Colombia

1 / 35

1 / 35

Guatapé. Peñón de Guatape, Colombia

Peñón de Guatape, Colombia

Cerca de la ciudad de Medellín, Colombia, se encuentra uno de los paisajes más extraños de América del Sur. Algunos dicen que forma parte de un meteorito; pero lo cierto es que se trata de una formación geológica muy singular. Una especie de piedra; pero gigante. Conforme se llega al pueblo de Guatape, se puede observar en el horizonte una protuberancia que sale de la tierra. Es la Piedra del Peñol, una roca gigantesca con más de 200 metros de altura que escaló por primera vez un lugareño, el señor Luis Eduardo Villegas López. Para alcanzar el mirador sobre el monolito formado por cuarzo, feldespato y mica hay que ascender cerca de 700 escalones. Las vistas lo valen, porque se puede ver el embalse de Guatape.

Foto: José Alejandro Adamuz

2 / 35

Amazona, Iquitos, Peru. Río Amazonas, a su paso por Iquitos

Río Amazonas, a su paso por Iquitos

Uno de los ríos míticos del planeta. Su cuenca hidrográfica corresponde a cerca de una quinta parte del agua dulce líquida del planeta. Se trata de un universo maravilloso de fauna y flora. Es el río más largo del mundo, con 7.062 km de longitud desde su nacimiento hasta la desembocadura. Nace en Perú, atraviesa Colombia y desemboca en Brasil. A él llegan más de 1.000 ríos tributarios, algo que lo convierte en el río más caudaloso del mundo (contiene más agua que el Nilo, el Yangtsé y el Misisipi juntos). Su conservación es esencial para el planeta.

Foto: Gtres

3 / 35

Desierto de Tatacoa. Desierto de Tatacoa, Colombia

Desierto de Tatacoa, Colombia

Si cierras los ojos y te trasladan a este lugar, al abrirlos te parecerá imposible seguir en la tierra. En el departamento del Huila, Colombia, se encuentra una de las zonas áridas más espectaculares del mundo. El lugar constituye un horizonte de ocre y gris que parece un laberinto natural. Cuando Jiménez de Quesada llegó aquí, le pareció alcanzar un espacio deteriorado y por ello lo bautizó como Valle de las Tristezas. No le faltó razón, los científicos, más recientemente, revelaron que en el lugar una vez existió un jardín poblado de vegetación durante el Periodo Terciario. Solo las estrellas guardan el recuerdo de aquellos siglos pasados; pero el viajero puede mirar al cielo preguntándoles, porque se trata de una estupenda zona para la observación celeste.

Foto: Gtres

4 / 35

GettyImages-152836163. Poblados en el camino

Poblados en el camino

Los tayrona eran una de las principales tribus que habitaba la Sierra Nevada de Santa Marta cuando llegaron al Nuevo Mundo las primeras carabelas españolas. Constituían una poderosa y compleja organización que había levantado grandes pueblos, así como caminos, muros y canalizaciones que transportaban agua hasta los cultivos. En el siglo XVII sus descendientes huyeron y se refugiaron en los páramos. Regresaron a la sierra unos cien años después y reconstruyeron sus aldeas. En la actualidad están agrupados en cuatro tribus: kogui, wiwa, arhuaco y kankuamo. Las tres primeras están representadas por la Organización Gonawindúa Tayrona. Las costumbres y la estructura social de los tayrona de hoy son parecidas a las de sus antepasados. Consideran que la sierra es un enclave sagrado y que ellos son los custodios de todo lo que habita en ella.  

Foto: Getty Images

5 / 35

GettyImages-491496796. Sierra Nevada de Santa Marta

Sierra Nevada de Santa Marta

El trekking hasta la Ciudad Perdida a través del valle alto del río Buritaca discurre por uno de los escenarios más bellos de Colombia. Amaneceres apoteósicos en los que el sol deshace la niebla matutina que se enreda en las copas de los árboles, donde anidan centenares de especies de aves; cascadas que se descuelgan entre los riscos comidos por la selva; rincones donde el bosque húmedo permanece igual que hace miles de años. Este bosque tropical primario posee una humedad del 85% que mantiene empapado al caminante todo el día. 

Foto: Getty Images

6 / 35

GettyImages-531973696. Sierra Nevada de Santa Marta

Sierra Nevada de Santa Marta

Cuando se alcanza lo alto de una colina, la selva parece perderse en el infinito, tapizando con mil tonalidades de verde los perfiles encrespados de las montañas más altas. En la lejanía se eleva el pico Cristóbal Colón (5.775 metros), con su magnífica cumbre nevada desafiando el cálido Caribe.

