Kenia

1 / 53

1 / 53

The power of the matriarch

The power of the matriarch

Al atardecer, en la Reserva Nacional Maasai Mara de Kenia, David esperó a la manada de elefantes en su caminata nocturna hacia un pozo de agua. A medida que se acercaban a su vehículo, podía ver que la suave luz del sol ponía de relieve todas sus arrugas y cabellos. Para un fotógrafo que disfruta trabajando con las texturas, esto era un regalo. Cuando estaban a pocos metros de distancia, pudo distinguir entre las peculiaridades de cada uno de sus cuerpos: las crestas profundas de sus troncos, las orejas cubiertas de barro y la pátina de suciedad seca en sus colmillos. Los elefantes se movían en silencio, tranquilos y relajados. La hembra que conducía la manada de 12 elefantes, probablemente la matriarca, miró hacia él.  Su ojo era un punto ambarino que brillaba intensamente entre los pliegues pesados de la piel de su cara. Su mirada estaba - dice David, llena de respeto e inteligencia: la esencia de la sensibilidad.

Nikon D800E + 400mm f2.8 lens; 1/500 sec at f13 (–0.3 e/v); ISO 1000.

Foto: David Lloyd - Wildlife Photographer of the Year

2 / 53

Reserva Nacional Masai Mara, Kenia

Reserva Nacional Masai Mara, Kenia

En el transcurso de su migración miles de animales se enfrentan, llegado el momento, a las aguas del río Mara, que transcurre por los territorios de Kenia y Tanzania, y llegado el momento, miles de ellos perecen ahogados en sus aguas.

Foto: Gtres

3 / 53

Todo vuelve al agua

Todo vuelve al agua

La muerte de los ñus no solo constituye un gran festín para cocodrilos y buitres. “Esta dramática situación proporciona nitrógeno terrestre, fósforo y carbón a la cadena alimenticia del río, constituyendo parte fundamental de los nutrientes de peces y otros pequeños animales de la región”.

Foto: Gtres

4 / 53

Serengeti, Tanzania

Serengeti, Tanzania

Una manada de ñus en las llanuras del Serengeti, en Tanzania.

Foto: Gtres

5 / 53

 Atasco en el río

Atasco en el río

Cada año miles de ñus mueren ahogados a su paso por el río Mara.

Foto: Chris Dutton

6 / 53

Río Mara

Río Mara

Cigüeñas Marabú se alimentan de ñus ahogados en el río Mara.

Foto: Amanda Subalusky

7 / 53

Una vida dedicada a los chimpancés

Una vida dedicada a los chimpancés

Jane Goodall es pionera entre las heroínas del siglo XX. Junto a Dian Fossey y Biruté Galdikas han roto prejuicios en cuanto al duro trabajo de campo que podía realizar una mujer. Desde que llegó a Kenia en 1957 no ha dejado su activismo en defensa y protección de los chimpancés. Toda una vida de safari continuo por África en pos de la conservación de las especies. Antes que ella nadie había permanecido tanto tiempo estudiado a los animales salvajes en su hábitat.

Foto: Gtres

8 / 53

7e742d43-28c2-4b73-8fa0-8eab12fb86c4.jpg.1072x0 q85 upscale. "Big Life Foundation Dog Security Team Blooghound Bone"

"Big Life Foundation Dog Security Team Blooghound Bone"

Categoría: Sustanaible Travel

 

Cada año ofrezco mis servicios como fotógrafo a alguna organización que aborde los retos que enfrentamos como raza humana. Este año me asocié con la Fundación Big Life para ayudar a concienciar sobre su causa. El objetivo principal de la Fundación Big Life es proteger la vida silvestre de los cazadores furtivos.

 

Esta es la imagen de Bonnie y su cuidador, Mutinda, durante una de sus caminatas mañaneras. Bonnie es uno de los tres perros adiestrados que ayudan a los guardabosques en el seguimiento de los cazadores furtivos. En 2016, uno de los perros de la unidad anti-caza furtiva desempeñó un papel clave en la detención de un presunto cazador furtivo siguiendo el olor de este hasta su aldea, donde los guardabosques descubrieron marfil en su casa.

