El vecino fisgón

Un zorro curioso

Un zorro curioso

Foto: Wildlife Photographer of the Year 2016 / Sam Hobson

Sam Hobson sabía exactamente a quién esperaba cuando puso su cámara en la pared aquella noche al igual que las otras muchas noches de verano que pasó en una calle de Bristol, la famosa ciudad del zorro en Reino Unido.

Quería capturar la naturaleza del zorro rojo urbano de una manera que despertara la curiosidad de sus vecinos humanos sobre la fauna que los rodea.

Más información

¿Por qué no todos los animales pueden domesticarse?

¿Por qué no todos los animales pueden domesticarse?

Esta imagen es la culminación a semanas de exploración para encontrar la ubicación ideal para su disparo; un barrio tranquilo, bien iluminado, donde los zorros estaban acostumbrados a la gente, ya que varios residentes los alimentaban regularmente.

Durante varias horas cada noche, Sam se sentó en el territorio de una familia de zorros, ganándose gradualmente su confianza hasta que, finalmente, estos se acostumbraron al fotógrafo e ignoraron su presencia.

Uno de los cachorros -el de la imagen- siempre estaba investigando cosas nuevas. Su lloroso ojo izquierdo es resultado de un rasguño provocado por un gato al que se acercó demasiado. Descubrí una pared en la que gustaba sentarse a primera hora de la tarde", dice Sam. El zorro inclinó la cabeza para echar un vistazo rápido antes de saltar. Sam se detuvo y esperó. El pequeño se acercó mucho al objetivo. Sam fue recompensado cuando el joven miró por encima del muro y permaneció inmóvil durante el tiempo suficiente para crear este íntimo retrato.