Los moáis enterrados de la isla de Pascua salen a la luz

Arqueólogos del Easter Island Statue Project han excavado varias de las colosales estatuas enterradas en la cantera del volcán Rano Raraku

jo Anne Van Tilburg excava en la isla de Pascua desde 1992

jo Anne Van Tilburg excava en la isla de Pascua desde 1992

EASTER ISLAND STATUE PROJECT

10 de agosto de 2012

¿Cuánto sabes sobre la Isla de Pascua y los moai?

Más información

TEST NG: ¿Cuánto sabes sobre la Isla de Pascua y los moai?

Arqueólogos del Easter Island Statue Project, dirigidos por Jo Anne van Tilburg, de la Universidad de California, han sacado a la luz los cuerpos de algunos moáis que se hallaban enterrados hasta el cuello en la cantera del volcán Rano Raraku, en la isla de Pascua. En esta cantera fueron talladas la mayoría de las casi mil estatuas gigantescas, conocidas como moáis, que pueblan esta pequeña isla del Pacífico. En Rano Raraku quedan aún cerca de 150 estatuas, enterradas a varios metros de profundidad, de las que únicamente son visibles la cabeza y parte del torso.

Hallazgos sobre los moáis

Van Tilburg y su equipo excavaron algunas de las estatuas para revelar qué hay debajo y descubrir si su entierro fue intencionado o se debió a causas naturales. Las investigaciones han demostrado que los moáis se levantaron en el mismo lugar en el que están enterrados y que fueron colocados sobre pedestales de piedra. Además, no fue el hombre quien las cubrió de tierra, sino la acción del tiempo y de los elementos. Los arqueólogos han hallado en la zona más de 500 herramientas de piedra para tallar las estatuas, y finos útiles de obsidiana y basalto para esculpir los detalles.

También hay agujeros para postes y guías de sogas que habrían servido para levantar los moáis. Por último, la gran cantidad de restos de pintura que se ha localizado en el lugar sugiere que los trabajadores pintaban tanto las grandes figuras como sus propios cuerpos.