Foto: Mattie Simas / Smithsonian Photo Contest

9 / 53

Caminar solo

Caminar solo

Al alcanzar la madurez sexual, los machos ya no son bienvenidos entre sus parientes femeninos y son expulsados de la manada. Este joven caminará solitario por el paisaje hasta que encuentre a otros machos jóvenes con los que aliarse. Las lecciones aprendidas durante su educación con su anterior manada le servirán de guía. Con 17 años, se está adaptando lentamente. Aun regresa de vez en cuando con su anterior familia para, como en mejores tiempos, jugar con sus hermanos más pequeños.

Foto: Michael Nichols

10 / 53

Hora del baño

Hora del baño

Varios elefantes disfrutan de una sesión de baño y limpieza de mediodía en el Parque Nacional de Tsavo, Kenia.

Foto: Michael Nichols

11 / 53

Dotes de líder

Dotes de líder

Wendi, una elefante huérfana, se acerca al auto de Nichols en el Parque Nacional Tsavo Este, en Kenia. Fue encontrada nada más nacer en 2002. Probablemente abandonada por su madre, ahora lidera un grupo de catorce elefantes huérfanos que han sido independientes desde 2009.

Foto: Michael Nichols

12 / 53

Amigos de la infancia

Amigos de la infancia

Dos jóvenes machos se saludan aferrándose el uno al otro de manera amistosa.

Foto: Michael Nichols

13 / 53

Los beneficios del barro

Los beneficios del barro

Aunque en ocasiones se trate solamente de simple diversión, un baño de lodo tiene una gran utilidad para los elefantes. Con ello se protegen del calor, a la vez que resulta un efectivo tratamiento desparasitante.

Foto: Michael Nichols

14 / 53

El benjamin de la manada

El benjamin de la manada

Un elefante de ocho meses de edad.

Foto: Michael Nichols

15 / 53

Cuidados familiares

Cuidados familiares

La seguridad y el aprendizaje son cruciales en la sociedad de los elefantes. En las sabanas de la Reserva Nacional de Samburu en Kenia, las crías obtienen la protección de las hembras adultas de la manada, que funcionan a modo de un un consejo de madres. Los adolescentes se pelean amablemente, desarrollando habilidades sociales, así como confianza y fuerza.

Foto: Michael Nichols

16 / 53

Un animal complejo

Un animal complejo

Un grupo de elefantes en la Reserva Nacional de Samburu, Kenia. Las relaciones familiares de los elefantes son complejas, variadas y fascinantes.

Foto: Michael Nichols

17 / 53

MM8463 160808 65465. Canción de la circuncisión

Canción de la circuncisión

En el oeste de Kenia, al amanecer, unos hombres de la tribu bukusu entonan la sioyayo, la canción de la circuncisión, mientras acompañan a tres muchachos al ritual ancestral en el que se convertirán en hombres. Unidos por la ceremonia en una hermandad –bakoki–, algún día estos chicos portarán el ataúd y cavarán la tumba de sus compañeros.

Foto: Pete Muller

18 / 53

 Tsavo National Park, Kenia,

Tsavo National Park, Kenia,

Restos de huesos de elefantes africanos sacrificados por el marfil de sus colmillos.

Foto: Naturepl.com / Bruce Davidson / WWF-Canon

19 / 53

huellas1. Huella de 'Homo erectus'

Huella de 'Homo erectus'

Huella de Homo erectus de 1, 5 millones de años de antigüedad. La anatomía del pie y mecánica de la pisada es muy similar a la nuestra.

Foto: Kevin Hatala

20 / 53

huellas2. Huella de 'Homo erectus'

Huella de 'Homo erectus'

Una de las huellas halladas en 2009 cerca del poblado de Ileret, al norte de Kenia.

Foto: Kevin Hatala

21 / 53

huellas3. Huellas y rastros

Huellas y rastros

Huellas y rastros de Homo erectus.

Foto: Kevin Hatala

22 / 53

huellas4. Huellas y rastros

Huellas y rastros

Huellas y rastros de Homo erectus, una especie extinta que aprendió a recorrer largas distancias caminando y puede que también corriendo.

Foto: Kevin Hatala

23 / 53

My Time. "My Time"

"My Time"

Fotografía ganadora de la categoría "viajes y sostenibilidad"

Cuenta Tihomir Trichkov, captor de la imagen, que en febrero y marzo de 2014, se tomó un mes de descanso y se fue a trabajar como fotógrafo a una escuela de huérfanos en Likoni, uno de los barrios más pobres de Mombasa, Kenia. "Mis vídeos e imágenes ayudaron a recaudar dinero para terminar la construcción de una escuela para 150 niños y un edificio para alojar a 30 niños huérfanos. Esta es la hija del director de la escuela en su descanso entre las clases" explicaba. 

