Hemeroteca

Albaneses: un pueblo destrozado

Albaneses: un pueblo destrozado

Albaneses: un pueblo destrozado

Diseminados desde los Balcanes hasta el Bronx, los albaneses se mantienen fieles a lo que han dejado atrás: una patria empobrecida en Europa y su orgullo étnico.

Hace más de un año que los militares serbios atacaron a los albano-kosovares de la provincia de Kosovo, acción que en marzo de 1999 indujo a las fuerzas conjuntas de la OTAN a lanzar una ofensiva aérea para proteger a los albaneses. Los serbios expulsaron de sus hogares a más de 800.000 albano-kosovares, asesinaron a miles de personas, incluidos niños, violaron a mujeres, incendiaron pueblos enteros y esparcieron el odio como leña por el territorio: yesca para el próximo fuego en los Balcanes.Sin embargo, a aquellos que no han seguido la autodestrucción de los Balcanes durante el último decenio, la nueva guerra les plantea más preguntas que respuestas. ¿Qué tenían los serbios contra los albaneses? ¿Por qué viven los albaneses en Kosovo? ¿Qué relación tienen los albaneses de Kosovo con los de Albania? ¿Y cómo llegaron a atraer la atención internacional sobre una situación tan horrible?En los Balcanes, donde la condición de víctima pasa a veces por el nacionalismo, los albaneses han sido las clásicas víctimas y a menudo parecen incapaces de describirse a sí mismos en otros términos. Lea el artículo completo de la revista.