de cabeza

Un estudio realizado en Tres Cantos revela cómo las hormigas movilizan las semillas

hormigas

hormigas

23 de mayo de 2011

En unos pastizales de la madrileña localidad de Tres Cantos, un grupo de investigadores de la Universidad Autónoma de Madrid ha comprobado de qué forma las hormigas depredan masivamente las semillas contenidas en los excrementos del ganado, en este caso ovejas, lo que ha aportado datos desconocidos hasta el momento.

«El experimento demostró que en verano las hormigas detectan los excrementos cargados de semillas y se llevan entre el 60 y el 90% de éstos a sus hormigueros, según lo avanzado de la estación –explica Pablo Manzano, autor principal del estudio–. En cambio, durante el resto del año no les prestan atención porque no hace calor y no están tan activas. Curiosamente, la mayor actividad de las hormigas se da cuando los excrementos contienen mayor cantidad de semillas, y no cuando la abundancia de éstas es menor, a pesar de ser más diversas.»

Se estima que alrededor del 35% de las semillas dispersadas en los excrementos son depredadas por las hormigas, un porcentaje elevado que sin embargo no había sido evidenciado hasta ahora. Y es que, como se comprobó después de revisar los trabajos publicados sobre el tema, en los ecosistemas tropicales ya se habían realizado numerosos estudios de este tipo, pero no en pastizales de biomas templados. «Mientras que en los trópicos, donde acuden científicos, naturalistas y curiosos de todo el mundo y donde los frutos y las semillas son muy grandes, se han estudiado multitud de procesos naturales espectaculares, en los ecosistemas templados, donde vive la mayor parte de los investigadores del planeta, procesos de igual o mayor magnitud pasan desapercibidos», opina Manzano. Un hecho, concluyen los investigadores, que indica cierta ceguera por parte de los ecólogos para las cosas pequeñas… o menos tropicales. –Eva van den Berg

 

Foto: Francisco M. Azcárate