Hemeroteca

Los monos más rápidos del mundo

Los monos más rápidos del mundo

Los monos más rápidos del mundo

Capaces de medrar en la árida meseta de Laikipia, en Kenya, los monos patas no sólo corren deprisa. También comen deprisa, se reproducen deprisa y, debido a la amenaza que supone la actividad humana, algunos están muriendo deprisa.

“La ladrona no tenía ni idea de cómo cargar a la cría, cómo sostenerla.” Anup Shah. No es fácil acercarse a los monos patas. Astutos y esquivos, huyen en cuanto ven humanos. Estos primates patilargos, que llegan a alcanzar una velocidad de 55 kilómetros por hora, eludieron fácilmente a la primatóloga Lynne Isbell cuando llegó a Kenya en 1992. Tras seis meses de paciente seguimiento a pie, Isbell pudo sentarse cerca de un grupo que vivía en la meseta de Laikipia. Comenzó así un trabajo de diez años: el más largo estudio de campo ininterrumpido del poco conocido Erythrocebus patas. Como si su reloj biológico estuviera acelerado, los monos patas viven a toda prisa y se reproducen a una edad más temprana que cualquier otro mono del Viejo Mundo. Las hembras alcanzan la madurez sexual a los dos años y medio, y paren a los tres. Las crías son capaces de sobrevivir solas con apenas seis meses, aunque la lactancia suele prolongarse hasta el año. Mientras, las madres se aparean y dan a luz nuevas crías, año tras año. Así, una hembra puede estar preñada y a la vez cuidar de un lactante y de otro hijo mayor. Lea el artículo completo en la revista.