Hemeroteca

Megatransect II

Megatransect II

Megatransect II

Penetrando en el corazón de la selva de África central, el ecólogo y conservacionista Michael Fay, los miembros de su expedición y los pigmeos que los acompañan como porteadores y batidores continúan su caminata sin precedentes, siguiendo la ruta previamente establecida y manteniéndose tan lejos como les sea posible de los asentamientos humanos.

Hay que tener la cabeza muy dura para recorrer a pie 2.000 kilómetros a través del territorio de África centrooccidental, cruzando los bosques vírgenes que quedan entre la punta nororiental de la República del Congo y el Atlántico. Pero todavía hay que ser más terco para intentarlo de una tirada, en una caminata expedicionaria. Hay ríos que atravesar o sobre los que tender puentes, ciénagas que vadear, barrancos que cruzar, vastas espesuras por las que abrirse paso a golpe de machete y una frontera nacional en tensión, así como algunos inconvenientes menores: enredaderas espinosas, moscas que muerden, hormigas que pican, garrapatas, serpientes venenosas, termitas que se comen las tiendas, gusanos de los pies, elefantes nerviosos y algún furtivo armado. Por si eso fuera poco, a mitad de camino hay un bosque de fantasmagórica belleza que según se cree alberga el virus Ebola, causante de epidemias mortales en los poblados cercanos durante los últimos años. Lea el artículo completo en la revista.