EFEMÉRIDE

"Los fragmentos finamente coloreados aparecieron en gran número"

El alemán Robert Koldewey comenzó las excavaciones en la mítica Babilonia hace 115 años y entre otras cosas descubrió la gran avenida procesional de la ciudad

Babilonia

Babilonia

© JOHN FRUMM / HEMIS / GTRES

26 de marzo de 2014

Robert Koldewey nació en Blankenburg, en el distrito de Harz, en el centro de Alemania, el 10 de septiembre de 1855. Fue hijo de un funcionario de aduanas y sobrino de un explorador polar y director del Ministerio de Marina en Hamburgo. Estudió arquitectura, arqueología e historia del arte en Berlín, Múnich y Viena, pero no finalizó sus estudios. Aprendió el oficio de arqueólogo participando en excavaciones en Italia, Grecia, Asia Menor y en la antigua Mesopotamia. Koldewey demostró un extraordinario rigor en el método arqueológico e hizo de la excavación de Babilonia la mejor llevada en Mesopotamia hasta entonces. 

Ladrillos esmaltados 

En su meticuloso diario de excavación anotó lo siguiente: La excavación comenzó el 26 de marzo de 1899, con un corte transversal a través de la fachada este del Kasr. Los fragmentos finamente coloreados aparecieron en gran número y a continuación se realizó el descubrimiento de la pared oriental de los dos muros que corrían paralelos, el pavimento de la calzada procesional y el muro occidental, que nos proporcionó la orientación necesaria para posteriores excavaciones. Koldewey descubrió dos muros paralelos con una distancia entre ellos de 41 metros. Se trataba de un monumento no documentado en las fuentes: la gran avenida procesional de la ciudad, con sus ladrillos esmaltados en forma de leones y dragones, símbolos de los dioses Ishtar y Marduk.