© Tihomir Trichkov. All rights reserved

24 / 53

Kenia

Kenia

La sabana africana ha inspirado numerosas historias de amor. La más conocida de ellas, Memorias de África, es sobre una complicada relación con un telón de fondo inigualable, en uno de los entornos más bellos del mundo, rodeado de animales exóticos. Por su parte, La masái blanca es una demostración de cómo el amor no entiende de fronteras, banderas, ni culturas.

25 / 53

 “Changing Shifts”, de Mohammed Yousef

“Changing Shifts”, de Mohammed Yousef

Mención honorífica.

Estos cachorros de guepardo parecen cambiar de turno en lo alto de la colina explorando posibles objetivos para cazar en un futuro no muy lejano.

Lugar: Masai Mara, Kenya.

Autor: Mohammed Yousef.

Foto: Mohammed Yousef / National Geographic 2015 Photo Contest

26 / 53

Parque Nacional de Masai Mara, Kenia

Parque Nacional de Masai Mara, Kenia

¿Quién no ha soñado en ver una puesta de sol en un parque nacional africano? Tras un intenso día de safari, la recompensa final: contemplar el atardecer de la sabana, con una acacia solitaria en el horizonte y los animales recortados sobre el cielo rojo. Inolvidable.  

Foto: GTRES

27 / 53

Memorias de África

Memorias de África

El mayor tributo que Hollywood ha hecho a Kenia llegó con la premiada película Memorias de África de 1985. En la actualidad la granja en la que se desarrolló la película, situada a tan solo 22 kilómetros al suroeste de Nairobi, y que fue el lugar original donde vivió la escritora es uno de los museos más visitados de Kenia con más de 50.000 visitantes al año. La residencia cuenta con numerosas piezas originales y parte del mobiliario y vestuario de la película, donados por la Universal Studios. El vuelo que los dos protagonistas comparten en la avioneta de Finch-Hatton les llevará sobre las cataratas de Karuru (en la cordillera de los Aberdares), el volcán inactivo de Longonot, y el cercano lago Naivasha, donde contemplan miles de flamencos. Las vistas de la cima del Monte Kenia cierran la romántica escena.

Magical Kenia

28 / 53

Las montañas de la luna

Las montañas de la luna

En 1989, los protagonistas de la historia fueron nada menos que los exploradores Richard Burton y John Speke. La película de Las Montañas de la luna de Bob Rafelson tiene a Kenia como escenario de la expedición que los llevó hasta las fuentes del Nilo y retrata algunos de los paisajes más atractivos del país como Lamu, Hell’s Gate y el lago Turkana.

Magical Kenia

29 / 53

Nacida libre

Nacida libre

La serie de películas Nacida libre (Born Free, 1966) –que también fue una famosa serie de televisión en la década de 1970– fue filmada enteramente en Kenia. Basada en el libro de Joy Adamson, trata de la historia de la leona Elsa, un cachorro huérfano de león que fue criado y luego reintroducido en la vida salvaje. Las estrellas de la película Virginia McKenna y Bill Travers decidieron formar una organización benéfica, la Fundación Born Free, que sigue apoyando el trabajo de conservación en Kenia.

Magical Kenia

30 / 53

Masai Mara. Kenia

Masai Mara. Kenia

«Si tratas de imaginar Kenya sin haber viajado nunca allí, lo que estás imaginando es Masai Mara», apunta la página de Turismo de Kenia, y es que este parque es el paradigma de la reserva africana, un lugar de connotaciones cinematográficas constantes, ¿dónde si no se hubiera podido rodar Memorias de África?. La reserva, inaugurada en 1961, se localiza al oeste del valle del Rift y es la continuación natural de las llanuras del Serengeti, en Tanzania. La mejor época para visitar Masai Mara es agosto, cuando llega la gran migración y los animales deben cruzar el río Mara.

Parque Nacional de Masai Mara

Gtres

31 / 53

HEMIS 1841382. Reserva Nacional Masai Mara (Kenia)

Reserva Nacional Masai Mara (Kenia)

La migración de miles de herbívoros desde el parque tanzano de Serengueti hasta la reserva keniata de Masai Mara, a 800 kilómetros, es uno de los mayores espectáculos naturales del planeta. Empieza antes de que la estación seca (de junio a noviembre) deje sin agua los arroyos y las lagunas.

