Encuentran monedas de Filipo II y Alejandro Magno en Macedonia

Monedas macedonias

Monedas macedonias

Foto: Vladimir Atanasov / Archaeological Museum of Macedonia

Una parte de las monedas halladas se remonta a la legendaria dinastía argéada, que erigió una fortificación para controlar el cañón de Demir Kapija

Unas cincuenta monedas de la Antigüedad clásica, Antigüedad tardía y Edad Media han sido recuperadas durante unas excavaciones arqueológicas cerca de Demir Kapija, en Macedonia. Entre ellas hay una moneda de plata de la época de Alejandro Magno y otras de los reinados de Amintas I, Filipo II, quien fue el padre de Alejandro Magno, Casandro y Demetrio Poliorcetes, entre otros, según informó el lunes la agencia de noticias macedonia Independent.

La dinastía argéada, con representantes tan legendarios como Filipo II y su hijo Alejandro Magno, encierra un mundo fascinante lleno de misterios

"Una parte de las monedas se remonta a los reyes macedonios de la dinastía argéada, por ejemplo Alejandro I, Alejandro II y Filipo II. La mayoría de monedas data de la época de Demetrio Poliorcetes, de la dinastía antigónida, y una de ellas es de Lisímaco de Tracia, diádoco de Alejandro Magno", explica Vladimir Atanasov, el director de las excavaciones, del Museo Arqueológico de Macedonia, a National Geographic.

El hallazgo de monedas de diferentes épocas del Reino de Macedonia demuestra que en este sitio se erigió una fortificación para controlar el cañón de Demir Kapija. "Esta base militar se debió de formar durante la dinastía argéada y continuó activa hasta el comienzo del siglo III a.C., con el propósito de detener las incursiones celtas desde los Balcanes", asevera Atanasov.

La dinastía argéada, con representantes tan legendarios como Filipo II y su hijo Alejandro Magno, encierra un mundo fascinante lleno de misterios. Las ciudades macedonias no acumularon el esplendor de las polis griegas, pero sus habitantes eran belicosos y no unos simples aldeanos "vestidos con pieles de oveja", como los describió Flavio Arriano. La edición de mayo de National Geographic trata precisamente sobre Filipo II de Macedonia y el misterio en torno a sus restos mortales.