Foto: Getty Images

7 / 35

GettyImages-486894915. Una semana a pie por la selva

Una semana a pie por la selva

Es obligatorio realizar la ruta con una de las cuatro empresas autorizadas por el gobierno. Dura 7 jornadas y recorre unos 40 kilómetros (entre 5 y 8 kilómetros al día) desde el pueblo de El Mamey. Se trata de una travesía exigente por el desnivel que se salva y por las nueve veces que se cruza el río Buritaca con agua hasta la cintura.

La senda atraviesa terrenos de comunidades campesinas e indígenas que cobran un porcentaje del precio del viaje. A lo largo del camino hay siete campamentos con techo de chapa metálica, camas con colchonetas y/o hamacas y cocina donde los guías preparan las comidas. Suelen hallarse junto al río. Es aconsejable llevar linterna y un saco-sábana para protegerse del fresco de la noche y no usar las mantas de los campamentos. Un repelente para mosquitos y otros insectos será indispensable. Se recomienda la profilaxis contra la malaria. 

Foto: Getty Images

8 / 35

Fernando Botero

Fernando Botero

Fernando Botero es el más popular de entre los artistas vivos de Latinoamérica del siglo pasado. Nació en Medellín, Colombia; pero su obra ha visitado el mundo entero, tanto en exposiciones permanentes como en temporales e itinerantes. Sigue en activo desde que en 1948 comenzara como ilustrador en el diario de su ciudad natal, El Colombiano.

Foto: Gtres

9 / 35

El Boterismo

El Boterismo

Botero ha sabido hacerse con un estilo muy personal (algunos lo llaman ‘Boterismo’) que se caracteriza por la exaltación del volumen y por el tono burlón y desenfadado con que trata diferentes aspectos de la condición humana y de las tradiciones colombiana. En su obra hay escultura, pintura y dibujo. 

Foto: Gtres

10 / 35

Plaza Botero2. Plaza Botero, Medellín

Plaza Botero, Medellín

La ciudad natal de Fernando Botero es Medellín; la capital de Antioquia es conocida como la ciudad de la eterna primavera. El artista ha ido donando desde 1975 una gran parte de su producción al Museo de Antioquia, que las exhibe en una colección permanente que brinda al visitante una visión completa de la trayectoria del autor.

Foto: José Alejandro Adamuz

11 / 35

El pájaro. El Pájaro

El Pájaro

Medellín es una de las ciudades más innovadoras de todo Latinoamérica. La ciudad ha sabido dejar atrás años de violencia e inseguridad y ha desarrollado un urbanismo que ha acabado por integrar en la ciudad incluso las zonas más desfavorecidas. Este desarrollo no ha dejado de lado la memoria de aquellos años pasados. Precisamente, una de las obras de Fernando Botero (El Pájaro) guarda el recuerdo de las víctimas de uno de los atentados más sangrientos vividos en la ciudad, el acontecido en 1995 en el Parque San Antonio.

Foto: José Alejandro Adamuz

12 / 35

"Volando en las nubes del agua"

"Volando en las nubes del agua"

Categoría: Mobile

 

Un hombre nada en una piscina olímpica de Medellín, Colombia.

Foto: Luis Henry Agudelo Cano / Smithsonian Photo Contest

13 / 35

Localización de las plantaciones de coca en Colombia. Localización de las plantaciones de coca en Colombia - 2015

Localización de las plantaciones de coca en Colombia - 2015

Foto: CIA

14 / 35

colombia5. Itagüí

Itagüí

El municipio de Itagüí está situado al sur de Medellín, la segunda ciudad más poblada de Colombia.

Imagen: Google Maps

15 / 35

colombia1. Tapa de una tumba

Tapa de una tumba

Las lajas (piedras grandes, lisas y planas) se colocaban en las respectivas bocas de los pozos a modo de tapa, para sellar la tumba y preservar su contenido.

Foto: Juan Pablo Díez Ramírez, Corporación SIPAH

16 / 35

colombia2. Dos vasijas en cada pozo

Dos vasijas en cada pozo

Los arqueólogos han encontrado dos vasijas en el interior de cada pozo: una haciendo la función de urna funeraria y la otra haciendo de tapa de la primera.

Foto: Juan Pablo Díez Ramírez, Corporación SIPAH

17 / 35

colombia3. Vasija llena de agua

Vasija llena de agua

Al levantar la tapa de una de las vasijas ha aparecido agua en el interior, procedente de la lluvia.

Foto: Juan Pablo Díez Ramírez, Corporación SIPAH

18 / 35

colombia4. Excavaciones arqueológicas

Excavaciones arqueológicas

Labores arqueológicas en la zona, donde se proyecta construir el Centro Integral Parque de las Luces, el centro de desarrollo infantil más grande de Colombia

Foto: Juan Pablo Díez Ramírez, Corporación SIPAH

19 / 35

Parque Nacional Chingaza, Colombia

Parque Nacional Chingaza, Colombia

El Parque Nacional Chingaza fue creado en 1977, está ubicado en la cordillera oriental de los Andes, al noreste de Bogotá entre los 800 y los 4020 metros sobre el nivel del mar.y tiene una extensión de 76.600 hectáreas.