MICHEL DENIS-HUOT

32 / 53

20827850. Parque Nacional Amboseli (Kenia)

Parque Nacional Amboseli (Kenia)

La sabana africana muestra en este parque todas sus caras: llanuras, bosquecillos de acacias, áreas rocosas y marismas. Esta diversidad atrae a un gran número de animales, especialmente aves, elefantes, jirafas y leones. Los safaris por esta reserva buscan, además, otro objetivo: fotografiar el Kilimanjaro (5.895 m), el techo de África, elevándose al otro lado de la frontera con Tanzania.

HUBER HANS-PETER / FOTOTECA 9 X 12

33 / 53

C5463A. Parque Nacional del Serengeti

Parque Nacional del Serengeti

Los leones y los guepardos son los reyes indiscutibles de la reserva más famosa de Tanzania. Sus extensas llanuras continúan en el parque Masai Mara, en Kenia.

MARCO GAIOTTI / ACI

34 / 53

104paul071200002. Monte Kilimanjaro

Monte Kilimanjaro

La cumbre de nieves perpetuas del mítico volcán tanzano, el techo de África, se divisan también desde el otro lado de la frontera con Kenia.

PAUL HAMPTON / 123RF.COM

35 / 53

K77-687577. Trofeos fotográficos

Trofeos fotográficos

Los safaris son la mayor fuente de ingresos de Kenia desde que en 1977 la caza fuera prohibida. Las piezas más valoradas por los cazadores se transformaron en el objetivo de viajeros armados con cámaras. Son los Big Five: león, elefante, búfalo, rinoceronte y leopardo. Sin embargo, Kenia ofrece un abanico de fauna mucho más amplio gracias a sus diversos ecosistemas: hipopótamos, cocodrilos y aves habitan los ríos y lagos, mientras que en las llanuras pueden verse guepardos, jirafas y varias especies de antílopes.

AGE FOTOSTOCK

36 / 53

77728418. P. N. Amboseli

P. N. Amboseli

El Kilimanjaro (5.895 m), el techo de África, es el magnífico telón de fondo de esta reserva, situada a apenas cuatro horas en coche de Nairobi.

HP HUBER / FOTOTECA 9 X 12

37 / 53

KEN6539. RESERVA NATURAL DE SAMBURU

RESERVA NATURAL DE SAMBURU

La tribu de los samburu habita desde hace siglos en esta región situada al norte de Nairobi. Los británicos la denominaban el Reino de los Espinos.

NIGEL PAVITT / AWL-IMAGES

38 / 53

682-02895855a. Parque Nacional Amboseli

Parque Nacional Amboseli

Es la mejor de las reservas keniatas para observar elefantes. También abundan las manadas de impalas y cebras, y algunos guepardos.

MASTERFILE

39 / 53

FNL-3028923. Cataratas Thomson

Cataratas Thomson

El río Ewaso Ngiro vierte sus aguas en un salto de 74 metros de altura. Una senda permite contemplarlo desde arriba.

JUERGEN RITTERBACH / AGE FOTOSTOCK

40 / 53

mapa kenia. Una jornada de safari

Una jornada de safari

Los circuitos por las reservas keniatas suelen durar entre una y dos semanas, en función del número de parques que se visiten. La jornada empieza pronto por la mañana y, hasta la puesta de sol, recorre las pistas en busca de los grandes felinos y mamíferos. Está prohibido salir del vehículo, aunque en algunos parques se realizan trekkings con guías locales. Los lodges ocupan emplazamientos privilegiados, a menudo con vistas a charcas adonde acuden a beber los animales siguiendo un orden ancestral.

AWL-IMAGES

41 / 53

KEN5457. R. N. Masai Mara

R. N. Masai Mara

Cada año, manadas de ñúes y otros herbívoros atraviesan el parque hasta el vecino Serengeti en busca de pastos.

MICHEL DENIS-HUOT / GTRES

42 / 53

20827841. Isla de Lamu

Isla de Lamu

La localidad de Shela muestra la arquitectura de estilo árabe de la costa suajili.

FOTOTECA 9 X 12

43 / 53

KEN7900. Puerto de Lamu

Puerto de Lamu

Decenas de dhows, las barcas típicas, ocupan los muelles.

