Excavan 42 urnas funerarias y 7 entierros prehispánicos en Nicaragua

Unas excavaciones cerca del nuevo Estadio Nacional de Béisbol en Managua han permitido recuperar uno de los hallazgos arqueológicos más importantes de Nicaragua

1 / 4

1 / 4

urnasnicaragua1. Entierros primarios y secundarios

Entierros primarios y secundarios

Entierros primarios (esqueletos) y entierros secundarios (urnas funerarias) hallados en Managua, la capital de Nicaragua. 

Foto: Ivonne Miranda Tapia, Instituto Nicaragüense de Cultura

2 / 4

urnasnicaragua2. Urnas funerarias

Urnas funerarias

Las urnas funerarias, de gran tamaño, están provistas de tapaderas. 

Foto: Ivonne Miranda Tapia, Instituto Nicaragüense de Cultura

3 / 4

urnasnicaragua3. Cementerio prehispánico

Cementerio prehispánico

El sitio arqueológico, situado en Villa Tiscapa, tiene unos 1.200 años de antigüedad. 

Foto: Ivonne Miranda Tapia, Instituto Nicaragüense de Cultura

4 / 4

urnasnicaragua4. Excavaciones arqueológicas

Excavaciones arqueológicas

Los arqueólogos han desenterrado unas urnas provistas de tapaderas, con motivos decorativos en relieve e incluso con restos de policromía. 

Foto: Ivonne Miranda Tapia, Instituto Nicaragüense de Cultura

Unas excavaciones cerca del nuevo Estadio Nacional de Béisbol en Managua han permitido recuperar uno de los hallazgos arqueológicos más importantes de Nicaragua

Más información

Hallan 3 tumbas de 2.000 años de antigüedad al sur de Medellín

El pasado remoto de Colombia se va asomando poco a poco

La construcción de una subestación eléctrica cerca del nuevo Estadio Nacional de Béisbol en Managua, la capital de Nicaragua, ha sacado a la luz 42 urnas funerarias y siete entierros individuales de época prehispánica, según informa Ivonne Miranda Tapia, de la Dirección de Arqueología del Instituto Nicaragüense de Cultura, a National Geographic. Las excavaciones en Villa Tiscapa se han desarrollado hasta finales de junio y han permitido recuperar "uno de los hallazgos arqueológicos más importantes encontrados en Nicaragua, que representa la riqueza de nuestra cultura antepasada por medio de sus tradiciones funerarias", destaca la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua en un comunicado.

El sitio arqueológico tiene unos 1.200 años de antigüedad. "Corresponde al Sapoá, un período que se extiende del 800 al 1350 d.C., aunque hemos detectado la presencia de vasijas del tipo Lago Negro Modelado, lo que indica una transición del período Sapoá al período Ometepe (1350-1550 d.C.)", afirma Miranda Tapia. Las urnas están provistas de tapaderas y presentan motivos decorativos en relieve e incluso restos de policromía. La arqueóloga sostiene que, inicialmente, los muertos fueron enterrados hasta que se descompusieron y, entonces, depositaron los huesos restantes en urnas u otros recipientes cerámicos. "Este hallazgo subraya la sorprendente diversidad cultural y la riqueza de esta zona de América tan crucial y tan poco estudiada", expresa Chris Fisher en la versión internacional de National Geographic. Fisher, un explorador de National Geographic Society, ha dirigido varias expediciones en Honduras.