Taxidermista de élite

La magia de disecar

El taxidermista del Museo Nacional de Historia Natural de Washington, D.C. se dispone a disecar un lobo gris en 1947.

flashback_abril_2013

flashback_abril_2013

27 de abril de 2013

Uno de los primeros encargos que recibió el taxidermista William L. Brown fue el de disecar los especímenes que Theodore Roosevelt había traído de su expedición de 1909 a África para la Smithsonian Institution. Durante los 51 años que trabajó en el Museo Nacional de Historia Natural de Washington, D.C., Brown disecó casi todas las especies imaginables de animales, incluyendo este lobo gris, en 1947.

Algunas de sus piezas siguen hoy expuestas en el museo. Sobre su ejemplar preferido -un hipopótamo cuya piel recuperó la elasticidad gracias a un curtidor ruso que la masticó para hacerla más flexible– escribió: «Por aquel entonces, con 40 años de edad, estaba en mi mejor momento como taxidermista. Fui la primera persona en disecar con éxito un hipopótamo, y seguramente también seré la última». El último taxidermista del museo, Paul Rhymer, reconoció que es el animal mejor disecado que ha visto jamás.

Publicado en abril de 2013