AWL-IMAGES

44 / 53

06-failed-smugglers-contraband. Marfil de contrabando

Marfil de contrabando

Los contrabandistas no lograron pasar la frontera de Kenya con su mercancía, pero eso no remedia la muerte de los animales. Los colmillos pequeños indican que cazaron elefantes jóvenes.

www.brentstirton.com

Foto: Brent Stirton, Reportage by Getty Images

45 / 53

08-illegal-kenyan-ivory-poaching. Parque Nacional Amboseli, Kenya

Parque Nacional Amboseli, Kenya

Para que el marfil no llegue al mercado negro, un guarda forestal corta los colmillos de un macho abatido ilegalmente en el Parque Nacional Amboseli de Kenya. Durante el primer semestre de este año, seis guardas murieron protegiendo los elefantes de Kenya. Los guardabosques, por su parte, mataron a 23 cazadores furtivos.

 www.brentstirton.com

Foto: Brent Stirton, Reportage by Getty Images

46 / 53

09-chinese-reporter-in-kenya. Políticas arbitrarias

Políticas arbitrarias

Una periodista china cubre en Kenya la quema de cinco toneladas de marfil de contrabando. Kenya fue uno de los impulsores de la prohibición del tráfico de marfil en 1989, pero últimamente lo está almacenando.

www.brentstirton.com

Foto: Brent Stirton, Reportage by Getty Images

47 / 53

01. Tsavo, Kenya

Tsavo, Kenya

Algunos de los últimos elefantes con grandes colmillos se concentran en Tsavo, Kenya. Por un colmillo se puede pagar en el mercado negro hasta 4.800 euros, el sueldo de diez años de un keniano no cualificado.

www.brentstirton.com

Foto: Brent Stirton, Reportage by Getty Images

48 / 53

rinocerontes15. Guardas de la reserva Ol Pejeta Conservancy, en Kenya

Guardas de la reserva Ol Pejeta Conservancy, en Kenya

Descornado para disuadir a los furtivos, un rinoceronte blanco norteño, uno de los siete ejemplares de la subespecie que aún sobreviven, pace junto a unos guardas de la reserva Ol Pejeta Conservancy, en Kenya. Trasladado junto con otros tres ejemplares desde un zoo de la República Checa, donde no se habían reproducido, fueron puestos en libertad en un último intento de salvar la subespecie de la extinción.

www.brentstirton.com

Foto: Brent Stirton

49 / 53

pesosed13. Manchas de vida

Manchas de vida

Hace algunos años, estos lugareños descubrieron una mancha húmeda en una llanura árida y pedregosa del norte de Kenya y cavaron un pozo poco profundo al que acuden regularmente. La mujer de la derecha espera agachada junto al pozo a que salga el agua.

Foto: Lynn Johnson

50 / 53

pesosed12. Marsabit, Kenya

Marsabit, Kenya

Cerca de Marsabit, Kenya, los habitantes del poblado y los asnos se inclinan para acceder al agua del «pozo cantarín», llamado así porque la gente canta en las colas que se forman, mientras los bidones llenos corren de mano en mano. Cada individuo puede llenar sólo un bidón al día y, a menudo, las mujeres tienen que esperar a que los animales hayan saciado su sed.

Foto: Lynn Johnson

51 / 53

pesosed11. Hasta la última gota

Hasta la última gota

En un poblado de Kenya, el agua sale con lentitud del grifo de un tanque casi vacío. Un camión del gobierno llenó el tanque la noche anterior, pero los habitantes del poblado lo dejaron prácticamente seco en poco tiempo, y las disputas no se hicieron esperar.
 

Foto: Lynn Johnson

52 / 53

pesosed07. ¿Quién bebe primero?

¿Quién bebe primero?

Haciendo equilibrios en una escala improvisada, nueve mujeres, una por encima de la otra, se pasan de mano en mano la preciada agua desde el fondo de un pozo en la región de Marsabit, en el norte de Kenya. Luego se la disputarán con los hombres por el sediento ganado.

Foto: Lynn Johnson

53 / 53

pesosed06. Rendille, Kenia

Rendille, Kenia

Los vecinos de Rendille, una aldea del norte de Kenya, extraen hasta la última gota de un depósito de agua que un camión cisterna del gobierno llenó la noche anterior. En un día el nivel ha bajado tanto que ya no alcanza la espita, y el camión no volverá hasta la semana que viene.

Foto: Lynn Johnson

Siguenos en...

  1. NG
  2. NG Historia
  3. NG Viajes