Accesos rápidos


Publicidad


Hemeroteca

Medusas

Imagen

Medusas

David Doubilet

Contenido del artículo

La belleza de estos predadores puede sorprender a quienes los conocen únicamente como un peligro para los bañistas.

Por Richard Conniff, Junio de 2000

Mira a tu alrededor, a todas esas medusas, y obsérvalas en su propio elemento, es decir, bajo el agua. Lo primero que sorprende es su inverosimilitud, que algo tan hermoso pueda estar hecho de una materia tan repugnante. Las medusas son uno de esos pequeños y terribles milagros de la naturaleza, repulsivas y bellas a la vez: una especie de gel mucoso se acaba convirtiendo en una de las formas más elegantes de la Tierra.Hasta hace poco, los científicos conocían a las medusas principalmente a partir de las formas gelatinosas y desmembradas que recogían del agua con sus redes. "Era como si para estudiar el bosque lluvioso lo sobrevolaras en globo, arrojaras una red y esperaras a ver qué recogías –me dice Richard Harbison, del Instituto Oceanográfico de Woods Hole-. Podrías atrapar un colibrí, pero no sabrías que se alimenta de néctar." Sin embargo, en los últimos 30 años los científicos han descubierto, utilizando escafandras autónomas y sumergibles, que las medusas en sus hábitats son uno de los predadores más numerosos, más eficaces y, en cierto modo, más ingeniosos de la Tierra. Sin ojos (en la mayoría de las especies), orejas, ni siquiera cerebro, se las ingenian para influir sobre casi todos los seres que viven en el océano.Lea el artículo completo en la revista.

Utilidades

  • Meneame

Comentarios


Te recomendamos este artículo Cerrar

Peregrinación a Sierra Madre

Viajando 2.000 kilómetros por las montañas de México, el autor persigue el pasado: el suyo propio y el de un enigmático explorador noruego del siglo XIX.

National Geographic España

Nerón

Nerón


Suscríbete