Nepal

El nacimiento de Buda se remonta al siglo VI a.C.

Según una exploración arqueológica en el templo Maya Devi, en Lumbini (Nepal), que ha sacado a la luz los restos de un santuario de madera del siglo VI a.C.

1 / 5

1 / 5

Templo Maya Devi

Templo Maya Devi

El templo Maya Devi, en Lumbini, al sur de Nepal. 

© IRA BLOCK / NATIONAL GEOGRAPHIC

2 / 5

Templo Maya Devi

Templo Maya Devi

Los arqueólogos han descubierto, bajo las ruinas de unos templos de ladrillo, una estructura de madera más antigua pero cuyo diseño o disposición guarda relación con esta serie de templos.

© IRA BLOCK / NATIONAL GEOGRAPHIC

3 / 5

Templo Maya Devi

Templo Maya Devi

Budistas del templo Maya Devi, en Lumbini, Nepal. 

© IRA BLOCK / NATIONAL GEOGRAPHIC

4 / 5

Templo Maya Devi

Templo Maya Devi

Los budistas del templo Maya Devi rezan ante las excavaciones arqueológicas.

© IRA BLOCK / NATIONAL GEOGRAPHIC

5 / 5

Templo Maya Devi

Templo Maya Devi

El arqueólogo Robin Coningham durante las excavaciones en el templo Maya Devi. 

© IRA BLOCK / NATIONAL GEOGRAPHIC

Según una exploración arqueológica en el templo Maya Devi, en Lumbini (Nepal), que ha sacado a la luz los restos de un santuario de madera del siglo VI a.C.

No hay consenso sobre las fechas de nacimiento y muerte de Siddhartha Gautama o Sakyamuni, más conocido como Buda, el despierto o iluminado, el príncipe del clan sakia que rechazó el trono y los lujos del palacio, que renunció al mundo en favor de una vida errante que le permitiera encontrar el camino de la salvación y liberarse así del dolor terrenal. Lo dice el arqueólogo británico Robin Coningham, de la Universidad de Durham, en un comunicado difundido por el mismo centro universitario: Muy poco se sabe sobre la vida de Buda, excepto a través de fuentes textuales y la tradición oral. Algunos especialistas han sostenido que Buda nació en el siglo III a.C.. Un dato que no admite duda: en 1896, unos arqueólogos nepalíes, que se basaron en los textos de Fa Xian, un monje budista chino, localizaron un imponente pilar de arenisca que había sido erigido a mediados del siglo III a.C. para conmemorar la visita del emperador indio Asoka, divulgador del budismo, quien visitó el lugar de nacimiento de Buda, en Lumbini, en el sur de Nepal. Los vestigios arqueológicos de Lumbini, vinculados al lugar de nacimiento de Buda, siguen siendo hoy un centro de peregrinación, además de un espacio protegido por la Unesco. Queríamos volver a la arqueología para tratar de responder algunas de las cuestiones sobre su nacimiento. Ahora, por primera vez, tenemos una secuencia arqueológica en Lumbini que muestra una construcción que se remonta al siglo VI a.C., explica Coningham, el principal investigador de un proyecto arqueológico internacional de la Universidad de Durham y la Fundación para el Desarrollo del Área de Pashupati,  financiado a su vez por el Gobierno de Japón, National Geographic Society y la Universidad de Stirling. La investigación se publicó a finales del pasado mes de noviembre en Antiquity.

Los arqueólogos han excavado en el interior del templo Maya Devi, en Lumbini, y bajo las ruinas de unos templos de ladrillo han descubierto una estructura de madera más antigua pero cuyo diseño o disposición guarda relación con esta serie de templos. Esta estructura de madera contenía un espacio abierto en el centro que alojó las raíces de un gran árbol. Casualidad o no, cuenta la leyenda que Siddharta nació mientras su madre, Maia Devi, se aferró a la rama de un árbol sala del jardín de Lumbini, contempló los cielos y posteriormente murió. Los investigadores han analizado fragmentos de carbón vegetal y granos de arena, mediante la datación por radiocarbono y técnicas de luminiscencia ópticamente estimulada, para determinar las fechas del santuario de madera y de una estructura superior de ladrillos que se desconocía. La investigación geoarqueológica también ha confirmado la presencia de unas antiguas raíces de un árbol que hundía sus raíces en el centro de este templo originario. El santuario todavía era popular a mediados del I milenio a.C. y fue documentado por peregrinos chinos conforme había un santuario junto a un árbol, afirma Coningham. Este estudio retrotrae el nacimiento de Buda del siglo III a.C. al VI a.C. y confirma que el budismo es una de las religiones más antiguas del mundo, que actualmente cuenta aproximadamente con medio billón de adeptos. En enero regresaremos a Nepal para continuar trabajando alrededor del jardín sagrado y ya no en el interior de los templos. Sin embargo, nuestro interés se centra ahora en Tilaurakot, supuestamente identificado con el hogar de infancia de Buda, revela Coningham a Historia National Geographic

Por otro lado, National Geographic Channel emitirá en febrero de 2014 el documental Secretos enterrados del Buda, que trata sobre la exploración de Coningham.