Hemeroteca

Cascadia

Cascadia

Cascadia

En 1700, el noroeste de América del Norte fue sacudido por un terremoto y un tsunami catastróficos. Las fuerzas subterráneas que actuaron entonces volverán a desatarse otra vez.

"Tengo que explicarles las normas para caminar sobre el fuego", dice Ariel Frager, una mujer joven, a un grupo de aventureros espirituales que se han reunido en Breitenbush Hot Springs, un refugio en las estribaciones de la cordillera de las Cascadas, en Oregón. Es casi medianoche y, mientras Ariel habla, el resplandor de los cientos de brasas al rojo vivo que hemos rastrillado hasta formar una pista de 3,5 metros de largo ilumina su rostro."Caminen con decisión –nos dice-. Tengan cuidado con los que van delante sobre las brasas. Aspiren profundamente. Y respeten siempre el fuego. Si no, se van a quemar."Caminar sobre el fuego se ha convertido en un ritual a lo largo de la costa Oeste. "Le enseña a uno a superar sus miedos y a hacer lo que creía imposible –dice el coguía de Ariel, que curiosamente se llama Heather Ash ("cenizas de brezo")-. En el pasado sólo tenían la oportunidad de hacerlo los curanderos, los sacerdotes y los chamanes."Lea el artículo completo en la revista.