Nuevas pistas sobre el colapso de la civilización maya

Valiéndose del conjunto de datos más grande obtenido mediante datación por radiocarbono, los arqueólogos han desarrollado una cronología de alta precisión que arroja nueva luz sobre los patrones que condujeron a los dos colapsos principales de la civilización maya

1 / 8

1 / 8

Yacimiento arqueológico de Ceibal. Yacimiento arqueológico de El Ceibal

Yacimiento arqueológico de El Ceibal

Varios arqueólogos trabajan minuciosamente en el desenterramiento del yacimiento maya de El Ceibal, un importante sitio de esta cultura precolombina situado en Guatemala.

Foto: Takeshi Inomata/University of Arizona

2 / 8

Dos periodos de colapso

Dos periodos de colapso

Melissa Burnham, estudiante de posgrado de la Universidad de Arizona y co-autora del informe, trabaja en un monumento de piedra datado en los albores del colapso Preclásico, en el siglo II.

Foto: Takeshi Inomata / University of Arizona

3 / 8

A las puertas del palacio

A las puertas del palacio

Daniela Triadan, profesora de antropología de la Universidad de Arizona, excava la fachada derruida del palacio real de El Ceibal, que fue quemada durante el colapso clásico maya en el siglo IX.

Foto: Takeshi Inomata / University of Arizona

4 / 8

Humo contra los mosquitos2 Excavation of the abandoned palace with smoke against mosquitoes. Humo contra los mosquitos

Humo contra los mosquitos

Durante la excavación de un palacio maya abandonado los arqueólogos ahuyentaban a los molestos mosquitos con humo.

Foto: Takeshi Inomata

5 / 8

Una década de duro trabajo

Una década de duro trabajo

Inomata y su equipo han trabajado durante más de 10 años en el yaciemiento arqueológico de El Ceibal.

Foto: Takeshi Inomata / University of Arizona

6 / 8

Colapsos similares

Colapsos similares

Según los arqueólogos, los dos periodos de colapso -el Clásico y el Preclásico- siguen patrones similares.

Foto: Takeshi Inomata

7 / 8

Colapso preclásico

Colapso preclásico

Los colapsos se produjeron en varias épocas de inestabilidad social, crisis, guerras... que terminaron provocando la caída de algunos de los principales núcleos urbanos.

Foto: Takeshi Inomata

8 / 8

Yacimiento arqueológico de Ceibal, Guatemala. Yacimiento arqueológico de El Ceibal, Guatemala

Yacimiento arqueológico de El Ceibal, Guatemala

Localización del yacimiento arqueológico de El Ceibal, en Guatemala, situado a orillas del río La Pasión en el departamento de Petén.

Foto: Google maps

Héctor Rodríguez

24 de enero de 2017

¿Cuánto sabes sobre los mayas?

Más información

TEST NG: ¿Cuánto sabes sobre los mayas?

Los arqueólogos han desconocido durante mucho tiempo qué causó lo que se conoce como el “colapso maya Clásico”, es decir, el abandono de muchas ciudades de la antigua civilización durante el siglo IX d. C. Ahora, los investigadores han comprobado que los mayas también experimentaron un colapso anterior en el siglo II a.C. conocido como el “colapso Preclásico”, del que se desconoce mucho más aún.

En este sentido, el arqueólogo de la Universidad de Arizona, Takeshi Inomata, sugiere junto a sus colegas en un nuevo artículo que se publicará en las actas de la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos, que ambos colapsos siguieron trayectorias similares. Estos se produjeron entre múltiples oleadas de inestabilidad social; guerras y crisis políticas que condujeron a la rápida caída de algunos de los principales núcleos urbanos.

Estas conclusiones se basan en una cronología muy refinada desarrollada a partir de radiocarbono, y que de un modo sin precedentes, ha sido utilizada para datar el yacimiento arqueológico de El Ceibal, en Guatemala, donde el equipo lleva trabajando más de una década.

Si bien las cronologías más generales sugieren que los colapsos mayas ocurrieron gradualmente, esta nueva datación, más precisa, sugiere patrones más complejos en los que crisis políticas y posteriores recuperaciones condujeron inevitablemente a sendos colapsos.

El imperio perdido de los mayas

Más información

El imperio perdido de los mayas

"Lo que descubrimos es que los dos periodos de colapso -el Clásico y el Preclásico- siguen patrones similares", explica Inomata, autor principal del estudio y profesor de la Facultad de Antropología de la Universidad de Arizona. "No es únicamente un colapso simple, sino que existen varias oleadas de derrumbe. Se encuentran en primer lugar oscilaciones más pequeñas, ligadas a la guerra y cierta inestabilidad política, y luego llega el colapso mayor, en el que muchos centros urbanos fueron abandonados. Después, parece ser que hubo una cierta recuperación en ciertos lugares, tras la que se produjo un nuevo colapso”.

Basándose en los datos obtenidos mediante datación por radiocarbono, restos de cerámicas y excavaciones arqueológicas altamente controladas, los investigadores pudieron establecer una cronología bastante exacta de las fluctuaciones de población, y de cómo la construcción de edificios aumentó y disminuyó en la zona.

Aún se desconocen los motivos

Si bien los hallazgos pueden no resolver el misterio de por qué exactamente ocurrieron los colapsos mayas, suponen un paso importante hacia una mejor comprensión de cómo se desarrollaron.

Crisis políticas y posteriores recuperaciones condujeron inevitablemente a sendos colapsos

Melissa Burham, estudiante de posgrado en antropología de la Universidad de Arizona y co-autora del artículo afirma que "es muy interesante que estos colapsos se antojen tan similares, pero no obstante se hayan producido en lapsos de tiempo muy diferentes. Ahora tenemos una buena comprensión de la cronología del proceso, lo que potencialmente puede servir como una plantilla para buscar patrones similares en otros yacimientos”.

Inomata es optimista en cuanto al futuro: "la datación por radiocarbono se ha utilizado durante mucho tiempo, pero ahora estamos llegando a un momento interesante, porque las estimaciones se hacen cada vez más precisas". Y añade: "estamos llegando al punto en que podemos llegar a comprender ciertos patrones sociales”.