Hemeroteca

Nuevos descubrimientos en Sudáfrica

Nuevos descubrimientos en Sudáfrica

Nuevos descubrimientos en Sudáfrica

El geólogo sudafricano André Keyser fue el descubridor de Drimolen, uno de los yacimientos de homínidos más importantes de África.

En 1992, mientras curioseaba por las colinas al noroeste de Johannesburgo en busca de un yacimiento fósil que excavar, encontré Drimolen, una cantera de caliza abandonada, y fósiles de mandriles y elefantes cerca de la entrada de una cueva. No imaginé que una semana después iba a encontrar un diente de homínido de hace dos millones de años, ni que éste llegaría a ser uno de los yacimientos de homínidos más ricos de África meridional. Hasta ahora, una vez excavado cerca del 5 % de los 2000 metros cuadrados de Drimolen, hemos hallado unos 80 ejemplares de Australopithecus robustus, también conocido como Paranthopus robustus, que significa “junto al hombre” y “de complexión robusta”. El término robustus puede ser equívoco, pues no era mayor que el de un chimpancé actual. Pero sus mandíbulas, premolares y molares eran enormes, mucho mayores que las de un chimpancé o un humano actual, o que los del resto de homínidos emparentados, excepto Australopithecus boisei, de África oriental. Lea el artículo completo en la revista