Lagos de metano

metano

metano

Como en la Tierra no se está en ningún sitio, pero Titán, una de las lunas de Saturno, con atmósfera, estaciones y una superficie rocosa, quizá sea lo que más se le parezca en nuestro «vecindario». El indicio más reciente: en la superficie de Titán hay líquido. La nave Cassini de la NASA, que estudia Saturno desde 2004, ha captado imágenes en alta resolución de tres mares que, juntos, miden casi como España. No están formados de agua, sino de metano y etano a -180 ºC, y se cree contienen compuestos que fueron precursores de la vida en la Tierra. Según el astrogeólogo Randolph Kirk: «Lo fascinante de Titán es que tiene la misma física que la Tierra, pero una química totalmente distinta».