Foto: 2016 Data SIO, NOAA, U.S. Navy, GEBCO, Landsaat / Google, Mapa GISrael, ORION-ME

20 / 35

Pristimantis dorado

Pristimantis dorado

Pristimantis dorado ha sido bautizada en honor a la legendaria ciudad de oro nunca encontrada por los conquistadores españoles. No obstante su nombre hace mención al verdadero tesoro de Colombia y los trópicos: su riqueza natural.

Santiago Castroviejo-Fisher

21 / 35

Pristimantis dorado

Pristimantis dorado

Muchas de las especies del género Pristimantis se encuentran únicamente en localizaciones muy específicas de la cordillera de los Andes

Santiago Castroviejo-Fisher

22 / 35

Pristimantis dorado

Pristimantis dorado

Pese a carecer de los sacos o hendiduras vocales que otorgan a las ranas la capacidad de croar, los machos de las especie cantan emitiendo unos impulsos en forma de "clic"

Santiago Castroviejo-Fisher

23 / 35

Galeón 'San José'

Galeón 'San José'

Vasija de cerámica y otros restos del naufragio.

Foto: Presidencia de la República de Colombia

24 / 35

Galeón 'San José'

Galeón 'San José'

Cañones del galeón hundido, con las asas en forma de delfín.

Foto: Presidencia de la República de Colombia

25 / 35

Galeón 'San José'

Galeón 'San José'

El sitio arqueológico se encuentra en aguas de Cartagena, en un lugar indeterminado.

Foto: Presidencia de la República de Colombia

26 / 35

Galeón 'San José'

Galeón 'San José'

Vasijas del galeón San José.

Foto: Presidencia de la República de Colombia

27 / 35

Galeón 'San José'

Galeón 'San José'

Imagen digital del sitio arqueológico.

Foto: Presidencia de la República de Colombia

28 / 35

Humboldt1. Arte indígena

Arte indígena

Esta figurilla de oro pertenece a la cultura Quimbaya. Museo del Oro, Bogotá.

ORONOZ /ALBUM

29 / 35

O.Grunewald Cano Cristales 43. Macarenia clavigera

Macarenia clavigera

Macarenia clavigera es una fanerógama de la familia de las podostemáceas, propias de ambientes tropicales y subtropicales. Adaptada a suelos duros, resiste con su movimiento ondulante los continuos embates del agua.

Olivier Grunewald

Foto: Olivier Grunewald

30 / 35

O.Grunewald Cano Cristales 17. Una extraña orografía

Una extraña orografía

Los saltos son algunos de los atractivos accidentes geográficos que ofrece Caño Cristales en su breve recorrido. Sobre el lecho alfombrado de Macarenia clavigera, el agua fluye recorriendo la extraña orografía.

Olivier Grunewald

Foto: Olivier Grunewald

31 / 35

O.Grunewald Cano Cristales 29. Rojo carotenoide

Rojo carotenoide

Macarenia clavigera es la responsable de las tonalidades rojizas en Caño Cristales.

Olivier Grunewald

Foto: Olivier Grunewald

32 / 35

O.Grunewald Cano Cristales 83. Iguana iguana

Iguana iguana

Las iguanas son habituales en la zona de Caño Cristales. Si se sienten amenazados, estos reptiles son capaces de lanzarse al río desde alturas considerables.

Olivier Grunewald

Foto: Olivier Grunewald

33 / 35

O.Grunewald Cano Cristales 87. Opisthocomus hoazin

Opisthocomus hoazin

El hoatzín es conocido en Colombia como pava hedionda. En su estómago alberga un ejército bacteriano que descompone los vegetales que ingiere, lo que le confiere un olor parecido al estiércol.

Olivier Grunewald

Foto: Olivier Grunewald

34 / 35

O.Grunewald Cano Cristales 59. Tierra de tepuis

Tierra de tepuis

Caño Cristales nace cerca de los tepuis más antiguos de la sierra de La Macarena. Otros caños, como Indio, Canoas y Yarumales, fluyen por la región, pero ninguno iguala a este en tan impactante colorido.

Olivier Grunewald

Foto: Olivier Grunewald

35 / 35

Cartagena de Indias

Cartagena de Indias

Enclave mercantil perteneciente hoy día a Colombia, Cartagena fue uno de los objetivos más apetecidos para corsarios y piratas. El francés De Pointis la saqueó en 1697.

GABRIELE CROPPI / FOTOTECA 9X12

Siguenos en...

  1. NG
  2. NG Historia
  3. NG Viajes