Un equipo del Instituto de Astrofísica de Andalucía descubre un anillo alrededor de Haumea

"El anillo pudo haberse originado tras una colisión con otro objeto o por la liberación de parte del material superficial debido a la rápida rotación de Haumea", explica Ortiz

12 de octubre de 2017

Más allá de la órbita de Neptuno, en el Sistema Solar, hay un planeta enano denominado Haumea que, al igual que los otros objetos transneptunianos, resulta muy difícil de estudiar debido a su reducido tamaño, bajo brillo y enorme distancia con respecto a la Tierra. Pero finalmente se han podido determinar sus principales características físicas gracias a una campaña internacional de observación que ha dado pie a un estudio encabezado por astrónomos del Instituto de Astrofísica de Andalucía (IAA-CSIC) y que fue publicado ayer en Nature. El estudio revela la presencia de un anillo alrededor de Haumea, cuyas partículas heladas completan un giro en torno al planeta en el tiempo en que este rota tres veces, según explica el IAA.

"Predijimos que Haumea pasaría delante de una estrella el 21 de enero de 2017 y doce telescopios de diez observatorios europeos observaron el fenómeno", destaca José Luis Ortiz, del IAA-CSIC, el principal autor del estudio. Este método, conocido como ocultación estelar, consiste en observar el paso de un objeto por delante de una estrella de fondo. Así han podido comprobar los astrónomos que Haumea mide unos 2.320 kilómetros en su lado más largo, casi igual que Plutón, y que adquiere una forma elipsoidal similar a un balón de rugby debido a su velocidad de rotación de 3,9 horas, que hace que se deforme.

Haumea mide unos 2.320 kilómetros en su lado más largo, casi igual que Plutón

"Uno de los hallazgos más interesantes e inesperados ha sido el descubrimiento de un anillo alrededor de Haumea", asegura Pablo Santos-Sanz, también miembro del equipo del IAA-CSIC. "Ahora hemos descubierto que cuerpos aún más lejanos que los centauros [cuerpos menores del Sistema Solar que pueden comportarse tanto como asteroides como cometas], más grandes y con características generales muy distintas, también pueden tener anillos", agrega. "La formación del anillo tiene varias explicaciones posibles: pudo haberse originado tras una colisión con otro objeto o por la liberación de parte del material superficial debido a la rápida rotación de Haumea", concluye Ortiz.

Planeta enano Sistema Solar Neptuno
Outbrain