Pompeya

La Villa de los Misterios reabre al público

Desde el 20 de marzo se puede visitar una de las maravillas de Pompeya: la Villa de los Misterios, que contiene unas pinturas murales espléndidas sobre los ritos dionisiacos

1 / 5

1 / 5

Villa de los Misterios

Villa de los Misterios

El jardín de la Villa de los Misterios, en Pompeya. 

© MINISTERO DEI BENI E DELLE ATTIVITÀ CULTURALI E DEL TURISMO

2 / 5

Villa de los Misterios

Villa de los Misterios

La Sala de los Misterios después de la restauración.

© MINISTERO DEI BENI E DELLE ATTIVITÀ CULTURALI E DEL TURISMO

3 / 5

Villa de los Misterios

Villa de los Misterios

Sileno con sátiros, detalle de la Sala de los Misterios.

© MINISTERO DEI BENI E DELLE ATTIVITÀ CULTURALI E DEL TURISMO

4 / 5

Villa de los Misterios

Villa de los Misterios

Una mujer joven se introduce en los ritos dionisiacos relativos al matrimonio.

© MINISTERO DEI BENI E DELLE ATTIVITÀ CULTURALI E DEL TURISMO

5 / 5

Villa de los Misterios

Villa de los Misterios

Aspecto que presentan las pinturas murales después de la restauración.

© MINISTERO DEI BENI E DELLE ATTIVITÀ CULTURALI E DEL TURISMO

Desde el 20 de marzo se puede visitar una de las maravillas de Pompeya: la Villa de los Misterios, que contiene unas pinturas murales espléndidas sobre los ritos dionisiacos

La Villa de los Misterios, una villa suburbana de época romana ubicada en Pompeya (Nápoles), ha vuelto a abrir al público después de un proceso de restauración de casi dos años y un cierre total de tres meses que ha servido para finalizar los trabajos en la Sala de los Misterios y la limpieza de todas las decoraciones pavimentales. La Villa de los Misterios está formada por más de setenta ambientes, entre ellos la Sala de los Misterios, que contiene unas pinturas murales espléndidas, ampliamente discutidas por los estudiosos. 

En la pared del fondo han sido identificados Dioniso, el dios del vino y del éxtasis, y Afrodita, la diosa de la belleza y el amor; aunque también puede que se trate de Ariadna, hija del rey cretense Minos, según el Ministerio de los Bienes y Actividades Culturales y del Turismo. Las paredes que convergen hacia la pared del fondo tratan dos temas interrelacionados: el mundo de Dioniso y la iniciación a sus sagrados misterios; y el paso de una joven por los ritos del matrimonio. Los ritos dionisiacos se caracterizaban en la mitología por la embriaguez del vino, por la música y la danza y por la presencia de sátiros y bacantes, que se entregaban al trance y a la lujuria. 

Dario Franceschini, el ministro de los Bienes y Actividades Culturales y del Turismo, ha afirmado que el balance del año 2014 es positivo: se ha producido un verdadero cambio de ritmo que nos hace mirar con optimismo el renacimiento de Pompeya. Más de 2.600.000 personas visitaron Pompeya el año pasado, por lo que continúa siendo el segundo sitio más visitado de Italia, por detrás del Coliseo.