A merced del monzón

monzon

monzon

4 de marzo de 2015

Unos aldeanos de Nishantapur, en Bangladesh, avanzan trabajosamente por unos arrozales sumergidos por las inundaciones del monzón. Esta es una tierra bendecida y a la vez en peligro por unas aguas embravecidas que el país trata de domeñar.